miércoles, diciembre 7, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

En 2017 la UAS tampoco pagó ISR, revela auditoría

JESÚS MADUEÑA Y JUAN EULOGIO GUERRA. Cuentas por aclarar.

El Servicio de Administración Tributaria (SAT) requirió el pago de 2 mil 035 millones de pesos de ISR de 2015 y 2016 a la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS), pero según la Auditoría Superior de la Federación, en 2017 la Universidad solo enteró una parte y quedaron pendientes 235 millones 947 mil 700 pesos.

Lea también: El adeudo millonario de la UAS al SAT, que Rocha evidencia y el rector niega

En los ejercicios de 2018 y 2019 la ASF detectó que sí pagaron el Impuesto Sobre la Renta pero con multas debido a que lo hicieron fuera de tiempo.

De acuerdo con los documentos, las retenciones de ISR de 2015 y 2016, fueron usadas para el pago de cuotas del IMSS, Infonavit y Fonacot.

El gobernador Rubén Rocha Moya dio a conocer que el SAT estaba requiriendo a la UAS el pago de 2 mil 035 millones de pesos de ISR no enterado y accesorios moratorios.

El rector de la UAS, Jesús Madueña Molina, dijo que no reconocían el adeudo y señaló que de 2015 a 2021 el Gobierno del Estado no entregó a la Universidad los recursos de devolución de ISR.

Señaló que la UAS tiene dos juicios de nulidad contra el SAT y una suspensión contra cualquier orden de embargo que la autoridad fiscal pretenda ejecutar.

La falta de pago de ISR fue detectada por la ASF en las cuentas públicas, en las que señala en qué se usaron esos recursos y en esos años pidió auditorías al SAT.

Hasta el momento, el SAT solo ha requerido el pago de 2015 y 2016.

La auditoría de 2015 indica que con la revisión del rubro de servicios personales, se verificó que la UAS no enteró al SAT el ISR por concepto de retención de salarios por 364 millones 601 mil 100 pesos.

Del las retenciones que debieron enterar al SAT, estableció la ASF, 153 millones 714 mil 900 pesos fueron entregados a trabajadores como prestación, de acuerdo con el contrato colectivo de trabajo; y 210 millones 886 mil 200 pesos fueron utilizados para el pago de cuotas y aportaciones de seguridad social al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y al Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (INFONAVIT), sin presentar documentación que acredite un acuerdo con el SAT para no enterar el impuesto.

La ASF solicitó una promoción del Ejercicio de la Facultad de Comprobación Fiscal para que el SAT instruya a quien corresponda con el propósito de que audite a la Universidad Autónoma de Sinaloa, con registro Federal de Contribuyentes, UAS651204MZ9, a fin de constatar el cumplimiento de sus obligaciones fiscales, debido a que no enteró el Impuesto Sobre la Renta y lo utilizó para pago de prestaciones a los trabajadores y pago de cuotas obrero patronales

“Se presume un probable daño o perjuicio o ambos a la Hacienda Pública Federal por un monto de $364,601,122.29 pesos más los intereses que se generen desde su disposición hasta su reintegro a la cuenta bancaria de la Tesorería de la Federación, por no enterar el Impuesto Sobre la Renta al Sistema de Administración Tributaria”, señala la auditoría.

En 2016, ocurrió lo mismo. La UAS retuvo a los trabajadores el ISR, pero en ese año fueron 453 millones 536 mil 800 pesos.

La ASF asegura que constató que la Universidad solo enteró al SAT un monto de 55 millones 754 mil 600 pesos y no proporcionó evidencia del pago de 397 millones 782 mil 228 pesos.

De los recursos que no enteraron, 207 millones 116 mil 700 pesos fueron utilizados para el pago a los trabajadores como prestación de acuerdo al contrato colectivo de trabajo y 190 millones 665 mil 500 pesos para el pago de cuotas obrero-patronales al IMSS, Infonavit y Fonacot.

Ese año la ASF también solicitó al SAT una auditoría a la UAS para que constatara el cumplimiento de sus obligaciones fiscales.

“Se presume un probable daño o perjuicio o ambos a la Hacienda Pública Federal por un monto de 397 millones 782 mil 228 pesos para su entero a la cuenta bancaria del Sistema de Administración Tributaria por no enterar el Impuesto Sobre la Renta y utilizarlo para el pago a los trabajadores como prestación de acuerdo al contrato colectivo de trabajo y para el pago de cuotas obrero patronales”, indica.

En 2017 la Universidad retuvo 391 millones 187 mil 800 pesos, de los cuales solo enteró al SAT 155 millones 240 mil 100 pesos.

La ASF determinó un monto pendiente por enterar de 235 millones 947 mil 700 pesos, de los cuales 167 millones 881 mil 100 pesos se usaron para el pago a los trabajadores de la prestación denominada “Impuesto Federal”.

En el transcurso de la auditoría, la Contraloría General de la UAS, integró un expediente Administrativo de Responsabilidades, para determinar posibles responsabilidades administrativas de los servidores públicos; sin embargo, según la ASF, no solventa la observación.

De nueva cuenta la ASF solicitó al SAT auditar a la universidad para constatar el cumplimiento de sus obligaciones fiscales.

El mismo año, la ASF pidió al SAT otra auditoría a la UAS para que constatara el cumplimiento de sus obligaciones debido a que no generaron los Comprobantes Fiscales Digitales por Internet (CFDI) por el pago de remuneraciones al personal.

Según la ASF, la UAS destinó recursos del ejercicio fiscal 2017 para el pago de servicios personales por 727 millones 540 mil pesos.

Del total pagaron por concepto de “Impuesto Federal” 167 millones 881 mil pesos, de IMSS 22 millones 727 mil 800 mil pesos, en “Bono (Vale de despensa) 43 millones 16 mil pesos, de “honorarios asimilables a sueldos y salarios” 78 millones 753 mil pesos, de “aguinaldo” 316 mil 984 pesos y de “prima vacacional” 98 millones 176 mil pesos.

De esos pagos, la Universidad “no proporcionó evidencia de haber generado los Comprobantes Fiscales Digitales por Internet (CFDI)”, indica la ASF.

En el ejercicio de 2019 realizaron las retenciones y el pago del ISR relativos a enero y agosto de 2019 en forma extemporánea, lo que generó recargos y actualizaciones.

Al año siguiente, en 2020 retuvo y enteró el ISR por concepto de salarios pero realizaron tres pagos fuera de los plazos establecidos, lo que generó recargos por 540 mil 600 pesos.

Artículo publicado el 27 de marzo de 2022 en la edición 1000 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
RÍODOCE EDICIÓN 1036
GALERÍA
Cientos de personas, entre ellas el gobernador Rubén Rocha asistieron a la CdMx a la marcha convocada por el presidente Andrés Manuel López Obrador
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.