julio 20, 2019 4:30 pm

Familia al instante

familia al instante

 La adopción es un tema complejo que no solo requiere del anhelo de quienes buscan ejercer la paternidad o la maternidad, sino que también incluye el punto de vista de los niños y niñas que no tienen papás o no pueden vivir con ellos por diferentes razones: es una posibilidad compleja que implica muchos requisitos, la cual se aborda ampliamente en Familia al instante (Instant Family/EU/2018), dirigida por Sean Anders y escrita por él junto a John Morris.

Uno de los deseos de Pete (Mark Wahlberg) y Ellie (Rose Byrne) es convertirse en papás, por lo que entran a un programa para adoptar a los hermanos Lizzy (Isabel Moner), Juan (Gustavo Quiroz) y Lita (Julianna Gamiz), quienes están separados de su madre biológica, por su recurrente adicción a las drogas.

La inexperiencia y su afán por ser los mejores padres hacen que Pete y Ellie traten de agradar de cualquier manera y en todo momento a quienes pretenden incorporar a su familia como sus hijos: no les levantan la voz y cumplen sus antojos a pesar de que su comportamiento no es el más adecuado.

Conforme pasan los días, la pareja cambia su actitud e intenta imponer reglas a los tres hermanos, y como a estos no les agrada el nuevo trato, los problemas comienzan a salir a flote. Ahora, Pete y Ellie tendrán que pensar más a fondo si en verdad quieren compartir su vida con una niña que solo quiere comer papas fritas; un niño que se la pasa lamentando por los constantes errores que comete; y una adolescente contestona, enfocada en tener novio y salir a pasear con sus amigas.

En su intención de mostrar un gran panorama de la adopción, la cinta abarca muchos de los aspectos relacionados con ella, que nunca está de más considerarlos: desde la satisfacción y alegría que ofrece el criar a tres personas, escuchar que por primera te digan, honestamente, “papá” o “mamá”, trasladarlas a la escuela y salir a pasear en familia; la preocupación de que se enfermen, se lastimen y se le tenga que llevar de urgencia al médico; el desagrado de soportar berrinches, lidiar en el súper con la terquedad de que se les compre un juguete, y contenerse para no golpearlos o gritarles por la impotencia de que no hagan lo que se les pide; hasta aguantar que te recalquen que no eres el verdadero progenitor.

El filme también expone que esta posibilidad la pueden buscar personas que se agrupan en diferentes tipos de familias: además de papá, mamá e hijos, las integradas por parejas del mismo sexo o los solteros que prefieran educar solos a un hijo.

Lo anterior no implica que el filme inspirado en la vida del propio director sea original, de hecho, es un tema contado varias veces en el cine y de una mejor manera, como en Juno: Crecer, correr y tropezar (2007), Madre e hija (2009) y Un camino a casa (2016), por ejemplo, pero tiene la virtud de que lo mismo divierte que provoca las lágrimas.

A pesar de que Familia al instante es muy predecible y no aprovecha al máximo la capacidad actoral de algunos de sus intérpretes, lleva a la reflexión y hace que su historia quede en la memoria por más tiempo que el acostumbrado. Véala… bajo su propia responsabilidad, como siempre.

Artículo publicado el 2 de diciembre de 2018 en la edición 827 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 859
14 de JUlIO del 2019
GALERÍA
EL 'CHAPO' GUZMÁN: SU DETENCIÓN, FUGA, recaptura, EXTRADICIÓN Y JUICIO EN IMÁGENES
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
ENCUESTA

A partir de hoy aumentó el transporte público en Sinaloa a $9.50 para camiones sin aire acondicionado y $10.50 y $11 con aire, ¿estás de acuerdo?

BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES