La fertilidad masculina a la baja

fertilidad 59

En los últimos 50 años, el conteo de espermatozoides ha caído en más del 50 por ciento; obesidad y abuso de sustancias entre las causas principales

Los niveles de concentración de espermatozoides liberados durante la eyaculación van en picada. En los últimos 50 años esta métrica ha visto una reducción preocupante.

Los investigadores tomaron datos de 223 artículos publicados entre 1973 y 2018, que recopilaron muestras de esperma de un total de 57 mil hombres en todo el mundo, y encontraron que las concentraciones promedio de esperma humano se redujeron en un 52 por ciento y el recuento total de espermatozoides se redujo en un 62 por ciento.

Se calcula que en la década de los 70 se producían alrededor de 101 millones de espermatozoides por mililitro de semen, hoy en día, el promedio ronda los 49 millones.

Según la Organización Mundial de la Salud, “bajo recuento de espermatozoides” es una designación que se le da a los hombres que producen 15 millones de espermatozoides o menos por muestra.


Poco y de mala calidad

Por si la reducción en la cantidad fuera poco, el estudio también revela una baja en la calidad de los gametos masculinos. El porcentaje de espermatozoides aptos para la fecundación es cada vez menor.

“Lo que más impacto tiene en lo que vemos es la pérdida de movilidad de los espermatozoides. Sin ese atributo, disminuye la capacidad de fecundación”, asegura el urólogo y andrólogo Moacir Rafael Radelli, vicepresidente de la Asociación Brasilera de Reproducción Asistida.

Los expertos señalan que es preocupante el aceleramiento del problema, pues aseguran no saber hasta donde pueda llegar.

En cuanto a cuáles son las causas que han provocado esta reducción los expertos señalan algunas.

Obesidad

La obesidad por sí sola desencadena la producción descontrolada de distintas hormonas, así como la interrupción de la producción correcta de testosterona, la hormona más importante para la producción de gametos masculinos.

Cuando el tejido adiposo abunda en la zona genital, los órganos reproductores funcionan de manera distinta a la esperada.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) calcula que un 39 por ciento de los hombres tienen sobrepeso en el mundo, esta estadística es fácil de vincular con la baja en la producción de esperma ya que también en los 70 la obesidad aumentó de manera acelerada.

Infecciones de transmisión sexual

Algunas infecciones sexuales pueden causar inflamación en el epidídimo, un órgano cuya función es la de madurar y almacenar los espermatozoides.

Cuando este tiene un mal funcionamiento, la producción y la calidad del esperma se ve afectada.

Datos de la OMS revelan que en 2020 hubo 129 millones de nuevos casos de clamidia y 82 millones de gonorrea entre hombres y mujeres. Esta tasa se ha mantenido estable o al alza en las últimas décadas.

Otra enfermedad vinculada es el Virus del Papiloma Humano (VPH), que se dice puede afectar la producción e incluso el ADN de los espermatozoides.

Uso y abuso de sustancias

El uso de pastillas, geles e inyecciones de testosterona para ganar músculo puede provocar una atrofia testicular. Cuando la hormona se suministra en grandes cantidades, el cuerpo deja de producirla, lo que conduce a azoospermia, una condición donde se dejan de producir espermatozoides por completo.

El tabaco, alcohol y otras sustancias alcaloides también afectan a la producción de esperma.

Computadora en el regazo

Esta es muy actual. El cuerpo humano tiene una temperatura corporal de 37 grados, pero las proteínas que ayudan a la formación de espermatozoides trabajan únicamente a 34 grados y esta es la razón de que los testículos se encuentran por fuera del cuerpo.

Es por lo que si se coloca un dispositivo caliente el funcionamiento testicular decae.

El doctor Yefim Sheynikin, profesor de Urología en la Universidad Stony Brook de Nueva York, realizó un estudio sobre el tema. En él detectó que la temperatura escrotal de un hombre aumenta casi tres grados por cada hora que pasa una laptop sobre las piernas.

Para este mal, el único remedio es utilizar una mesa o escritorio cuando se trate de trabajar con computadora portátil.

Interruptores endocrinos

Los pesticidas y otros agentes tóxicos son reconocidos como posibles promotores de diversos tipos de cáncer. Incluso la contaminación se menciona como promotor de enfermedad cardiaca.

Ahora, también son mencionados como disruptores del sistema endocrino y posibles causantes de la baja en el conteo de esperma.

Para quienes desean tener un hijo, los expertos recomiendan cambiar el estilo de vida para mejorar la calidad y cantidad de gametos masculinos, en caso de que aun con los cambios en el estilo de vida se siga dificultando la fertilidad, se recomienda la ayuda de un especialista.

Artículo publicado el 18 de diciembre de 2022 en la edición 1038 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1115
GALERÍA
Agentes de la Sedena, FGR y GN, aseguraron seis vehículos, así como sustancias químicas, en un inmueble de la colonia Progreso, al sur de Culiacán.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.