agosto 11, 2020 9:15 AM

Los municipios más violentos de Sinaloa

delitos

El año pasado Sinaloa registró la cifra más alta de la década reciente en violaciones con 228 casos

 

 

La incidencia delictiva en Sinaloa está distribuida en seis municipios. En un análisis de 12 delitos, se desprende que esos municipios son los que presentan las mayores tasas por cada 100 mil habitantes.

Badiraguato tiene la tasa más alta en feminicidios; Mocorito en homicidios dolosos y secuestro; Mazatlán en robo a casa habitación y violación; Culiacán en lesiones dolosas, robo de vehículo, violencia familiar y robo a comercios y a bancos; Elota en homicidio culposo; y Ahome en narcomenudo.

El Estudio sobre Seguridad y Justicia en el Estado de Sinaloa del Consejo Estatal de Seguridad Pública, revisa la incidencia de los últimos años a nivel nacional, estatal y municipal.

El informe menciona que si bien hubo disminuciones en los delitos de alto impacto, aquellos que impactan directamente a las familias, como el robo a casa y violencia familiar,  presentan incrementos, mostrando que en 2019 la violencia giró hacia los hogares.

En 2019, con 40 feminicidios, Sinaloa se ubicó como la sexta entidad con la tasa más alta con 2.35 por cada 100 mil mujeres.

De no implementarse políticas públicas efectivas de prevención, con el presupuesto que se requiere y personal capacitado para ponerlas en marcha, así como mecanismos para una evaluación permanente, la incidencia de este delito podría incrementarse e incluso alcanzar el máximo registrado en 2017 de 86 casos, indica.

Los municipios con las tasas más altas fueron Badiraguato con 19 feminicidios por cada 100 mil mujeres, seguido de Mocorito con 13 y Rosario con siete.

En homicidios dolosos Sinaloa mejoró dos lugares en la escala de homicidio doloso a nivel nacional, tanto en incidencia total como en tasa por cada 100 mil habitantes.

Con 895 homicidios el año pasado, el estado terminó en el lugar 11 nivel nacional con una tasa de 27 asesinatos por cada 100 mil habitantes.

El documento señala que si la tendencia a la baja continúa, Sinaloa podría cerrar el 2020 con menos de 800 casos, la cifra más baja en los últimos 15 años.

Los municipios con las tasas más altas durante 2019 son Mocorito con 104, Culiacán con 53 y Badiraguato 53  por cada 100 mil habitantes.

INCIDENCIA DELICTIVA. El asedio de las armas.

En homicidios culposos la impunidad es total pues de mil 264 delitos cometidos entre 2018 y 2019 solo se dictó una sentencia condenatoria.

El informe menciona que es necesario adoptar enfoques de movilidad, seguridad vial y planeación urbana centrados en el ser humano, además de reforzar o retomar campañas de concientización y prevención.

Los municipios que concentran este delito son Elota con 46 por cada 100 mil habitantes, Rosario con 28 y Mocorito con 27.

En narcomenudeo señala que “se requiere la implementación de políticas públicas que combatan de manera eficaz el narcomenudeo, pues si bien Sinaloa tuvo un comportamiento a la baja en este delito en 2019, la venta de droga se observa de manera cotidiana en las calles. Además, debe analizarse el efecto que causa el consumo de drogas, sobre todo porque no se observan programas efectivos de tratamiento para infractores y consumidores”.

Durante el año pasado se abrieron 614 carpetas de investigación por este delito pero solo se obtuvieron 17 sentencias.

Los municipios con las tasas más altas son Ahome con 47 carpetas por cada 100 mil habitantes, Mazatlán con 31 y Culiacán con 20.

La violencia familiar superó a delitos de alto impacto, como el robo de vehículo, en 2019.

Del año 2010 al 2019 se triplicó la tendencia, pese a los presupuestos asignados en una década a los organismos de protección a mujeres y la familia.

De 4 mil 271 casos el año pasado, en Culiacán se cometieron 207 por cada 100 mil habitantes, en Guasave 228 y en Angostura 174.

El año pasado Sinaloa registró la cifra más alta de la década reciente en violaciones con 228 casos.

Tan solo el Hospital de la Mujer en Culiacán atiende por semana hasta dos casos de abuso sexual.

Derivado de la tendencia de los últimos tres años, estiman que 2020 pudiera cerrar con 300 carpetas de investigación.

Los municipios con las tasas más altas de violación son Mazatlán con 10.5, Guasave con 9.29 y Culiacán  con 8.

En el delito de secuestro Sinaloa se ubica dentro de los estados con menor incidencia.

La efectividad del sistema penal en este delito es baja, pues a pesar de que la incidencia en secuestro fue de apenas 9 casos registrados, sólo se dictó una sentencia condenatoria.

En la última década en el estado secuestraron a 233 víctimas, lo que tendría un primer impacto en casi otras mil personas, pues el promedio de familia en México es de 4 personas.

Los municipios con las tasas más alta son Mocorito con 2, Culiacán con 0.52 y Ahome con 0.42.

El delito de lesiones dolosas fue el tercero de mayor incidencia en el estado durante 2019 con 2 mil 388 casos, sólo por debajo de violencia familiar y robo de vehículo.

“De no atenderse este tipo de agresiones o violencia, se desencadenará el incremento de otros delitos como homicidio y feminicidio. 4 de cada 10 víctimas son mujeres, lo que indica la necesidad de integrar el tema a las estrategias de atención y análisis de delitos como violencia familiar”, señala.

En Culiacán se cometieron 103 delitos por cada 100 mil habitantes, Guasave con 101 y Mazatlán con 95.

El robo de vehículo es el segundo delito de mayor incidencia en Sinaloa con 4 mil 231 casos, a pesar de que en los 3 años recientes ha mantenido una tendencia a la baja

Los 17 mil 115 vehículos robados en los tres años recientes equivalen a todos los vehículos de tres municipios de Cosalá, San Ignacio y Choix.

Los municipios con las tasas más altas son Culiacán, 260, Mocorito con 137 y San Ignacio con 134.

En robo a comercio, con 87 casos por cada 100 mil habitantes, Culiacán se mantiene como el municipio con mayor incidencia. Durante el año pasado robaron en 987 comercios en todo el estado.

De no generar resultados en los programas preventivos y en combate a la impunidad, la capital del estado mantendrá las demandas constantes del sector productivo y organismos intermedios, establece.

Después de Culiacán los municipios con más incidencia fueron Mazatlán con 12 y Ahome con 12.

El robo a casa fue el delito de mayor aumento en 2019 con 422 casos.

El municipio con la tasa más alta fue Mazatlán con 24 robos por cada 100 mil habitantes, seguido de Culiacán con 19 y Ahome con 18.

El robo a banco durante 2019 tuvo la constante que los 41 robos se cometieron con violencia.

Sinaloa es el segundo lugar nacional en este delito en tasa por cada 100 mil habitantes y, junto con el Estado de México, Ciudad de México, Morelos y Oaxaca, concentra casi la mitad de todos los casos denunciados a nivel nacional durante 2019

Las instituciones bancarias más afectadas el año pasado en Sinaloa fueron Banamex, Bancoppel y Banco Azteca.

El municipio con la tasa más alta fue Culiacán con 3.77 robos por cada 100 mil habitantes.

“En nuestra entidad, el 100 por ciento de los casos se cometen con violencia, que se asocia al uso de armas. Se requiere atención especial en este tema, de no establecer políticas públicas efectivas y verdaderos operativos de inteligencia para el desarme ilegal, el porcentaje de delitos cometidos con violencia seguirá en aumento, poniendo en riesgo la vida de potenciales víctimas del delito”, indica el documento.

Artículo publicado el 05 de julio de 2020 en la edición 910 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 915
09 de agosto del 2020
GALERÍA
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos