domingo, octubre 24, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad

¿Para qué se reúnen Mario Delgado y Quirino Ordaz?

ROCHA Y MARIO DELGADO. Los acuerdos privados.

“Si tú no llevas a Cuen yo tampoco”, le propuso el gobernador a Mario Delgado. “Que se vaya solo”. Cenaban en un restaurante de Lomas del Pedregal en la Ciudad de México y negociaban términos para la contienda 2021 en Sinaloa. Les gusta el salmón y los cortes, el vino y los digestivos caros. El dirigente nacional de Morena había pedido charlar con Quirino Ordaz para darle un mensaje. Era lo que más le interesaba. “Nosotros no vamos a ir contra ti, nadie de Morena irá contra ti”.

Lea: Propuse a Mario, se impusieron los números: Quirino https://bit.ly/3l74p3u

Morena ya había tomado la decisión de llevar al PAS en alianza para que apoyara la candidatura de Rubén Rocha y Delgado quiso correrle la cortesía al mazatleco en un gesto de urbanidad. Sabe que hay entre el gobernador y el presidente una relación muy cercana y compromisos que no pueden romperse en las calenturas de una contienda electoral.

La cena fue el martes 23, es decir, cuatro días antes de que Mario Delgado viniera a Culiacán a dar a conocer la alianza con el PAS. Él no la quería —quién sabe si porque ya tenía un compromiso con el gobernador— pero se impuso la fuerza política de Ricardo Monreal. De hecho tampoco quería a Rocha. Su candidato era el Químico Benítez porque sabía que es el hombre afectivamente más cercano al presidente López Obrador. Pero a Benítez lo mataron sus cuitas personales con la síndica procuradora y sus berrinchitos, sus alardes de superalcalde y su bajo reflejo en las encuestas.

Rubén Rocha presionó por la alianza con el PAS, habló con Monreal y le pidió ayuda, el último empujón. No es cierto que “fue una decisión del Nacional”; esa es la forma de sacarle la vuelta a la responsabilidad que tienen ante las críticas. Y hasta hay voces que afirman que les advirtió que si no amarraban la alianza con Melesio Cuen se bajaba de la contienda; que él estaba jugando para ganar, no para perder. Por eso se concretó.

(La alianza puede ser correcta en términos de votos y es muy probable que con ella Rocha y Morena lleguen al poder en Sinaloa, pero a un costo muy alto que habría de pagarse en el mediano y largo plazo, con cargo a los sinaloenses).

Mario Zamora, por su parte, no tuvo éxito en la operación cicatriz que implementó al día siguiente de su unción, pues una de la(o)s aspirantes al cargo, Rosa Elena Millán, se fue a otro partido. Qué se lleva, ya se verá en los resultados del 6 de junio, pero por lo pronto significa un golpe a la línea de flotación de la campaña de la coalición Va por Sinaloa; no hay que olvidar que va por el nuevo Partido Fuerza México que en Sinaloa dirige Juan Ernesto Millán, otro que se fue del PRI, hijo —y esto es lo más relevante— del ex gobernador Juan Millán Lizárraga. Si a esto le sumamos la salida de Sergio Torres para buscar la gubernatura por Movimiento Ciudadano, de lo que tenemos que hablar entonces es de un desgajamiento del partido que ahora tiene el poder, sin que haya liderazgos que lo puedan evitar. Su líder natural, el gobernador Quirino Ordaz, perdió el control del proceso interno priista y su líder formal, Jesús Valdés no ha sido capaz o no ha querido mantener la cohesión de su partido.

Tampoco la coalición prianista —el PRD es solo un membrete que sirve para ilustrar hasta dónde puede llegar la miseria moral de la clase política— ha demostrado capacidad de sumar, por el contrario. Decenas de panistas han desertado para sumarse a la coalición Juntos Haremos Historia, que encabeza Rocha y cuando no se salen anuncian que irán solos —como es el caso de los panistas de Ahome— porque dicen, no han sido tratados con “generosidad”.

Al PRI sinaloense le está ocurriendo ahora lo que le pasó a nivel nacional luego del descomunal triunfo de Morena, cuando se descuajaringó. La diferencia es que aquí el PRI tiene el poder pero lo está matando el hecho de que sus cuadros se quedaron sin expectativas… y entonces prefieren abandonar el barco. Sergio Torres, Juan Ernesto y Rosa Elena, todos en su momento colaboradores de Quirino Ordaz, le dijeron adiós a un partido que parece rendido de antemano, entregado a priori, hundido a propósito por su propio capitán, que parece mejor estar negociando su pellejo.

Bola y cadena
SIEMPRE SE HA DICHO QUE EL GOBERNADOR estaría jugando con dos cartas. En realidad es una contienda que se sale de lo clásico por muchas razones. Rocha trabajó para Quirino y por ello nunca perdieron el contacto. La excelente relación del gobernador con el presidente es otro elemento. Y la buena relación del gobernador con Mario Delgado también es vieja. El año pasado, por ejemplo, coincidieron en una fiesta del senador Pedro Haces, el dirigente nacional del Partido Fuerza México, en una de sus residencias del sur de Ciudad de México. Ahí estuvo Rocha también y varios gobernadores de diferente color. Y a no pocos les llamó la atención que Rocha, Quirino y Delgado se pasaran buena parte de la comilona apartados, hablando y brindando por el futuro.

Sentido contrario
Y ESTÁ BIEN QUE ALGUNAS COSAS ESTÉN PACTADAS, pero no hay que caer en la desfachatez. Hace días Mario Zamora llevó a cabo una reunión con priistas y funcionarios estatales de alto nivel, algunos 40. Les dijo que ya tenían permiso para ganar, presumiendo que cuenta con la venia del Palacio Nacional. El problema para él, y para Quirino, es que la reunión fue en una de las secretarías del gobierno estatal, lo cual constituiría un delito electoral que se paga con cárcel. No se vale ¿o sí? Y, por lo demás ¿ocupa Mario Zamora permiso de AMLO para ganar? Hay muchas cosas que Mario dice o hace que se desdoblan por sí solas.

Humo negro
LO ÚNICO QUE SE ME OCURRE decir al saber que en Mazatlán se registraron 300 aspirantes de Morena para las regidurías, es que desde hace mucho tiempo ese municipio se empeña en ser parte de la picaresca electoral.

Columna publicada el 07 de marzo de 2021 en la edición 945 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 978
24 de octubre del 2021
GALERÍA
Al menos 11 muertos y más de 10 heridos al caer un autobús en Ecuador
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.