Jefe operativo de los Dámaso: raptan a su familia y se entrega a sus verdugos

EL ‘MONTANA’. Regresar muerto.

Tony Montana lideró el brazo armado con el que los Dámaso se enfrentaron a Aureliano Guzmán Loera, el Guano y a los hijos de Joaquín el Chapo Guzmán.

El pleito entre ambos grupos dejó decenas de muertos y al menos cinco víctimas inocentes asesinadas en Navolato.

Su nombre era Jesús Antonio Muñoz Parra, originario de la comunidad de El Bolsón, en Navolato.

El lunes 31 de diciembre fue encontrado asesinado a balazos, en la entrada a la sindicatura de Eldorado, el centro de operación de los Dámaso.

De acuerdo con información de las corporaciones policiales alrededor de las 8:00 horas reportaron un cadáver en el camellón.

Elementos de las corporaciones policiales acudieron al sitio y localizaron el cuerpo recargado en el pilar donde están colocadas las letras con el nombre de la sindicatura.

El Montana presentaba impactos de bala en diferentes partes del cuerpo.

De acuerdo con la información obtenida, lo obligaron a entregarse.

Días antes, hombres armados irrumpieron en la comunidad de El Bolsón y privaron de la libertad a familiares del Montana.

Según los datos, amenazaron al Montana con que matarían a sus familiares si no se entregaba.

El delincuente se entregó a quienes lo buscaban y liberaron a sus familiares y a él lo asesinaron.

El cadáver fue encontrado el 31 de diciembre pero el cadáver fue entregado por la Fiscalía a sus familiares hasta el miércoles 2 debido a que la Procuraduría General de la República lo tenía retenido.

La célula Los Montana protagonizó una lucha a balazos con Los Chimallis que causó pánico en la sindicatura de Villa Juárez, en Navolato.

El pleito empezó en febrero de 2017 tras la ruptura de Los Dámaso con Los Chapitos.

Los Montana, bajo el mando de Jesús Antonio Muñoz operaban para Dámaso López Núñez, el Licenciado; y Los Chimallis, de Francisco Javier Zazueta Rosales, el Chimal, para Aureliano Guzmán Loera, hermano de Joaquín Guzmán.

El Montana fue encontrado asesinado y el Pancho Chimal murió en un tiroteo con fuerzas federales en febrero de 2017, un mes después de haber escapado del penal de Aguaruto.

La guerra entre ambas células dejó decenas de muertos en Navolato, entre ellos al menos cinco víctimas inocentes.

Lea: La pesadilla de Villa Juárez https://bit.ly/2SHxzHh

Los Chimallis trataban de desplazar a Los Montana de la zona que controlaban de ese municipio.

De acuerdo con fuentes del área de seguridad, Los Chimallis disputaban a Dámaso el control de narcomenudeo, el robo de combustible y las salidas al mar.

El enfrentamiento que dio cuenta de la ruptura en el Cártel de Sinaloa, ocurrió el 7 de febrero de 2017, en la sindicatura de Villa Juárez.

Los Montana y Los Chimallis sostuvieron un tiroteo en la entrada a la sindicatura que dejó dos delincuentes muertos y tres víctimas inocentes.

En ese mes ocurrieron 12 asesinatos en esa sindicatura, aunque pobladores aseguraban que eran más pero los grupos delincuenciales se llevaban los cadáveres.

La mañana del 21 de febrero un grupo de delincuentes bloqueó las entradas y salidas a la sindicatura.

Los sicarios despojaron camiones que trasladaban jornaleros a los campos agrícolas y los bajaron con amenazas.

Uno de los camiones fue quemado sobre la carretera 50.

Después de que ocurrían los tiroteos, el poblado se paralizaba y las calles lucían vacías, las escuelas sin clases y los comercios cerrados.

El pleito entre las dos células que se extendió a la cabecera municipal de Navolato alcanzó a víctimas inocentes.

En el tiroteo del 7 de febrero murieron una joven que fue alcanzada por las balas y dos jornaleros que quedaron en medio del fuego cruzado.

Otra de las víctimas fue un adolescente de 16 años, baleado el 2 de marzo, en su casa en Villa Juárez, cuando hombres armados llegaron para privar de la libertad a su hermano.

El adolescente murió momentos después mientras recibía atención médica en el IMSS.

En la cabecera municipal, asesinaron a una mujer de 29 años, hombres armados que irrumpieron en su vivienda para “levantar” a su esposo.

Cuando los delincuentes se encontraban en la vivienda, llegó otro grupo armado para impedir el levantón y hubo un enfrentamiento.

La mujer quedó herida y murió cuando era trasladada al hospital.

Lea: Reportan ‘levantones’, balaceras y camiones incendiados en Villa Juárez https://bit.ly/2FdAFjd

El mismo día, también en Navolato, una mujer con ocho meses de embarazo, se dirigía a recoger a su hijo y en el trayecto se registró un tiroteo entre grupos rivales.

La joven y bebé murieron con impactos de bala.

Con el pleito entre Los Montana y Los Chimallis, Navolato terminó el 2017 como el municipio más violento del estado y el cuarto del país.

En 2016 en Navolato se cometieron 56 asesinatos y el municipio se ubicó en la posición 14 de los municipios más violentos del país.

En 2017 repuntaron los crímenes y se cometieron  142, una tasa de 99 por cada 100 mil habitantes.

Los líderes de las células que se enfrentaron están muertos; y los Dámaso están presos en Estados Unidos.

Artículo publicado el 6 de enero de 2019 en la edición 832 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

One Response

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 856
23 de JUNIO del 2019
COLUMNAS
OPINION
Ñacas y Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES