Los enroques de Vargas Landeros

ahome cambios

En Ahome, cambios de gabinete para seguir igual

Durante semanas, el alcalde de Ahome, Gerardo Octavio Vargas Landeros, estuvo espantando a sus funcionarios de que, al cierre del primer tercio de su gobierno, serían evaluados, y, podrían, algunos, no continuar en el cargo, y otros serían ratificados.

Pero nunca dijo que también podrían convertirse en burocracia saltibanquis o en chapulines laborales. Y eso, finalmente sucedió.

Vargas Landeros no realizó ningún cambio, sino enroques. Es decir, quitó a algunos de sus cargos, para colocarlos en otro, una clase de cambiar todo para que nada cambie.

El alcalde sacó al secretario de Economía, Bernardo Xavier Cárdenas Soto, y lo colocó como gerente general de la Junta de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Ahome (Japama) para desplazar a Raúl Pérez Hernández, quien le botó la oferta de ser el director de Servicios Públicos Municipales, pasando a ser desempleado.

El cargo de Cárdenas en Economía le fue dado a Héctor Emmanuel Ibarra Flores, actual presidente de la delegación Los Mochis de la Cámara de la Industria y Transformación (Canacintra) y quien resultaba ser un palero del gobierno para promover a la empresa Gas y Petroquímica de Occidente y su lucha por construir la planta de amoniaco en Topolobampo, un proyecto que inició Vargas Landeros cuando fue secretario General de gobierno con Mario López Valdez.

Feliciano García Mendoza, quien se desempeñaba como director de Servicios Públicos Municipales pasa a la Secretaría de Bienestar, cuya titular, Claudia Canto Hernández fue recontratada como enlace con la Asociación de Autoridades Locales de México (AALMAC). El puesto de García le fue entregado a Norberto Javier Valdez Valdez.

Acompañado del Secretario de la Comuna, Genaro García Castro, el Alcalde anunció enroques en dependencias secundarias. Así, David Murillo Tamayo, fue removido de la Gerencia Administrativa de JAPAMA para asumir la Oficina de la Presidencia Municipal en donde José Francisco Montoya Robles fue retirado, en tanto que Olivia Peña Beltrán, que se desempeñaba como asistente de Presidencia, pasa a ser la secretaria particular del Presidente Municipal.

Vargas Landeros no tocó a Inspección y Normatividad, en donde empresarios afiliados a la Intercamaral pidieron el cese de Enrique López Miranda, porque provocó un desastre de invasión de calles en la zona 30 y otros lugares con la proliferación a mansalva de puestos callejeros, y el fleteo de permisos verbales para la invasión de zonas peatonales; ni tampoco hizo referencia a la secretaría de Obras Públicas, Urbanismo y Ecología, cuyo titular, Jaime Romero Barreras fue señalado por colegios de arquitectos de estar atrás del robo de áreas verdes disfrazada de ventas de demasías o desde donde se cocina la venta de espacios públicos a particulares que violan el Plan Director, incluso, hizo nula referencia al jefe de servicios legales, Dalvingh Iturrios Corrales, que fue señalado por empresarios de amañar juicios para provocar pérdidas millonarias al municipio.

Para Guillermo Padilla Montiel, ex presidente del Comité de Usuarios y Servicios de Los Mochis y actual fundador de Vigilantes Ciudadanos por la Democracia consideró que los cambios son nada y parte de una estrategia de simulación para que sigan los mismos. Y dijo que el ejemplo claro es Japama, en donde el nuevo “es inadecuado”, precisó.

Y como este, los cambios “son sin ton, ni son”.

Consideró que con los perfiles de los reciclados funcionarios no se logrará avance en la reposición de la infraestructura dañada y por la capacidad de estos no se buscará un mejoramiento de la ciudad.

Citó un ejemplo: cuando repararon los socavones ofrecieron que entre Común y Obras públicos repondrían el pavimento, pero hoy resulta que el hundimiento ya no está, pero tampoco el concreto. Entonces, las dependencias municipales fallaron.

“Aquí siguen los mismos problemas, calles destrozadas, socavones, drenaje colapsado, falta de iluminación y otros servicios públicos con deficiencias.

Con el gabinete que tiene Vargas Landeros no van a cumplir las ofertas de mejoras de infraestructura ni de gestión porque es visible que el Gobierno de Sinaloa y el federal no le están dando dinero para obras.

Por qué no hay dinero en el ayuntamiento? Esa es la pregunta que Vargas Landeros no responde, opinó.

Así, el trabajo de la administración es mediocre y malo: hacia abajo.

Artículo publicado el 08 de enero de 2023 en la edición 1041 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1112
GALERÍA
El colapso del escenario durante mitin de Jorge Álvarez Máynez en San Pedro Garza García, en Nuevo León suma al momento 9 personas muertas y más de 70 heridas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.