mayo 11, 2021 4:08 AM

América y Tigres disputarán el título del Apertura 2014

Los americanistas eliminan a los regios.
Los americanistas eliminan a los regios.

Sin necesidad de emplearse a fondo, incluso con más oportunidades que el equipo que realmente estaba necesitado y sin distraerse de los problemas internos que han acontecido en los últimos días, el América de Antonio Mohamed cumplió con el duelo de Vuelta al empatar sin goles ante Monterrey y de esa forma se metió a la Final del Apertura 2014.
Con dos técnicos distintivos y con un saldo de una perdida y una ganada, América jugará su tercera Final en dos años y ante Tigres tendrá la opción de convertirse en el máximo ganador del futbol mexicano, al tiempo que el “Turco” busca su segundo título en territorio azteca.
Y es que más allá del cuestionable funcionamiento y forma, mismos que la afición parece no tomar en cuenta, América cumplió con las expectativas de líder general durante todo el segundo semestre del 2014.
Fue antes de llegar a los 10 minutos de partido cuando Monterrey se encontró con una clara llegada de gol que Cándido Ramírez resolvió con un disparo cruzado desde el costado izquierdo del área azulcrema que superó a Moisés Muñoz, pero encontró la pierna salvadora de Osmar Mares en la línea de gol para evitar el tanto que pudo haberle puesto algo de emoción al juego de Vuelta.
Sabedor de su ventaja, América puso más voluntad para tener la pelota que en agredir al visitante, aunque la necesidad de Rayados le permitía aparecer en el área de Orozco con cierta dosis de nerviosismo.
Sin embargo, el tiempo transcurría y Rayados se diluía, no parecía necesitar cuatro goles y las Águilas tomaron el mando del partido.
Rey con un disparo de fuera del área provocó un buen rechace de Orozco para evitar que la búsqueda del milagro fuera aún más complicada y después fue el asistente el que alzó su bandera para anular un gol de cabeza del propio Luis Gabriel. El gol sigue negándose para el colombiano.
Lo cierto es que América terminó siendo muy superior, aunque con dos amarillas a Oribe y Muñoz que no tenían sentido, y con un Monterrey muy lejos siquiera de acercarse a recortar la desventaja. Todo estaba definido a falta de 45 minutos.
En el complemento nada cambió. Carlos Barra intento revolucionar a su equipo con el ingreso de Arellano, Madrigal y Silva, pero no pasó absolutamente nada. Incluso por momentos daba la impresión de que uno ya estaba pensando en las vacaciones y el otro en el partido por el título.
Las rechiflas del público llegaron cuando el balón solo transitaba el medio campo con un Monterrey muy lejos de poner presión para vislumbrar un primer gol y un América que sabia que todo había quedado resuelto en el partido de Ida y que no había que emplearse más allá para conseguir el cupo en la Final.
Sin ganar en Liguilla, Tigres avanzó a la Final
Un Volcán desorbitado, los cánticos ensordecedores, los brillos de los celulares captando el momento, jugadores de rodillas agradeciendo al cielo, una escena que no podía indicar otra cosa, sino el regreso de Tigres a una Final.
La tarde dominical se pintó festiva con unos felinos que culminaron la tarea, y que con sufrimiento incluido dieron cuenta del Toluca para instalarse en el duelo por el título. El peligro del gol de visita quedó en la imaginación, y los nicolaítas amarraron la serie con la misma fórmula cauta del encuentro de Ida.
El equipo de Ricardo Ferretti no necesitó de ganar ni siquiera de meter gol para avanzar a la Final, pero con todo lo que pueda decirse ahora espera rival para buscar la corona del torneo de Apertura.
Un 0-0 en la Vuelta, que redondeó una serie sin daños, sirvió para que los de la UANL dejaran en el camino a unos inofensivos Diablos Rojos, que sólo fueron amenazantes en declaraciones, pero nunca con el balón.
La suma pone a los auriazules con 10 partidos sin ganar en Liguilla, ya que no prueban victoria en fase de postemporada desde el Clausura 2012, cuando golearon 4-1 al Morelia de visita.
Pero pese a lo limitado que esto suene, están en ruta de repetir el diciembre de 2011, cuando tras eliminar a Pachuca, y luego al Querétaro, de Saturnino Cardozo, probaron el título ante Santos.
Ahora, la Final sería cerrando de visita, si América avanza, o cerrando en casa si Rayados hiciera la hombrada de remontar a las Águilas en su cancha.
El drama cubrió el aire del “Volcán” viendo a unos mexiquenses buscar sus últimos intentos, más por deseos que por orden. Tigres dejó el brillo para otro día, y los felinos fueron un equipo poco ambicioso al frente, pero celoso de sus marcas atrás.
Toluca tocó la puerta al 45′, cuando Jerónimo Amione disparó de media distancia y atrás Nahuel mandó a córner. Los felinos habían respondido con contragolpes de Burbano y Guerrón, pero sin encontrar la meta de Talavera, que tuvo la más peligrosa al 23′, sacando a dos manos un disparo de Dueñas tras un tiro libre.
En el complemento Toluca siguió con su ritmo lento y predecible, pero los universitarios nunca perdieron la cabeza y se mantuvieron en la misma tónica, no obstante que un gol visitante los habría obligado a meter dos.
Poco a poco el reloj fue haciendo su parte, pero Toluca nunca se quitó el paso semilento al buscar el frente, chocando con una bien ordenada línea de cuatro elementos dispuesta por el ‘Tuca’.
El cierre del partido invitó al público a hacer su labor, y Toluca marcó su desesperación tirando patadas para cortar avances rivales, lo que le costó la segunda amarilla a Richard Ortiz al 92′, y la roja directa a Amione al 94′.
Paul Delgadillo silbó el final dando inicio a la celebración, ésa que podría volverse plena el próximo domingo si el cuarto título se graba en el escudo. (MEDIOTIEMPO)

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 954
09 de mayo del 2021
GALERÍA
Colapsa puente de la línea 12 del metro de CdMX, al menos 23 muertos y decenas de heridos
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.