julio 31, 2021 7:31 PM

La legalización que no pudo evitarse más en Sinaloa

MATRIMONIOS GAY. Larga lucha ganada.

“¡Viva el matrimonio igualitario!” expresó en tribuna la diputada de Morena, Graciela Domínguez Nava, la mañana en que se aprobaron las reformas al Código Familiar del Estado de Sinaloa.

El escenario era totalmente diferente al del 18 de junio de 2019, cuando se llevó el mismo tema al Pleno durante la actual Legislatura y Morena no pudo conseguir el número de votos suficientes para legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo.

“No lo logramos. Faltaron algunos votos, no nos faltó vocación constitucional ni voluntad para acatar sentencias y recomendaciones”, recordó.

Y ahí mismo, con la asistencia de apenas 23 diputados, pero los suficientes para lograr el quórum legal, rememoró que muchos dijeron entonces que Morena habría sufrido la peor derrota legislativa y que como mayoría habían fracasado.

Ausentes, en la sesión del pasado 15 de junio, estaban todos los diputados del Grupo Parlamentario del PRI en un salón de plenos que lució con múltiples banderas con el emblemático arcoíris de los movimientos LGBT. Los promoventes de las reformas, Santiago Ventura y la hoy diputada electa por Morena, Almendra Negrete, estaban envueltos en las coloridas banderas, sentados en primera fila. Fueron los únicos en tener acceso a la sesión ordinaria donde se aprobaron las reformas.

Tampoco estuvieron presentes los diputados del PT, Eleno Flores Gámez, Apolinar García Carrera y Fernando Mascareño Duarte.
La presidenta de la Mesa Directiva, la panista Roxana Rubio Valdez, inició la sesión, pero cuando llegó el momento de abordar el punto de aprobación al Código Familiar abandonó el recinto. Tampoco estuvo el coordinador de la bancada del PAN, Jorge Iván Villalobos. Ausente también el diputado sin partido José Manuel Valenzuela López.

El Poder Judicial les había puesto ultimátum de tres días para votar las reformas al Código Familiar en respuesta a una sentencia que derivó de un amparo que solicitaron los activistas del movimiento LGBT. Ese martes se vencía el plazo legal. De no hacerlo debían pagar una multa o incluso ser sancionados con la separación del cargo.

El argumento legal se sintetizó es una razón de igualdad constitucional, por lo que la definición del matrimonio en el Código Familiar no debía ser excluyente. La reforma debía aprobarse para que los artículos 40 y 165 definieran al matrimonio y al concubinato como la unión de personas en lugar de las establecidas entre un hombre y una mujer.

Afuera de las instalaciones legislativas, desde cerca de las ocho de la mañana llegaron seguidores de diversos grupos religiosos para impedir las inminentes reformas que permitirían el matrimonio igualitario. Bloquearon el acceso principal y demandaron tener acceso a la sesión.

Desde un día antes, el secretario general del Congreso del Estado, José Antonio Ríos Rojo, había advertido que por los protocolos sanitarios, no habría acceso al público en la sala de plenos, y que solo habría un ingreso restringido a 50 personas en el salón Constituyentes, para seguir la sesión mediante pantallas.

Adentro, en el salón Constituyentes, no se agotaron los espacios, en su gran mayoría fueron ocupados los seguidores del movimiento LGBT. En algunos de los pasillos algunos pequeños grupos de mujeres con velos en sus cabezas entonaban cánticos religiosos, mientras más de algún pastor de grupos protestantes planteaban realizar oraciones, otros más buscar también la lucha legal.

Ahora no hubo un solo posicionamiento en contra en tribuna. En realidad solo asistieron los 23 diputados que votarían a favor, los que estaban en contra optaron por no asistir. Uno a uno, desfilaron los oradores, en su mayoría de Morena, redundado en razones, argumentos y exposiciones sobre la aprobación del matrimonio igualitario.

El diputado del PRD, Edgar González, dijo en tribuna que votaría a favor del matrimonio igualitario plenamente convencido, no obligado por ningún juzgado ni tribunal. La legisladora Karla Montero, quien reiteró ser lesbiana, pidió también abrir la mente al concepto de familia, no pensar necesariamente en la figura de papá y mamá, y aclarar que hace dos años no pudo estar en la votación por una incapacidad médica.

El viraje en la posición sobre el matrimonio igualitario lo tuvo el PAS, ya que en la votación de dos años atrás había emitido un voto en contra.

“En el PAS seguimos pensando que la palabra matrimonio debe mantener su significado, y a la vez estamos a favor del respeto del Estado de Derecho”, argumentó en tribuna la diputada del PAS, Angélica Díaz Quiñónez, al mencionar que estaban en favor de cumplir la sentencia que el 16 de diciembre de 2019 había dictado el Juez Tercero de Distrito.

Al momento de la votación la posición de los diputados era clara, ahora mediante su visualización en el tablero electrónico. La diputada de Morena y presidenta de la Comisión de Equidad, Género y Familia, Francisca Abelló, quien fungió como secretaria Mesa Directiva, cantó el resultado de la votación: “23 votos a favor, cero en contra y 17 desapariciones”.

Así, por unanimidad, se aprobó el dictamen en medio de aplausos y abrazos de los diputados presentes en el salón de plenos. En el salón Constituyentes en donde estaban miembros de la comunidad LGBT estallaron la alegría y las porras. El festejo rápidamente se unió en los pasillos con Santiago Ventura y Almendra Negrete para celebrar la aprobación del matrimonio igualitario.

Afuera, los grupos religiosos ya se habían retirado, estaban en su lugar seguidores del movimiento LGBT, con banderas, sombrillas, cubrebocas, camisetas con los colores del arcoíris.

Una pareja incluso formalizó su compromiso, con anillo en mano y globos, para ser de las primeras en poder unirse en matrimonio luego de la aprobación del matrimonio igualitario en Sinaloa.

Por la noche, el edificio del Palacio Legislativo lució con los colores del arcoíris de la diversidad, como festejo junto a la comunidad LGBT de la reforma histórica al Código Familiar en Sinaloa.

Artículo publicado el 20 de junio de 2021 en la edición 960 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 965
25 de julio del 2021
GALERÍA
Protestas y celebraciones ante destitución de primer ministro y suspensión de parlamento en Túnez
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.