martes, diciembre 7, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad

Perlas de pepe

 

 

De una semana para acá, en distintos puntos de la ciudad (hasta en las redes sociales), me han abordado conocidos y no, para decirme que vieron a Paco Ignacio Taibo II con su bigote, la Coca-Cola, su cigarro, su conocimiento y la camiseta de Feliart 2010 en varias intervenciones para History Channel.

En la mayoría he percibido el orgullo de que un producto muy nuestro, creado a contra viento y marea, sea promovido (y con esto, claro, a Mazatlán) en un canal de cobertura mundial por una figura emblemática de la literatura latinoamericana, con libros publicados en 28 países del planeta. Me han preguntado cuánto costaría esto. Sepa. En otros, además del mismo orgullo, un dejo de malestar y un soplo de solidaridad por las circunstancias, como queda en relevancia en este comentario del fotógrafo mazatleco Édgar Piña en Facebook:

Uno de los símbolos literarios de la Feria del Libro y las Artes de Mazatlán, Paco Ignacio Taibo II, hace lo que dejan de hacer las autoridades pertinentes (llámense educativas o de orden municipal), publicitar a ese movimiento literario que se vivía en la Machado. En buena parte de sus grabaciones sobre las gestas insurgentes de la Independencia para History Channel, aparece con su camisa impresa de una de las ediciones de Feliart (creo, la última), que para mi ver, es un documental de relevancia por lo no contado oficialmente por la historia de nuestro país…

Los más allegados (por una curiosa inclinación para reafirmar su cercanía; de pura carrilla, pues) se muestran ansiosos por saber de “a cómo fue la mochada” para que Paco apareciera en el History Channel con la camiseta azul en la que un cuervo poeniano posa altivo en uno de los periscopios de un submarino pariente del de Los Beatles, que emerge de un mar hecho de rizos, como si ese hombre de firmes y polémicas convicciones, de lealtades a ultranza, ocupara una “mochada” para expresarse. Pero la carrilla es la carrilla, y hay que aguantarla, como aquella que me dio Paco cuando llegué tarde a una cena con él en la Machado, por estar atendiendo a Jorge G. Castañeda, a quien no puede ver ni en pintura, caricatura o cosa parecida:

—¡Judas! —me dijo de bienvenida, y no me la acabé.

 

Texto editado del libro Mira esa gente sola, capítulo “El padrino de la Feliart en History Channel”.

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 984
05 de diciembre del 2021
GALERÍA
Al menos 22 muertos dejó la erupción del volcán Semeru en Indonesia este fin de semana
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.