julio 25, 2021 2:13 PM

La mayoría que nunca tuvo Morena en el Congreso

GRACIELA DOMÍNGUEZ. Contra las inercias.

Todo indica que el tiempo de Morena ya pasó en el Congreso del Estado. “Lo que natura no da…”  Llegó con una mayoría amorfa y así se ve en su retirada. Si no es que peor. Lograron contener la corrupción en la administración del Congreso, igual que el despilfarro y los privilegios, pero no consiguieron muchos de los propósitos de una agenda que elaboraron sobre las rodillas, luchando contra las inercias y el poder corruptor del gobierno estatal; contra la debilidad ideológica del grupo y la avaricia de algunos de sus diputados. La alianza forjada para la elección se resquebrajó en cuanto algunos de los diputados electos por partidos coaligados vieron que podían sacarle raja a sus posiciones y sus votos. Es el caso de Fernando Mascareño, por ejemplo, que llegó por el Partido Encuentro Social (PES) pero desde el principio votó a favor del bloque priista y en contra de Morena. Hasta que fue expulsado de la bancada.

A Mascareño le siguieron otros. Palestino Carrera, del Distrito 02, de Ahome, se abrió en varias de las iniciativas importantes de Morena. Una de ellas, la que impulsó para legalizar el matrimonio igualitario y que casi le cuesta la expulsión. Con él las cosas llegaron hasta el CEN de su partido, donde se dirimió una queja que puso contra su jefa de bancada, la diputada Graciela Domínguez, a quien acusó de “violencia política”. La diputada Karla Montero, quien llegó por el PES, anda por las mismas, votando en un sentido y en otro, nunca con un compromiso ni una afinidad con la bancada que dice integrar. En todo caso, tanto ella como Mascareño se quedaron sin partido porque desapareció, y eso, tal vez, les da la libertad de elegir donde les vaya mejor. Igual Mariana Rojo, que nunca tuvo afinidad con Morena, anduvo dando tumbos y en junio de 2019, cuando se votó la iniciativa de los matrimonios igualitarios, le dio la espalda al partido que la llevó al Congreso, planteando, incluso, junto con cinco diputados más, la posible renuncia a la bancada de Morena.

En el mismo grupo se encuentra Flor Isela Miranda, de Guasave, quien pronto encontró la manera de sacarle jugo a la diputación sin importarle mucho si hay o no un proyecto de nación que incluye a los estados y municipios y sus formas de hacer política. Ella mira por ella y sus proyectos, entre ellos ser alcaldesa de Guasave. Morena le importa un pito.

Detrás de todo este desparpajo en la bancada de Morena hay una razón de fondo: su naturaleza. No llegaron como un grupo compacto sino como retazos, muchos todavía lampareados por un triunfo que no esperaban ni en sus más remotos sueños.  Pero, además de esto, la falta de una operación política eficaz de quienes lideran el grupo. De Graciela Domínguez en la relación cotidiana con los diputados, algo que se le ha dificultado desde un principio, porque llegó por la vía de representación proporcional, algo muy común en estos menesteres, pero que los diputados de Morena y los coaligados nunca aceptaron. Tampoco hay una buena operación desde el cuerpo de asesores, que, se supone, están entre otras cosas para idear cómo mantener cohesionado al grupo parlamentario. Hay, en la cúpula de la bancada morenista que hoy gobierna el Congreso, una clara convicción por las transformaciones que se requieren en materia legislativa y en la administración del cuerpo de este poder; lo que ha faltado es habilidad, pericia y hasta firmeza.

Se les acabó el tiempo mientras la bancada contraria, la del PRI, la que defiende los intereses del gobernador por sobre todas la cosas, les comía el mandado por debajo de la mesa. Quedó demostrado en la sesión del jueves pasado, cuando habiendo sacado un dictamen para reprobar las cuentas del gobierno estatal, Morena terminó perdiendo por un voto la votación, para que al final las cuentas de 2018 fueran aprobadas a pesar de que habían sido encontradas anomalías en el gasto.

Bola y cadena

TRISTE PAPEL JUGARON LOS DOS DIPUTADOS del PAN, Jorge Iván Villalobos y Roxana Rubio, al apoyar la cuenta pública del ejecutivo estatal, cuando antes eran precisamente los diputados de este partido los que cuestionaban el manejo irregular de los recursos públicos. Lástima de escuela que tuvieron. ¿Y el partido? ¿No hay en el PAN quién llame a cuentas a estos diputados? ¿No era el PAN un partido de una disciplina interna incuestionable? ¿Qué quedó del orgullo blanquiazul? Lo mismo puede decirse de la diputada Angélica Díaz, del PAS, qué voto a favor de las cuentas. Y del diputado del PRD, Edgar González. ¿Estas posiciones representan ya los acuerdos tomados con el gobierno estatal con miras a las elecciones del 2021?

 

Sentido contrario

NUEVE DE LOS DIEZ GOBERNADORES que conforman la llamada “Alianza Federalista”, la mayoría del PAN, cambiaron la dirección de sus ataques; ya no van contra el presidente Andrés Manuel, sino contra el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, del cual pidieron su renuncia al hacerlo responsable de las decenas de miles de muertes causadas por el Covid-19. Se puede discutir el manejo que ha hecho el gobierno federal de la pandemia, pero también de los estatales. Y nadie saldría bien librado. Y también hablar sobre las políticas de Salud de los últimos 20 años, causantes de que el virus esté haciendo estragos en mucha gente debido a sus padecimientos crónicos, entre ellos la obesidad y la diabetes.

Humo negro

CON UN PROMEDIO DIARIO DE 28-30 muertes por Covid y considerando que seguiremos estacionados un buen rato en el nivel de contagios, se puede prever que a finales del mes que inicia tendremos más de 3 mil fallecidos, muchos más de los que se previeron en el peor de los escenarios. Pero hay gente que todavía no cree que esto sea verdad o que se cree inmune al contagio. Ni modo: aquí nos tocó vivir.

Columna publicada el 02 de agosto de 2020 en la edición 914 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 965
25 de julio del 2021
GALERÍA
Abanderados de México y apertura de juegos Olímpicos Tokio 2020 sin público
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.