Tierra secuestrada

El Quelite
El Quelite, pueblo mágico que de “cálido” pasó a “caliente”
La denuncia del asalto sufrido en el territorio de El Quelite por una familia canadiense que residía en Mazatlán, publicada por el portal CBC News, de Notario, Canadá, y que reprodujeron la semana pasada periódicos locales y nacionales,  exhibió una vez más la inseguridad pública en el pueblo mágico.
El asalto perpetrado por un grupo armado contra la familia canadiense ocurrió dos semanas después del ataque que sufrió el pasado 24 de marzo, en esa misma zona, la familia sinaloense cuya hija fue ultrajada sexualmente.
El canadiense Jim Aitken, de 69 años, quien desde 2003 venía de vacaciones junto con su familia y periódicamente se instalaba en un fraccionamiento privado en Mazatlán, denunció que  cuando regresaba de almorzar de dicha sindicatura, ubicada a 33 kilómetros al norte de Mazatlán, un coche los bloqueó y obligó a detenerse.
Contó que viajaba con su esposa, su hijo y su nuera, cuando cuatro hombres armados con fusiles automáticos saltaron de un vehículo, corrieron hasta donde se encontraban, golpearon las ventanas con sus fusiles, haciendo un gesto para poner las ventanas abajo.
Aitken relató que él y su hijo fueron subidos al vehículo del grupo armado, en tanto que otros dos hombres armados llevaron a su esposa y nuera en el asiento trasero del vehículo, para luego trasladarlos a un lugar cercano de la autopista.
Detalló que ahí, el grupo armado los encañonó y pusieron a su hijo de rodillas y le pusieron el rifle en la cabeza y les exigieron que vaciaran sus bolsillos en presencia de la esposa de su hijo y de la suya propia, quienes vivieron el terror.
El damnificado dijo que después de despojarlos de sus alhajas y vaciarles sus bolsillos, fueron llevados a la carretera libre y dejados en libertad, por lo que jamás volverían a Mazatlán.
 
“Country Tours”
 
Luego de que la noticia del asalto a la familia canadiense corrió por la Zona Dorada de Mazatlán, la Asociación Nacional de Prestadores de Servicios de Deportes Acuáticos (ANPSDA), presidida por Darío Gómez Guevara, criticó que en el puerto promuevan “servicios inseguros” llamados Country Tours.
Señor gobernador, señor presidente municipal, señor Alfonso Gil Díaz (director de Administración Portuaria Integral de Mazatlán), no permitan la venta de servicios inseguros”, sostiene.
Están concientes, agregó, que no ha sido fácil conseguir que los cruceros regresen a Mazatlán, y “por supuesto que estamos muy agradecidos, todos los que de una u otra forma nos beneficiamos con el arribo de estos distinguidos visitantes.
“Nuestra preocupación extrema y nos referimos al grado superlativo, es que después de tanto esfuerzo, para lograr que regresaran estos barcos turísticos, actualmente se promueve y se insiste en venderles a los cruceristas los muy llamados Country Tours, que no son otra cosa que paseo por las rancherías”, asegura.
Advirtió que estos paseos “no son en la actualidad nada seguros y no queremos ni pensar en un percance con un pasajero de los barcos turísticos, porque sería una desgracia para Mazatlán, la retirada de los barcos”.
Indicó al secretario de Turismo, Rafael Lizárraga Favela, que si no toman medidas, todo este esfuerzo se puede ir al drenaje, y no deben esperar a que el problema crezca y sea irreversible.
 
“Nada de qué asustarse”
 
Los “casos negativos” en El Quelite comenzaron el 1 de enero de 2016, cuando un grupo armado irrumpió violentamente balaceando casas y vehículos y despojando de éstos últimos a los visitantes y pobladores de esta sindicatura.
El 2 de enero, el alcalde Carlos Felton González y el entonces secretario de Turismo, Francisco Córdova Celaya, fueron a degustar los platillos del mismo restaurante donde un día antes un policía había caído arrollado con todo y radio de comunicación, por la estampida de los comensales llenos de pánico.
“El Quelite sigue siendo un pueblo tranquilo, uno de los orgullos de Mazatlán y así queremos que continúe; lo de ayer (sábado 1 de enero), los reportes que tenemos es que fueron unos cohetones que alarmaron un poquito a la gente que estaba aquí, nada de qué asustarse”, dijo Felton González.
El “nada de qué asustarse” del primer munícipe se convirtió en el terror tanto de la familia sinaloense como de la canadiense que fue asaltada y vejada por el grupo armado, una, la noche del 24 de marzo, otra, dos semanas después.
La semana antepasada, fuentes extraoficiales de las corporaciones policíacas informaron que un alto mando de la policía preventiva municipal tuvo que pedir su cambio, porque el grupo armado pretendía ordenarle cómo trabajar a partir de 2016, hecho que pinta de cuerpo entero la seguridad pública en El Quelite.
 
Pesadillas recurrentes
 
Marzo. Una familia sinaloense denuncia el ataque perpetrado por un grupo delictivo que controla dicha zona, en las inmediaciones del poblado El Quelite, donde una joven de 22 años fue violada por los delincuentes.
 
Abril. El ciudadano canadiense Jim Aitken, de 69 años, denuncia en el portal BBC News, de Ontario Canadá, que él y su familia fueron asaltados por un grupo armado en el territorio de El Quelite.
 
 
 
 

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1099
GALERÍA
un accidente registrado la mañana del 30 de enero en elota dejó un saldo de 22 personas muertas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.