miércoles, octubre 20, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad

El ‘tengan para que se entretengan’ que AMLO nos dejó

AMLO Y EL GOBERNADOR. Trasfondos por ver.

Parece un vicio de la clase política hablar de compromisos cumplidos. Es tan grande la percepción de los ciudadanos de que los políticos mienten y no cumplen sus promesas, que uno de los principales esmeros de los gobernantes es cambiar esa idea en la gente, por lo menos en lo que a ellos respecta.

Por estos días se ha escuchado la misma frase, de dos políticos en el poder: del presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador cuando dijo durante su tercer informe que, si se iba en ese momento se iría contento porque ya había cumplido. Y el otro es el gobernador de Sinaloa, Quirino Ordaz, quien ha estado machacando la misma frase a unos meses de dejar el poder.

Es comprensible que tampoco acepten que muchas de sus políticas fracasaron o están fracasando, pero pasearse con la bandera del deber cumplido cuando la realidad los increpa a cada paso, es hasta petulante. Ningún gobernante en México puede presumir que le cumple a sus gobernados. Menos en estos niveles. Puede ser que en los municipios se encuentren algunas excepciones, pero en los estados y a nivel presidencial las deudas seguirán allí no solo porque hay inercias muy difíciles de combatir, sino porque en muchos casos no solo falta voluntad política para hacerlo, sino que los propios hombres y mujeres de Gobierno se convierten, al llegar al poder, en parte de los problemas.

Un buen ejemplo de esto es Mario López Valdez quien, al final de su mandato, dijo con arrogancia “le he cumplido a Sinaloa”, cuando la realidad era que estaba dejando al estado mucho peor que como lo había recibido. Nefasta su administración, muchos recordarán el sexenio de Malova como uno de los más funestos de la historia moderna de Sinaloa, como uno de los más corruptos, como uno de los más frívolos, como uno de los más impunes…

Quirino Ordaz Coppel puede hablar de la obra pública, las carreteras, los parques, la remodelación de rúas, la construcción de hospitales… pero hay agendas que eran y siguen siendo urgentes y que ni siquiera volteó a verlas. Una de ellas, por ejemplo, es la de las mujeres. La parte social del gobierno quedó como la encontró salvo por aquellas reformas y medidas que se hicieron a partir de iniciativas que no eran suyas, sino de la oposición, a partir de la llegada de Morena al poder en 2018.

Sinaloa se encuentra entre las entidades con mayor incidencia en feminicidios y con los márgenes más altos de impunidad en este rubro. Las desaparecidas y los desaparecidos son otro de los temas que el gobierno de Quirino Ordaz no atendió mientras los registros, que llegan ahora a más de 3 mil 500 casos solo en su administración, se siguen acumulando.

Es verdad que en el rubro de homicidios dolosos se observa una tendencia a la baja, pero esto se debe más bien a la pax narca que hay en Sinaloa, más que a políticas de seguridad del gobierno estatal, que han sido más bien contemplativas.

La corrupción que prometió combatir, siguió campeando en la entidad. Quirino no solo perdonó a los que se iban –allí están la mayoría de los casos de ex funcionarios malovistas llevados a juicio, donde el propio gobierno y la fiscalía “autónoma” retiraron los cargos–, sino que permitió o auspició “compras” a través de empresas factureras –Empresas Facturadoras de Operaciones Inexistentes (EFOS), les llama el SAT), por decenas de millones de pesos, lo cual motivó, en febrero pasado, una denuncia de la organización ciudadana Iniciativa Sinaloa, ante la Auditoría Superior del Estado.

Si hablamos de percepciones, Quirino tenía una gran ventaja y es que el referente inmediato, el gobierno de Malova, había sido profundamente decepcionante. Peor no podía ser. Así de simple. El gobernador enfocó su tarea en la construcción de obra, sobre todo la que se ve, la que luce, no la que va por debajo de la tierra porque esa no se puede presumir. En esa caja puso todas sus fichas y el resto no le importó, por decir lo menos.

Ni hablar con él de justicia social. Es un concepto que no entiende ni se preocupó por entender. No podía esperarse otra cosa porque esto tiene que ver con su formación tecnócrata ¿De dónde pues una vocación así? No se saca madera del tule.

Bola y cadena
EL QUE SE EMPEÑA EVALUAR CON DIEZ el desempeño de Quirino Ordaz al frente del gobierno de Sinaloa es Andrés Manuel López Obrador, quien el sábado pasado, unas horas después de anunciar que lo invitaría a su gabinete, lo propuso como embajador de México en España. Unas horas antes, al analizar el quinto informe de gobierno de Ordaz Coppel, los diputados locales de Morena lo habían hecho garras. No solo le señalaron ineficiencias, sino que lo acusaron de encabezar un gobierno que se desempeñó con dispendio, frivolidad y discrecionalidad. Lo dijo Graciela Domínguez, quien defendió siempre férreamente las posiciones de Morena contra las iniciativas de Quirino. Pero ya no respondió a la llamada cuando se le buscó para que opinara sobre la invitación de AMLO a Quirino.

Sentido contrario
A PARTIR DE ESTO, MUCHAS CONCIENCIAS deben estarse debatiendo en contradicciones que solo pueden explicarse por el pragmatismo que permea hoy día la política en nuestro país. Eso no quiere decir que se esté de acuerdo con ello. Mario Zamora, por ejemplo, solo dijo que siempre es muy bueno que un sinaloense forme parte del gabinete presidencial… creo que son muy buenas noticias para Sinaloa… sin duda es un reconocimiento al trabajo del gobernador Quirino Ordaz. ¿No fueron los priistas hace dos semanas a la OEA para denunciar que en las elecciones pasadas Morena hizo alianzas con el crimen organizado?

Humo negro
¿QUÉ HAY EN EL FONDO DE esta relación tan sui géneris que surgió desde hace años entre el presidente de la república y el gobernador? Eso todavía no está claro más que para ellos. Si se vale especular y dado el amor que el presidente le agarró a los militares, podría pensarse que tiene que ver con el general Salvador Cienfuegos, padrino de bodas del mazatleco y de la señora Fuentes.

Columna publicada el 12 de septiembre de 2021 en la edición 972 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 977
17 de octubre del 2021
GALERÍA
Al menos 11 muertos y más de 10 heridos al caer un autobús en Ecuador
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.