Aumentan más de 323% ataques con explosivos

artefactos explosivos-2

Desde drones, vehículos y diversos artefactos utilizan los cárteles de la droga para atacar a rivales y a las fuerzas armadas

Los grupos de la delincuencia organizada, especialmente el Cártel Jalisco Nueva Generación, aumentaron el uso de Artefactos Explosivos Improvisados (AEI) para atacar a sus rivales y a las fuerzas armadas durante el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Lea: La tecnología como arma del narco

De acuerdo a documentos confidenciales hackeados a la Sedena por el colectivo Guacamaya, durante el gobierno de Enrique Peña Nieto se tiene el registro de 89 ataques con explosivos, y desde diciembre de 2018 hasta septiembre de 2022, se contabilizaron 377, es decir que el incremento fue de 323 por ciento.

El Ejército reconoce que el primer ataque con artefactos explosivos en el país ocurrió el 14 de diciembre de 2012, pero fue hasta 2020, que la delincuencia organizada incrementó el número de ataques, utilizando, además, drones.

Los ataques han ocurrido en 19 estados, principalmente en Michoacán, Guanajuato, Jalisco y Chiapas, donde el control del territorio lo mantiene el Cártel Jalisco Nueva Generación.

Durante el gobierno de Peña Nieto, los eventos con artefactos explosivos se concentraron en Baja California, Ciudad de México, Edomex, Jalisco, Michoacán, Morelia, Puebla y Tamaulipas, donde hubo 16 detonaciones, que dejaron como saldo dos civiles lesionados.

Desde diciembre de 2018 y hasta septiembre de 2022, de los 377 eventos ocurridos en 19 estados, se utilizaron mil 765 artefactos explosivos, de los cuales detonaron 52.

Las cifras del General

Luis Cresencio Sandoval, titular de la Sedena, dio a conocer el pasado martes cifras actualizadas sobre el aseguramiento de artefactos explosivos improvisados. Durante la actual administración dijo se han asegurado 2 mil 803 AEI, 822 en lo que va del año y 53 tan sólo en agosto.

“En su gran mayoría no han explotado, se localizan o los delincuentes los trata de activar y por la misma forma en que están elaborados no explotan”, mencionó.

“A nivel nacional, en 22 estados se han asegurado estos artefactos. El primer lugar lo lleva Michoacán con mil 411 artefactos explosivos, 664 en Guanajuato, 396 en Jalisco y 121 en Chiapas. Son los que se tiene mayor número de aseguramientos”.

Añadió que en tierra se han identificado 2 mil 186, en vehículos 12 y en drones 605.

“Estos artefactos explosivos, los que han logrado explotar, han herido a 77 elementos: 24 militares, 10 elementos de la Guardia Nacional, 31 policías y 12 civiles pertenecientes a delincuencia organizada. Aquí tenemos cómo se ha ido comportando esta parte de los heridos, sí tenemos en este año la mayor cantidad, con 42; en el 22 y el 21, 16; en el 20, uno; y en el 19, dos.”

En uno de los archivos secretos hackeados a la Sedena que se presentaron en septiembre de 2022 en la “Reunión de Trabajo con el Comando Norte y Agencias de Seguridad de los EUA”, se señala que entre los heridos también hay siete menores, seis de los cuales resultaron lesionados en 2019 y uno en 2020. También ha habido dos víctimas mortales, una en 2020 y otra en 2021.

Un informe previo de marzo de 2022 señala como saldo de los eventos a cuatro víctimas mortales: un fabricante de los artefactos, en Tultepec, Estado de México, dos civiles en el bar La Barra, en Salamanca, Guanajuato, uno en Aguililla, Michoacán, además de 25 personas heridas, entre ellas un diputado federal en la Ciudad de México, un maestro de Bachilleres en Chetumal, Quintana, Roo, un menor de edad en Celaya, Guanajuato y cuatro en Salamanca, 17 soldados de tropa, un civil en Tepalcatepec y otro en Aguililla, Michoacán.

