La lucha diaria por encontrarlos

 

desaparecidos mochis 1

 

Las “Rastreadoras de Cuerpos”, un año de buscar a familiares desaparecidos

 

 

Este sábado, la asociación Desaparecidos de El Fuerte, conocidos internacionalmente como “Las  Rastreadoras de Cuerpos”,  cumplirán un año de fundación.

Y como arrancaron, en aquella calurosa mañana del 12 de agosto del 2014, este fin de semana lo repetirán: una marcha desde la entrada principal de la cabecera municipal del municipio de El Fuerte hasta la plazuela, en donde las madres con desaparecidos podrían presentar un posicionamiento.

La cita es a las nueve de la mañana de este sábado 12 de septiembre en la estación de servicio de la calle principal.

Un año atrás, ellas no fueron atendidas por el alcalde Marco Vinicio Galaviz, sino por el secretario y el entonces comandante de policía, a quien le recriminaron la participación de gendarmes en desapariciones forzadas. Entonces se prometió indagar las denuncias, pero un año después esas investigaciones continúan sórdidas. Y peor aún, los entonces desaparecidos aún están ausentes. Y las denuncias por desaparecidos no cesan, sino que aumentan.

“Cuando iniciamos, teníamos 48 casos de desaparecidos, hoy tenemos 112. Hace un año, pensábamos que uniéndonos en la búsqueda de los nuestros, la tendencia se reduciría, pero es lo contrario: va en aumento. Nuestros sentimientos nos hicieron crear una posibilidad de éxito, pero no fue así. A nosotras más bien nos une el dolor por la ausencia de nuestros hijos, de nuestros hermanos, del esposo, del padre, y de ellas también”, comenta Mirna Nereida Medina, quien inició el grupo con la búsqueda de su hijo, Roberto Corrales Medina, el Chacharitas, desaparecido a manos de un grupo policial el 14 de julio del 2014.

Desde ese día ella se concentró en su búsqueda y realizó investigaciones propias, al margen de la autoridad, pues ésta le dio más evasivas que afirmaciones, más descalabros que certezas.

En dos meses de ir de calle en calle, de personas tras persona, completó las últimas horas que civiles vieron a su hijo.

Supo que él pagaba piso a un comandante de la policía y que éste fue el que se llevó a su hijo. Dio el nombre a la autoridad y ésta ni siquiera indagó lo suficiente. Días después, aquel policía realizó una visita a su negocio, que entonces estaba cerrado por las constantes ausencias de la maestra retirada. Aquella era una amenaza velada, pero tampoco la desestimuló. Había hecho una promesa en ausencia de su hijo, y esperaba cumplirla contra todo. Esa promesa de encontrarlo, aún la tiene en pie.

“Todas las que tenemos un ser desaparecido, estamos en esta lucha diaria de encontrarlos. Todas hicimos esa promesa de encontrarlos, y la mantenemos. Ese compromiso unió a personas de Los Mochis, Guasave, Sinaloa, Chihuahua, Sonora y de otros estados que poco a poco se van organizando para encontrar a sus desaparecidos”.

Mirna Nereida asegura que un año después de buscar cuerpos en el monte, de rastrearlos en laderas, en las riberas de río, en parcelas, drenes y en dondequiera, la localización de seres humanos continúa.

“Vamos a cualquier pista. En esa búsqueda de un año, nos hicimos peritos, excavadoras, ministerios públicos, policías interrogadoras, aprendimos de todo y de todos, y aún no terminamos”.

En ese año de rastreo de cuerpos, recuenta, la autoridad aprendió a escucharnos, pero no a darnos resultados y mucho a menos a transparentar la información. “Aún es reacia a hablar claramente, y se escuda en una secrecía que a las familias nada les sirve”.

La lucha, la búsqueda y el rastreo continuarán, promete, hasta encontrarlos.

Saldos pendientes

Jesús Arnoldo Serrano Castelo, Subprocurador Regional de Justicia en la Zona Norte reconoce que la búsqueda de personas desaparecidas con perros rastreadores ha tenido problemas de protocolo, además de las propias condiciones caninas.

No obstante los obstáculos, acepta que hay tres casos en los que la búsqueda ya fue aprobada y sólo es cuestión de las que las condiciones sean las óptimas para darse. Esa búsqueda no será publicada ni publicitada, porque es reservada.

Serrano Castelo afirma comprender el dolor de los y las miembros de las “Rastreadoras” porque es un asunto que realmente lastima la dignidad humana. “Creo que son personas muy fuertes, que en el dolor ratifican su fortaleza, y nosotros como institución estamos para apoyarlas y encontrar en vida a sus seres queridos ausentes.

Dice que es tanto el compromiso que el propio agente del Ministerio Público del Fuero Común asignado a personas ausentes realiza diligencias a deshoras, con la finalidad de encontrar a los desaparecidos.

 

Cifra

112 desaparecidos a julio de 2015

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1099
GALERÍA
un accidente registrado la mañana del 30 de enero en elota dejó un saldo de 22 personas muertas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.