lunes, septiembre 27, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad

DEA se mantendrá en alerta tras deceso de Juan José Esparragoza

esparragoza

Tras el deceso de Juan José Esparragoza Monzón el Negro o el Azulito, el gobierno de Estados Unidos dijo que mantendría sus sistemas de inteligencia en estado de alerta para detectar si el narcotraficante realmente había perecido de COVID-19.

“Se le seguirá buscando, sin duda”, dijeron fuentes del Departamento de Justicia de Estados Unidos (USDOJ).

Una situación similar enfrentó la fiscalía estadounidense en 2014 cuando trascendió la noticia de que Juan José Esparragoza Moreno, el Azul, padre del Negro, había muerto de un ataque al corazón después de un accidente, y funcionarios de Estados Unidos declararon entonces que para ellos no estaba muerto, y que continuarían buscándolo, hasta que no se tuviera la certeza de que realmente hubiera fallecido.

“Lo que podemos decir sobre este asunto es que, independientemente de la naturaleza de la muerte de Esparragoza Monzón, una pérdida siempre es inesperada y profundamente familiar y, por lo tanto, en este momento nos deseamos comentar respecto a su muerte”, dijo la DEA en un escueto comunicado enviado a esta redacción.

El Negro era uno de los narcotraficantes de más bajo perfil dentro de las familias que operan bajo la marca del cártel de Sinaloa, aunque de acuerdo con las autoridades estadounidenses, se encargaba de coordinar una red de distribución de droga que era traficada al sur de Estados Unidos, además de administrar recursos provenientes del narco.

Por ese motivo, la Oficina para el Control de Activos Extranjeros (OFAC), habría ubicado a varios de sus familiares, incluyendo su madre Ofelia Monzón Araujo que, según el Departamento del Tesoro, se prestaba para invertir dinero proveniente del narco y abrir negocios, incluyendo gasolineras que tenían en todo Culiacán, además de invertir en la compra de bienes inmuebles y en la creación de empresas en los estados de Baja California, Baja California Sur, Jalisco, Querétaro y Sinaloa

Ello habría influido para que la DEA, a través de testigos protegidos e informantes, pusieran los ojos en Esparragoza Monzón, pues como ha sido el caso de otros narcotraficantes sinaloenses, el Negro no contaba con orden de aprehensión por parte del gobierno mexicano pero ya era requerido por el gobierno de Estados Unidos.

Tras su arresto, el 19 de enero de 2017, Esparragoza Monzón fue recluido en el penal de Aguaruto en espera de su eventual extradición, pero dos meses después de su detención, y temiendo ser trasladado a Estados Unidos, el Negro se fugó de la prisión, y durante los próximos años anduvo a salto de mata, siempre moviéndose discretamente entre la sierra de Badiraguato, de donde era originario, y Culiacán.

 

Las cuentas de EU

Desde el 2012, el Departamento del Tesoro habría ubicado a varios de los prestanombres de la facción del Azul, incluyendo esposas, hijos, primos, además de 10 empresas que no sólo lavaban dinero, sino que se prestaban para traficar drogas ilegales pero en ninguno de los documentos consultados se identificó al Negro como parte de esa red, según documentos de la DEA.

Entre las personas señaladas por la OFAC destaca María Guadalupe Gastélum Payán, una de las esposas del Azul, a quien se le atribuyó la propiedad de una empresa en Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco. La firma, Grupo Cinjab, S.A. de C.V., junto con Grupo Impergoza, S.A. de C.V. presuntamente se encargaban de manejar el desarrollo inmobiliario Provenza Residencial, del centro comercial Provenza y del parque industrial La Tijera.

También fueron acusados cuatro hijos que el Azul procreó con Gastélum Payán: Brenda Guadalupe, Cristian Iván, Juan Ignacio y Nadia Patricia Esparragoza Gastélum. Ofelia Monzón Araujo, otra presunta esposa del capo, también fue vetada por la OFAC, igual que Juvencio Ignacio González Parada, Elvira Araujo Monzón, Ulises Guzmán Ochoa y Martín Humberto Ponce Félix.

Las empresas afectadas fueron siete gasolineras ubicadas en Culiacán: Servicios Buenos Aires, Estaciones de Servicios Canarias, Gasodiesel y Servicios Ancona, Gasolinera Álamos Country, Gasolinera y Servicios Villabonita, Petrobarrancos y Servicios Chulavista. Todas ellas se encuentran actualmente fuera de servicio.

No ha sido hasta ahora que la DEA y el USDOJ ha reconocido que hay un individuo identificado con ese nombre, entre los narcotraficantes que más buscan.

Al Negro le sobrevive su esposa Gloria Beltrán Leyva, hermana de Alfredo Beltrán Leyva, el Mochomo, con quien habría procreado una familia

Artículo publicado el 24 de enero de 2021 en la edición 939 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 974
26 de SEPTIEMBRE del 2021
GALERÍA
Lava de volcán de la Palma incendia varias casas y vehículos
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.