lunes, diciembre 6, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad
  LO ÚLTIMO

Mi historia en la agresión de armas electromagnéticas

Iniciando el 2012 empecé a sentir quemaduras en mi cuerpo (brazos, cara, nalgas, testículos, etcétera) y pensaba: ¿qué era?; después empecé a tener pensamientos extraños fuera de lo común en mi vida, emociones también fuera del contexto de mi persona, de la gente que me rodeaba, y me sentía extraño, se venían dudas, pinchazos en todo el cuerpo, me dolía muy seguido la cabeza, se me olvidaban cosas.
Empecé a creer o me hicieron creer que gente cercana a mí me quería hacer daño y eran los causantes de las cosas que me pasaban; veía a tales personas y entraba un coraje muy, pero muy fuerte en contra de dicha gente.
Empecé a creer, como lo dijo una vez el presidente de Venezuela Hugo Chávez, que algo me mandaban al cuerpo a través, a lo mejor, de algún satélite o algún aparato cercano a mi casa, dentro de mí, y por donde anduviera.
O sea, mandándome una energía que no podía ver pero sí podía sentir. Decía yo: ¿serán radiaciones de algún tipo?, porque nunca había sentido la gama de sensaciones que estaba viviendo.
Pensé que mi familia estaba en mi contra, que no me creía, que no me querían. Pero con el tiempo, después de buscar mucho en la computadora encontré lo que describían como armas psicotrónicas o electromagnéticas o electrónicas.
Antes de encontrar el significado en todo esto entré en crisis por pensamientos, emociones en cuestión de creencias en contra de la gente arriba mencionada y busqué un arma. Una mañana al despertarme, saliendo de mi casa, quise quitársela a un policía que andaba en bicicleta y recibí dos balazos (uno en el abdomen y otro en el dedo meñique de la mano derecha), pero gracias a Dios, que creo tanto en él, no morí y eso me hizo reflexionar y entender cosas o pensamientos y emociones que me acontecían casi a diario hasta equilibrar ambas cosas.
Esto siguió hasta marzo de 2013 que encuentro el significado de dichas armas electrónicas. Empecé a investigar y fui aprendiendo muchísimas cosas sobre el país que vigila y acosa a todo el mundo: EU, “la gran mierda del planeta”.
Encontré colectivos de víctimas igual que yo en todo el mundo. Estaban agrupándose para defenderse —por ejemplo armas-electromagneticas.net de España. Estas armas tienen muchos usos bélicos a través de satélites o del programa HAARP en Alaska. (Tipo telecomunicaciones dirigidos a los campos electromagnéticos del cerebro de la persona para control mental, emocional y físico).
Pueden leer tu mente en tiempo real, sacar y meter datos en pensamientos y emociones, y en el cuerpo hacerte sentir muchísimas reacciones físicas aparte de las quemaduras. Utilizan el espectro electromagnético que comúnmente está en cualquier corriente de casa (energía con magnetismo) de ahí se dan: los rayos x, gama, infrarrojo, microondas, etcétera.
Estas agresiones se han convertido en el arma que utilizan las agencias de inteligencia en EU para estar cercano a gente política, empresarios, narcos y a gente común como yo, y gente de los colectivos de víctimas, a veces sin que se enteren estas personas.
Como lector de Ríodoce, quise compartir esta experiencia y alertar a los ciudadanos. Muchas gracias por su atención.
 
Salvador Solórzano
Culiacán, Sinaloa. Enero de 2014.
 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 984
05 de diciembre del 2021
GALERÍA
Barbados se convierte en República y se despide del mandato de Isabel ii
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.