El jefe de las fuerzas armadas dijo que los ataques principalmente han sido contra grupos rivales o militares.

Un documento de octubre de 2021, refiere que la carga explosiva de los AEI que más ha sido empleada para su fabricación, es la pólvora pirotécnica (bajo explosivo, basada en nitratos, cloratos y carbón), representando el 55 por ciento.

Sinaloa y otras entidades

Aun cuando en Sinaloa no se han reportado ataques con explosivos, sí se ha decomisado material de la industria de la minería y construcción que se utiliza para la fabricación de los AEI. Además del estado se ha decomisado dicho material en la CdMx, Chiapas, Chihuahua, Durango, Edomex, Guanajuato, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Nuevo León, Puebla, S.L.P., Sonora, Tamaulipas, Tlaxcala, Veracruz, Yucatán y Zacatecas.

Los estados de la república con mayor incidencia en citados aseguramientos son Guanajuato y Chihuahua.

El Ejército ha detectado que los grupos delincuenciales utilizan principalmente seis diseños de artefactos explosivos: Bomba autotransportada remota; bomba con explosivo militar; bomba explosiva que se coloca en una caja de plástico o cartón y contiene piezas metálicas y componentes de seguridad e iniciación y pólvora pirotécnica; niples, que son piezas cilíndricas (metálicas o de plástico) con tapones en sus extremos, y que contienen pólvora pirotécnica; de tipo incendiario, diseñado con materiales inflamables y granada de fabricación casera.

“En la mayoría de los artefactos (en 370) resalta el empleo de sistemas manuales y es en el estado de Guanajuato donde se han observado sistemas electrónicos para provocar la detonación a distancia.
El uso de drones con cargas explosivas se ha detectado principalmente en Michoacán.

La Sedena señala que, de los artefactos explosivos, de acuerdo a su tipo, pueden ocasionar daños letales en una zona que va de los 1.5 y hasta los 5 metros.

“Los AA.EE.II. fabricados por la delincuencia organizada han evolucionado en su diseño y sofisticación, ya que por los componentes empleados (controles electrónicos a distancia, interruptores y medios de iniciación), proporcionan seguridad al agresor y mayor grado de letalidad”, señaló el Ejército en octubre de 2021 en un análisis sobre la “Situación de los Artefactos Explosivos Improvisados registrados a nivel Nacional”.

“Debido a los materiales comerciales que se emplean, se limita la capacidad de prevención y el establecimiento de controles para impedir que la delincuencia organizada fabrique AA.EE.II.; por lo que existe el riesgo de que continúe perfeccionando sus técnicas e incluso llegue a emplear alto explosivo”.

Añade que en Guanajuato se encuentran asentados 158 permisionarios de artificios pirotécnicos, 14 permisionarios de la construcción y cuatro de minería, por lo que el material explosivo se encuentra disponible en el área y es susceptible de ser adquirido por la delincuencia organizada.

“Se identifican tres debilidades importantes en el control de explosivos, principalmente de pólvora pirotécnica: la primera en la manipulación de los informes por parte de permisionarios; la segunda en la venta indiscriminada de pólvora pirotécnica al menudeo; y por último, la existencia de instalaciones clandestinas para la producción y venta de pólvora pirotécnica”, menciona.

“Actualmente para fabricar un A.E.I., se puede emplear tecnología de punta como: baterías secas de litio, contenedores móviles dirigidos, tarjetas electrónicas programables, iniciación por posicionamiento global GPS y explosivos sofisticados (C4, RDX o TATP), por lo que los AA.EE. encontrados en territorio nacional se pueden considerar de nivel medio-bajo.”

Artículo publicado el 27 de agosto de 2023 en la edición 1074 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1112
GALERÍA
Organizaciones, medios de comunicación y periodistas exigieron al Estado Mexicano extraditar a Dámaso López Serrano, el Mini Lic, para que sea juzgado por el asesinato del periodista Javier Valdez.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

Noticias

Secciones

Suplementos

Columnas

Contacto

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.