Trapos al sol

AMLO EN PALACIO. Cuestionamientos e intenciones. Foto CUARTOSCURO/ MARIO JASSO

La política, está demostrado, no la hacen los ángeles, tampoco los querubines y menos los miedosos.
La política son los principios y las circunstancias frente a las cuales, los responsables políticos, deben aspirar aire y tomar decisiones antes que otros las tomen por ellos porque como bien lo dijo un clásico liberal mexicano en “política no hay vacíos”, porque siempre terminan llenándose.

Y está idea termina por beneficiar o perjudicar en el corto o en el mediano plazo al político en funciones de gobierno y, peor, a la sociedad en su conjunto.

Es cuando el pasado se transforma en presente y el presente en futuro.

Ergo, no hagas cosas buenas, que parezcan malas, o haz cosas malas pero en el momento oportuno, para que parezcan buenas.

Acaso, ¿el pasado está alcanzando al presidente López Obrador con las revelaciones del periodista Tim Golden sobre financiamiento criminal? que tienen como base las indagaciones de los agentes de la DEA en 2010 y las entrevistas que el ganador de dos premios Pulitzer realizó a operadores políticos y criminales.

La evidencia hasta ahora exhibida deja más dudas que certezas lo que le permite, al menos momentáneamente, al presidente López Obrador, calificarlas de calumnias que buscan desestabilizar su gobierno e interferir en el proceso electoral de este año.

Sabe, claro, que en las circunstancias actuales al gobierno estadunidense no le conviene enemistarse con este gobierno por los temas de colaboración en materia de narcotráfico y migración.

Sin embargo, nada evita que sigan mandando torpedos mediáticos para en las negociaciones bilaterales inclinar la balanza a su favor.

El expediente, si es gordo, los norteamericanos lo pondrán sobre la mesa de negociación de los próximos meses.

No sería la primera vez que lo hacen, recordemos, cuando Donald Trump utilizó el tema de los indocumentados y aranceles a los productos agrícolas y manufacturados para que el presidente se olvidara por un momento de su discurso soberanista y puso a la Guardia Nacional al servicio de las necesidades estadounidenses.

Hoy, no son los millones de indocumentados, ni tampoco los aranceles, lo que preocupa, pero si el tráfico de fentanilo y los migrantes, que están en las fronteras buscando llegar a territorio estadounidense para “una mejor vida” dejando atrás a sus países para correr riesgos que, quizá, nunca imaginaron, en este tránsito por regiones infectadas de organizaciones criminales.

Ya veremos qué sucede en las próximas reuniones bilaterales y, si la postura del gobierno mexicano varía en favor de los estadounidenses, se abrirá una rendija para ver más de lo que está detrás de las revelaciones de Golden y, dicho de paso, también los vecinos del norte tendrán comicios en noviembre de este año y Donald Trump se perfila como el candidato por vencer.

Y, si ocurre, ahí si agárrense porque Trump sabe y no tiene prurito alguno para apretar las tuercas en la relación bilateral.

Pero eso ya no le tocará a AMLO sino a la próxima presidenta de México —y es que el candidato de MC no pinta que vaya a meterse en la contienda— y el dilema de los ciudadanos de dentro y fuera del país se resolverá escogiendo entre Claudia Sheinbaum y Xóchilt Gálvez.

Si Claudia resulta ganadora de la contienda presidencial seguramente le afectará lo bueno o lo malo que haya hecho su tutor político y estará sometida a las mismas presiones que hoy le quitan el sueño a López Obrador.

Xóchilt, en esa lógica de presiones está mejor que Claudia, no la persigue su pasado, de hecho, su pasado ha servido para fincar una campaña de esfuerzo y superación con la que muchos mexicanos de trabajo se han identificado.

No obstante, intereses son intereses, cómo bien lo recordó Ken Salazar el embajador estadounidense en México, y quizá solo cambien las formas, pero, estos se imponen como materia de negociación.

Y mientras son peras o manzanas, el torpedo está haciendo su trabajo en la percepción del presidente López Obrador y la candidata de la llamada 4T, los resultados ya los veremos en las siguientes encuestas de intención de voto y si hay un resultado favorable a los intereses estadounidense será el mejor incentivo para seguir bombardeando al “gobierno amigo” con información de lo que pudo haber ocurrido en las elecciones presidenciales de 2012 y 2018.

Incluso, en las concurrentes de 2021, cuando el crimen organizado intervino en las catorce elecciones de gobernador y cientos de alcaldías con resultados favorables principalmente para los candidatos de Morena y sus aliados.

En definitiva, esto apenas empieza y veremos más información que ha estado encriptada para el momento oportuno. Se trata de elevar el costo de que los distintos grupos del crimen organizado se vuelvan a meter en un proceso electoral que solo corresponde a los ciudadanos mexicanos.

Artículo publicado el 04 de febrero de 2024 en la edición 1097 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1099
GALERÍA
un accidente registrado la mañana del 30 de enero en elota dejó un saldo de 22 personas muertas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.