Batalla campal en el Congreso para reducir gastos

graciela en congreso (1)

El plan de austeridad que se ha puesto ya en la mesa de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO) del Congreso local tiene intranquilos a los diputados de todos los partidos políticos.

El  ajuste que se cabildea es del 42.67 por ciento a los ingresos de los diputados del Congreso del Estado de Sinaloa. Así, de un total de 169 mil 937 pesos que percibía cada uno de los 40 diputados en la anterior Legislatura, con el acuerdo quedaría en 97 mil 437 pesos.

En la propuesta de recorte de  ingresos presentada por Morena, se suprimiría un partida denominada “Fondo de Gestión Social” de 30 mil pesos mensuales que se asigna a cada legislador para distribuir, a libre criterio, entre personas que solicitan apoyos.

Lea: Con ‘Fondos de Gestoría Social’ diputados compran flores, regalos y hasta toallas https://bit.ly/2QR95de

Pero quedaría un fondo de “Gestoría Social” por 40 mil pesos mensuales, el cual no tiene regulación, a no ser que se compruebe con facturas que cubran requisitos fiscales.

El planteamiento de reducción de ingreso de los morenistas contempla eliminar la partida de “transporte”, que significaba ingresos adicionales por 12 mil 500 mensuales, para gastos de mantenimiento o compra de vehículos. Así como el ingreso por 30 mil pesos de “Fondo de Ahorro”, un bono adicional mensual.

Por concepto de “dieta” del diputado se conservaría un monto de 42 mil 437 pesos, así como una aportación de 12 mil pesos mensuales de apoyo para gastos de hospedaje y alimentos para los legisladores que tienen su residencia a más de 50 kilómetros de Culiacán, sede del Poder Legislativo.

El ajuste no contempla recortar los 20 mil pesos adicionales que reciben los coordinadores de un grupo parlamentario, ni tampoco otros 10 mil pesos extras que tienen los legisladores miembros de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO).

El Grupo Parlamentario del PRI asegura que está a favor de la austeridad y la transparencia, pero no está de acuerdo en que se eliminen los apoyos que recibe el diputado por concepto de transportación, combustible, hospedaje y alimentos, y cuyos montos suman en total 39 mil 500 pesos, porque son partidas que forman parte del gasto corriente para el desarrollo de funciones de un legislador, como lo tienen otros servidores públicos, como alcaldes, diputados federales, y funcionarios diversos.

Sergio Jacobo, líder de la bancada del PRI, presentó una contrapropuesta de austeridad, que contempla 16 acciones para recortar entre el 10 y el 15 por ciento el gasto del Congreso del Estado.

El priista reveló la existencia de un fondo de Ayudas Sociales de uso discrecional por 35 millones de pesos, el cual supera los conceptos de Gestión Social y Gestoría Social que han ejercido los 40 diputados.

Entre los diputados que no simpatizan con la idea de recortar gastos, sobre todo el de Fondo de Gestión Social de 30 mil pesos, está el diputado Eleno Flores, coordinador del Grupo Parlamentario del PT, partido que participó en la coalición junto a Morena.

“No estoy de acuerdo que vengan y quieran dejar a ciegas de cómo contribuir con la gente, como ayudarla, al que viene por un recibo del agua, al estudiante, al enfermo. Tampoco estoy de acuerdo en gastar lo que no tienes”, afirmó.

En la discusión por la austeridad en el Congreso, el coordinador del Grupo Parlamentario del PRD, Edgar González Zataraín, se fue al extremo de proponer que los diputados trabajen sin sueldo y sólo les den viáticos. “Cada quien sabrá cómo se mueve, estas son dos sesiones a la semana, si te dan los viáticos para que te vengas, como lo hacen tantos consejos ciudadanos”, declaró.

El coordinador panista Jorge Iván Villalobos propuso en cambio un plan de austeridad integral que contemple un total de 14 lineamientos, con medidas como eliminación de seguros de gastos médicos y seguros de vida, ajustes en la contratación de personal, despachos, viajes, viáticos, compra de equipo de cómputo, vales de telefonía celular, el uso eficiente de las nuevas plazas y contrataciones.

Frente a la reacciones encontradas en los diferentes grupos parlamentarios sobre la propuesta de ajuste en el gasto, la líder de la bancada de Morena, Graciela Domínguez, aclara que el planteamiento es por los tres meses de este año, ya que cuando se discuta el presupuesto para el 2019 se presentaría el plan de austeridad integral que está actualmente en construcción.

Artículo publicado el 14 de octubre de 2018 en la edición 820 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 854
09 de JUNIO del 2019
COLUMNAS
OPINION
Ñacas y Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES