Audios revelan que policías si sabían que había niños, previo a masacre de Temixco

Foto: Periódico Central.

 

Audios donde se escucha cuando los habitantes de la vivienda en Temixco, Morelos, les informan a los policías que en el interior había niños, previo a la masacre donde los agentes asesinaron a seis personas, entre ellas cuatro mujeres, una bebé de dos meses y un adolescente, fueron difundidos por medios nacionales.

También se dieron a conocer declaraciones de policías de Morelos, quienes afirmaron que nunca supieron que había mujeres y niños en el interior de la casa donde se realizó un operativo contra presuntos integrantes del crimen organizado.

En contraste, en tres audios se escucha, que al menos una personas les advirtió de la presencia de niños, lo que no evitó que iniciara una supuesta balacera  que se prolongó durante dos horas y media, de acuerdo a Sin Embargo.

Los policías argumentan que las víctimas murieron en “fuego cruzado”. Pero los audios no revelan que las víctimas estuvieran en medio de una refriega, sino bajo la amenaza de rendición de los agentes.

En uno de los audios se escucharon voces de súplica que pedían tiempo para poder vestir a los menores antes de salir para su rendición. Las grabaciones, difundidas por Televisa, han sido utilizados por Juan Manuel Céllar, abogado de las cuatro personas acusadas por el caso Temixco, para lograr la liberación inmediata de los detenidos.

La carpeta de investigación cita que todo ocurrió la madrugada del jueves 30 de noviembre en la vivienda registrada con el número 238 de la calle Francisco I. Madero, de la colonia Rubén Jaramillo, de Temixco.

De acuerdo con la investigación, los policías dispararon contra los habitantes de la vivienda bajo el argumento de que repelieron un ataque a balazos, en el que resultaron muertas cuatro mujeres, un adolescente y una bebé de dos meses.

 

Los policías se hicieron pasar como víctimas ante la prensa, en distintas entrevistas que dieron a la prensa mexicana. Pero eso no se escucha en las grabaciones. No se revela que estuvieran acorralados y bajo fuego.

En las grabaciones, se escuchan las voces de un hombre y una mujer cuya ubicación es desconocida y otro que presuntamente estaba dentro de la casa mientras se registraba la balacera.

–¡Que diga que ya se van a entregar! –dice la mujer en la grabación.

–Di que ya te vas a entregar, nene, para que ya quede grabado –dice un hombre, el que graba desde un celular.

El hombre, adulto, dice: “Sí, sí, ya ahorita, nada más que me den zapatos”.

En la primera grabación se escucha por lo menos un bebé y varias mujeres, y como voz principal, la de alguien a quien le decían “nene” y es quien narró lo que ahí estaba pasando.

En un segundo audio, el sujeto que se encontraba al interior de la vivienda describe que los uniformados continúan disparando.

–Sí, güey, nada más llegaron tirando y están de mamones aquí, que nos van a matar…

Luego grita:

“Denos chance, nomás estamos cambiando a los niños, ¡ya! ¡Brenda, pásame unos zapatos!”

En el audio tres, se oye la voz del hombre al otro lado decir que todo había quedado grabado.

–Nene…

–Hey.

–[M]ira, ahorita borras la llamada. Ya quedó grabado, les dices. Yo ya grabé todo lo que están diciendo, ¿sale? Para que no vayan a buscar mi número y no sepan a quién le mandaste [las conversaciones].

La defensa de la familia informó que las grabaciones fueron presentadas ante el juez de control en audiencia diversa que se llevó a cabo el sábado 2 de diciembre. Sin embargo el juez en ese entonces no le dio valor probatorio. Señaló que no está “acreditado el número de donde salieron las llamadas”.

El lunes 4 de diciembre, en una audiencia de vinculación a proceso, el juez de control Job López Maldonado ordenó la liberación de las cuatro personas que enfrentaban la acusación de homicidio en grado de tentativa, debido a que en los resultados de los peritajes hubo diversas incongruencias de las declaraciones de los policías, entre lo que destaca que las chapas del domicilio se forzaron y no había orden judicial.

Se comprobó por los peritos en criminalística que los policías alteraron la escena del crimen, así como también entregaron ante el ministerio público armas que no coincidían con los cartuchos percutidos y balas que se encontraron en el sitio; se dio a conocer que sí hubo disparos desde la calle, así como también tanto los policías como los acusados resultaron negativo en las pruebas de balística.

Por tanto, el abogado defensor de los imputados declaró que ante las incongruencias notorias del caso, se presumía que las seis personas fallecieron como producto de una ejecución, debido a que los cuerpos presentaban el llamado tiro de gracia y no como resultado de un fuego cruzado, como lo señaló el comisionado estatal, Jesús Alberto Capella Ibarra.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1100
GALERÍA
un accidente registrado la mañana del 30 de enero en elota dejó un saldo de 22 personas muertas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.