Revelan compra de inmueble de Amado Carrillo Jr. por Durazo; él lo niega

Alfonso Durazo Montaño, uno de los hombres más cercanos al candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador y presentado como el “próximo secretario de Seguridad Pública Federal”, compró una propiedad de lujo con vista al mar a Amado Carrillo Barragán, hijo del difunto narcotraficante Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos.

Dicho inmueble, ubicado en Bahía de Kino, Sonora, fue adquirido en febrero de 2012 a través de la ‘Inmobiliaria Alta Sierra’, de la cual Durazo Montaño se ostentó como administrador único y director general de la empresa, de acuerdo a El Financiero.

Según la escritura pública 5904, cuya copia posee El Financiero, Durazo Montaño, quien sería responsable de la seguridad pública en el país en caso de que López Obrador gane la Presidencia, pagó 2 millones de pesos por la propiedad.

El inmueble es un lote de terreno urbano, con una construcción, que se localiza en una zona de lujo, en avenida Mar de Cortés, del Fraccionamiento Bahía de Kino, municipio de Hermosillo, Sonora.

Según los documentos, el predio tiene una superficie de 350 metros cuadrados y se encuentra debidamente registrado ante las autoridades, con clave catastral 360022090002 y registro público de la propiedad 203865.

La propiedad está en las costas de Sonora, en la zona de Bahía de Kino. Tiene vista al mar, de acuerdo con la descripción de un avalúo realizado por el arquitecto Juan Gerardo Rojas Chang.

En dicho avalúo, que sirvió para la compra-venta del inmueble, se advierte que al momento de la compra tenía una antigüedad de 18 años y está localizada en una vialidad principal y cuenta con todos los servicios.

La propiedad tiene azulejos en muros de baños, losetas cerámicas, puertas de madera, acabados en aluminio y chapas de seguridad.

Registros oficiales revelan que la compra-venta de la propiedad se formalizó en la Notaría Pública número 4 de la ciudad de Hermosillo, cuyo titular, Miguel Ángel Murillo Aispuro, dio por cubiertos todos los requisitos presentados.

De acuerdo con lo declarado por el propio Carrillo Barragán, el inmueble lo adquirió a través de su padre, Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos, y su madre Sonia Barragán Pérez, cuando él aún era menor de edad.

La escritura de aquella transacción data de noviembre de 1988, según consta en los documentos que el mismo Carrillo Barragán presentó para finiquitar la transacción inmobiliaria.

En la transacción Carrillo Barragán, originario de Guadalajara, Jalisco, y actualmente de 32 años, y quien dijo ser comerciante, estuvo asesorado en todo momento por Gabriel Mendoza Gutiérrez, su apoderado y representante legal para pleitos y cobranzas.

Para ello presentó un poder público otorgado por Carrillo Barragán y firmado el 1 de febrero de 2012, ante el notario público número 43, Antonio Jaime Reynoso, de la ciudad de Guadalajara, Jalisco.

La empresa de Durazo, ‘Inmobiliaria Alta Sierra’, no se creó exprofeso para esta transacción, sino que se había fundado desde 1994.

Entonces los accionistas eran Pablo Humberto Durazo Montaño, Luis Carlos Valencia Samaniego, María Gabriela Chávez Murillo, Juventino Romero Buelna y María Irene Chávez Murillo. Aunque en el acta constitutiva no aparece con acciones de la empresa, en asamblea general ordinaria de accionistas, celebrada el 6 de octubre de 2004, se designó a Durazo Montaño como administrador único y director general.

Dicho nombramiento quedó registrado ante el notario público 57, Jesús Manuel Ortiz, en Culiacán, Sinaloa. Ya como titular de la empresa, Durazo Montaño formalizó la adquisición al hijo del Señor de los Cielos.

Alfonso Durazo fue contactado telefónicamente ayer por El Financiero para hablar sobre el tema, pero no aceptó la entrevista porque “voy entrando a un compromiso”, adujo.

Durazo forma parte del equipo de Andrés Manuel López Obrador, quien en enero pasado anunció su inclusión en su gabinete en materia de seguridad, en caso de ganar la Presidencia.

Nació el 11 de julio de 1954 en Bavispe, Sonora, y con dos licenciaturas, una en Derecho por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) y otra en Ingeniería Civil por la UNAM.

Años atrás, en 2003, el suegro de Durazo, Jorge Julián Chávez Castro, fue ejecutado en la ciudad de Culiacán, Sinaloa, donde fue coordinador General del Consejo de Seguridad Pública, y ex procurador de Justicia del estado.

En tanto, Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos, es sobrino de Ernesto Fonseca Carrillo, Don Neto, fundador del Cártel de Guadalajara y uno de los pioneros del narcotráfico en México.

En la década de los 90, El Señor de los Cielos, al frente del Cártel de Juárez, se posicionó gracias a su habilidad para el trasiego de droga por la vía área y se le identificó como socio del colombiano Pablo Escobar.

Cuando estaba en lo alto de su carrera delictiva, el 4 de julio de 1997, hace ya más de 20 años, se anunció de manera sorpresiva su muerte, la cual ocurrió en un hospital de la Ciudad de México donde se sometía a una cirugía plástica para modificar su fisonomía.

Sobre su hijo Amado se tuvo noticias en agosto de 2015, cuando, gracias al amparo 637/2015 que promovió en un juzgado de la Ciudad de México, se supo de la posible intención de la PGR de detener al heredero del Señor de Los Cielos.

Durazo Montaño, quien será el secretario de Seguridad Pública Federal en caso de que Andrés Manuel López Obrador gane la Presidencia, negó este viernes que haya comprado dicha propiedad.

“Fue una operación de buena lid, con dinero de procedencia lícita y realizada ante notario. La operación no se realizó con ningún Amado Carrillo Barragán. La operación se realizó con Gabriel Mendoza Gutiérrez, quien presentó un documento notariado con poder sobre el inmueble en función, y un servidor, en calidad de comprador único”, explicó en entrevista para Grupo Fórmula.

También mencionó que la compra de la propiedad se realizó a través de un pago con un cheque de caja por 2 millones de pesos, el cual fue a nombre de Mendoza Gutiérrez.

Durazo precisó que la adquisición la hizo como representante de una empresa inmobiliaria en la que él forma parte y dijo que, en caso de que el inmueble tuviese alguna irregularidad, las autoridades deberían investigarla.

“No es responsabilidad de un comprador averiguar los antecedentes de un vendedor (…) En buen plan, no me corresponde a mí como ciudadano averiguarlo. Si hubiese alguna irregularidad en la posesión de ese inmueble debería proceder el Gobierno para confiscarlo o aplicar la extinción de dominio para que no esté en manos de quien los tiene en posesión. Cuando estuvo el inmueble a la venta, y cuando el notario hizo la evaluación, no hubo impedimento para realizar la operación”, explicó.

Los comentarios están cerrados.

» Riodoce tv

Se derrumba muelle en festival en Vigo, España; hay más de 300 heridos

Columnas VER MÁS PUBLICACIONES

Zona de contacto » Fernando Ballesteros

El arreglo entre Sultanes y Rieleros

Desde los 11 Pasos » Arturo González

Kalusha suspendido por FIFA

Malayerba » Javier Valdez

Malayerba Ilustrada: El enemigo

Altares y sótanos » Ismael Bojórquez

Los nuevos escenarios para el narco

Alfabeto QWERTY » Andrés Villarreal

La llama doble

» Ñacas y Tacuachi

188996

La fuga

Interlucion, +Vector - Autores: Marco Antonio Castillo Del Rincón, Pedro Ricardo Estrada Medina - http://www.interlucion.com http://www.masvector.com