lunes, enero 17, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

La inundación que viene en Los Mochis

HÉCTOR HALLAL. ‘Gobiernos insensibles’.

Engaños, simulaciones e infraestructura fallida, las acciones de gobierno

Estamos a unas semanas de una nueva inundación, y esta será más severa que la que provocó la tormenta 19-E en septiembre del 2018, porque el drenaje pluvial es insuficiente y el sanitario está colapsado, en tanto que los gobiernos se hicieron tontos y ejecutan obras ineficientes en las que sólo se oculta dinero público; el Congreso del Estado simuló acciones y terminó como comparsa de acciones dañinas a la sociedad, opinó Héctor Hallal Zepeda, comisionado de la Asociación de Comerciantes Organizados de Los Mochis del proyecto Plan Maestro de Pluviales para Ahome.

“Han pasado seis meses de la tragedia que no sólo provocó pérdidas materiales cuantiosas, sino muertes de civiles ajenos a la desidia oficial y por lo tanto víctimas de los gobiernos insensibles, y epidemias de enfermedades asociadas a los brotes de aguas negras simultáneas en la ciudad y zona rural”, dijo ante el colectivo Vigilantes Ciudadanos por la Democracia, y que denunció ante reporteros.

“La verdad estamos preocupados por el futuro de todos. Una lluvia puntual y a todos nos va a tocar padecer las consecuencias, incluyendo los diputados omisos y funcionarios ineptos y los eficientes. Las acciones emprendidas como aperturas de líneas de desfogue de encharcamiento y que se dan a llamar drenajes pluviales sirven sólo para el lucimiento de los gobernantes, pero terminarán siendo ineficientes. En realidad, nadie ha hecho nada inteligente. Todo es simulación y silencio para seguir jodiendo al ciudadano”, afirmó.

Comentó que se aportaron soluciones que se obtuvieron por estudios científicos, académicos, técnicos y de sentido común planteados en el foro del 14 de diciembre del 2018 en la Cámara de Diputados de Sinaloa, la realidad es que todo quedó sin avanzar, a excepción de la foto que publicaron los medios de comunicación masiva para el lucimiento de los legisladores y el gobierno.

Criticó que esto sucediera por la descoordinación que se observa en el gobierno y en el poder legislativo.

Y citó ejemplos de obras pensadas para el fracaso: drenaje pluvial en Las Mañanitas que descargará al dren Mohicahui, en donde un particular redujo a un metro la conducción de 15 metros de agua, generando un tapón hidráulico; antes de llegar a ese punto, el mismo dren presenta 10 obstrucciones y peor aún, descarga aguas de lluvia de 100 hectáreas agrícolas, por lo tanto es disfuncional; el drenaje pluvial sobre la calle Santos Degollado descargará en el Dren Juárez, que en las lluvias se satura. Obra “atrapatontos”, calificó; rebombeo en la Magisterial, concluirá en el mismo Dren Juárez, que ya descarga saturado por drenar las aguas agrícolas.

Para los gobiernos estatal de Quirino Ordaz Coppel y municipal, de Manuel Guillermo Chapman Morenola, la prioridad política debe ser la gestión de las obras pluviales ya autorizadas en el Presupuesto de Egresos de la Federación 2019 y que tienen que ver con el desvío del dren Juárez, lo que resolvería en un tercio las inundaciones de la ciudad, y evitaría que las aguas agrícolas descargaran en la ciudad.

Hallal Zepeda comentó que ante la inacción y simulación de los gobernantes y del Congreso local, los particulares que promovieron y realizaron el primer foro para la elaboración del “Plan Maestro para el Drenaje Pluvial en el Norte de Sinaloa, para los próximos 50 años”, resolvieron llamar la atención del Presidente Andrés Manuel López Obrador, y en una carta abierta levantaron la voz, y propusieron acciones prioritarias: la regulación desde las cámaras abaja y alta de obras de drenaje pluvial con base a un plan maestro a largo plazo; que el ayuntamiento formalice al responsable  coordinador de drenajes pluviales y prevención de daños por inundaciones; la gestión del PEF 2019, atención urgente de drenaje sanitario colapsado y continua con la limpieza y desazolve de los drenes principales que conducen el agua del valle al mar.

El profesionista que tiempo atrás fue el único que resolvió de fondo la escases de recursos que año con año padecía el Patronato de Bomberos de Los Mochis, y cuya herencia administran hoy los nuevos mecenas, reconoció que el problema de fondo para levantar las entrañadas del municipio es de 2 mil 500 millones de pesos, y resulta inalcanzable para la comuna pues enfrenta un rezago de más de 50 años. “No será resuelto en el corto plazo por la autoridad de eso estamos conscientes”.

Y concluyó: “Si queremos mejor calidad de vida como habitantes de esta comunidad, necesitamos replantear la óptica de solución, en el corto, mediano y largo plazo”.

Artículo publicado el 5 de mayo de 2019 en la edición 849 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 990
16 de enero del 2022
GALERÍA
La erupción de un volcán submarino cerca de Tonga, en el Pacífico Sur, provocó un tsunami
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.