La renovación de Morena y sus grupos de poder

alma alcaraz 1


Adelaido López es un economista sonorense radicado desde hace algunas décadas en Sinaloa y vive hoy a caballo entre la Ciudad de México y Mazatlán, trae detrás una militancia en la izquierda desde muy temprana edad, cuando siendo estudiante militó en la desaparecida Corriente Socialista y luego en todos los procesos de agregación política que tiene como su expresión más acabada en Morena.

Lea: El Titanic y la alianza Morena-PRI https://bit.ly/2NbOYGf

Su vínculo con grupos de ese poder en la capital del país le ha permitido tener acceso a información de primera mano, además de tener una clara visión de los grupos que existen al interior de Morena y, bien, esta semana volvió al estado, y en una entrevista que brindó al Sol de Sinaloa reveló las altas posibilidades de que Alma Alcaraz Hernández se haga cargo de la dirección de su partido en tanto en noviembre se elige a su Comité Directivo Estatal.

Alcaraz Hernández hasta hace algunos años era una destacada militante panista en el estado y todo sería cuestión de tiempo y formalidades para que se le habilite como dirigente formal, luego del desmentido que hizo el superdelegado José Jaime Montes sobre la nueva declaración infortunada de Luis Guillermo el Químico Benítez de que él sería quien llevaría el control del partido, que es imposible desde un punto de vista legal.

La ex panista es descrita por Sebastián Zamudio, el dirigente estatal del PAN, como una persona “honesta, trabajadora y con liderazgo”.

Fui de su grupo político, me confiesa con cierto aire de satisfacción y reconocimiento quien hoy es Secretaria General del Comité Directivo Estatal de Morena en el estado de Guanajuato, donde una rápida investigación periodística nos arroja que ha sostenido batallas electorales y legales exitosas contra su antiguo partido que gobierna el estado.

Hay un vacío político y pugnas precipitadas de los grupos morenistas, lo que pasa porque cada uno de los grupos puso sus cartas sobre la mesa para influir sobre la persona que vendría a ocupar el cargo acéfalo que dejó Raúl Elenes, sin embargo, ninguno hacía consenso y por ello algunos miembros del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) de Morena consideraron a una externa para que tome las riendas del partido en Sinaloa y muy probablemente cuando aparezca publicado este texto ya se habrá tomado la decisión ejecutiva.

Se dice que Alcaraz Hernández ha logrado el consenso en el CEN de Morena y entre los líderes de los cuatro grupos que existen en este partido, y esta es otra revelación de Adelaido López, lo que permite no sólo resolver el vacío existente frente a las autoridades electorales sino distender el ambiente político que ha venido subiendo de tono en las últimas semanas.

Y aunque pueda resultar prematuro, una política del calibre y ascendencia de Alcaraz Hernández, no solo hay que verla como futura líder morenista, sino posible aspirante natural a la gubernatura y eso quizá nadie lo está considerando entre los cuatro grupos existentes en Morena Sinaloa.

El que encabeza el senador Rubén Rocha Moya, que hasta ahora es el que se ha movido más buscando posicionar su imagen tanto en el centro del país, como en el Congreso local, a través del grupo que lidera Graciela Domínguez; está el núcleo de la también senadora Imelda Castro que pertenece al grupo de René Bejarano, el llamado “señor de las ligas”, que tiene una gran influencia en la política nacional y prueba de ello es la posición de Castro, pero también de Aurelia Leal, alcaldesa de Guasave; está además el grupo que lidera el Químico Benítez y en el que estarían supuestamente la diputada federal Merary Villegas y su madre, más el superdelegado Jaime Montes —quizá por eso, o por eso, el destape y el desmentido al Químico Benítez—; y por último, el converso y heterogéneo grupo El Trébol que encabeza Gerardo Vargas, ex priista malovista y ex Secretario de Gobierno, y con él estaría un grupo variopinto de gente del PRI y de la desaparecida Corriente Socialista. Incluso el mismo Adelaido López, que con ello se vuelve parte del proceso sucesorio en Morena.

Esperemos que el reconocimiento de un liderazgo como el de Alcaraz Hernández y la puesta a la vista de los grupos, venga al fin a poner orden en la casa de los morenistas sinaloenses.

Artículo de opinión publicado el 3 de marzo de 2019 en la edición 840 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 851
12 de MAYO del 2019
COLUMNAS
OPINION
Ñacas y Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES