abril 14, 2021 4:10 PM

Identifican a joven desaparecida; su cuerpo estuvo 8 años en una fosa común en Culiacán

sabuesos 1

Irma Edith Macías Ortiz fue reportada como desaparecida el 1 de abril de 2012 en el municipio de Navolato, Sinaloa, y el 9 de octubre de ese mismo año, tres cuerpos fueron hallados en una fosa clandestina en El Tambor, uno de ellos era de Irma, pero para que las autoridades identificaran su cadáver tuvieron que pasar ocho años.

La Fiscalía General del Estado de Sinaloa informó que a través de análisis de genética forense y en coordinación con el colectivo de búsqueda Sabuesos Guerreras, lograron confirmar que el cuerpo de la mujer desaparecida cuando tenía 39 años y se encontraba en una fosa común en Culiacán, era el de Irma Edith.

“Con fecha 2 de diciembre de 2013 se inició la averiguación previa CLN/EDFPE/220/2013/API, en la que se denunció la desaparición de Irma Edith, quien trabajaba en la ciudad de Navolato (como mesera) y desde abril de 2012 no tenía contacto ni comunicación con su familia”, señala.

“En dicha denuncia se mencionó que la mujer ausente, al momento de su desaparición presuntamente habría estado acompañada de una amiga, quien el 9 de octubre de 2012 fue localizada sin vida semi enterrada en las playas de El Tambor, Navolato, lugar donde también se encontraron los cuerpos de un hombre y una mujer”.

La dependencia explica que  el 27 de marzo de 2013, la Agencia del Ministerio Público del municipio de Navolato, solicitó a la entonces Procuraduría General de la República (PGR), la elaboración de los perfiles genéticos de los dos cuerpos restantes, en busca de coincidencia con el ADN de la familia de Irma Edith, el 5 de junio de 2013, se remitió el dictamen en materia de genética forense. en el que se advierte “que no se encontraron correspondencias al realizar la confronta del perfil genético de la muestra, quedando almacenados en la base de datos para posteriores confrontas”.

Seis meses más tarde, el 9 de diciembre de 2013, la familia autorizó que personal de la Agencia del Ministerio Público Especializada en Desaparición Forzada de Personas extrajera nuevas muestras biológicas para la elaboración de perfiles genéticos, con la colaboración institucional con la entonces PGR.

“En fecha 30 de mayo de 2014, se recibió dictamen en materia de genética forense por parte de la PGR, donde se informa que los perfiles genéticos se ingresaron para su cotejo, sin resultado positivo hasta esa fecha”.

La familia de Irma Edith declaró que en esa ocasión las pruebas de ADN practicadas a los huesos del cadáver se habían hecho equivocadamente a los restos de un hombre, quien había sido encontrado junto con las dos mujeres en la fosa clandestina de El Tambor, y una de las cuales ya había sido identificada como el de la amiga con la que Irma Edith se encontraba la noche que desapareció.

El 28 de octubre de este año, nuevamente la  Agencia del Ministerio Público Especializada en Desaparición Forzada de Personas, realizó una nueva exhumación para el cotejo de ADN y la elaboración de dictamen en materia de genética forense y este “nuevo análisis arrojó el resultado positivo con relación a que los restos óseos corresponden a la información genética proporcionada por la familia de Irma Edith, por lo que ya se iniciaron las diligencias para su oficial entrega”.

El cadáver de Irma Edith se encontraba sepultado en una fosa común en el panteón 21 de Marzo, de esta ciudad de Culiacán.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 950
11 de abril del 2021
GALERÍA
Estallan protestas en EU por muerte de afroamericano
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos