JAVIERVALDEZCONTEO 676

El asesinato del comandante ‘Sierra’

A Juan Carlos se le había asignado el mando cuando preventivos eran manipulados por ministeriales 

 

Juan Carlos era un policía veterano con 15 años de servicio, cuando fue prácticamente cazado a balazos por desconocidos que lo emboscaron en su pueblo natal: la sindicatura Heriberto Valdez Romero, el Guayabo.

Era también uno de los mandos preventivos en tiempos en que la Policía Municipal de Ahome fue utilizada por mandos ministeriales para combatir a la célula de “Los Mazatlecos” que procedían del Cártel de Guasave, que a su vez se desprendió del Cártel de los hermanos Beltrán Leyva cuando éstos entraron en guerra con el Cártel de Sinaloa.

La suerte que corrieron sus jefes, Jesús Carrasco Ruiz, Gerardo Amarillas Gastélum y Joel Medina Gastélum, todos prácticamente cazados por asesinos a sueldo, la siguió Juan Carlos. Él cayó el 13 de enero de este año, luego de desencadenar hechos que presagiaban un destino sangriento.

La noche del jueves 13 de enero, Juan Carlos quedó muerto en su auto. En los alrededores del compacto de color blanco quedaron cartuchos de grueso calibre esparcidos por la tierra.

Juan Carlos, semanas atrás a su muerte había perdido los favores de que gozó durante meses. Pese a ser un joven, el grado dado le elevó el ego. Subordinados que fueron en su tiempo cuentan que era intratable, y que el uniforme y las armas de cargo, ambas cosas prestadas por el Ayuntamiento, le daba poder para maltratar a civiles. Por eso se ganó enemistades.

Civiles que laboraron en la sindicatura contaron que era mejor no cruzarse en su camino, porque te llevabas una reprimenda por el más leve motivo que al policía le hiciera sentirse incómodo.

Los investigadores del homicidio y pesquisas internas dieron cuenta que horas previas al asesinato, el ex coordinador de sindicaturas había tenido un día de bravuconadas, bajo los efectos de una parranda fenomenal que se corrió.

Ese día había apostado en un juego de beisbol, deporte que practicaba sólo para ganar, porque cuando perdía se ofuscaba. Pero no pagó.

En el estadio discutió hasta el pleito.

En la ribera del río tomó sus armas de cargo y disparó a diestra y siniestra, sembrado terror entre los asistentes.

Y durante la tarde ya era un bólido en su auto.

Los investigadores afirmaron que por la serie de hechos en que participó el día de su muerte, estaba difícil ubicar a un posible sospechoso del ataque, pues había muchos dolidos por su actitud.

Y por cuestiones de trabajo, el caso también era una maraña.

Ellos reconocieron que cuando fue coordinador de sindicaturas no fue la mejor época de la policía municipal de Ahome, sino una de las más cuestionadas y cínicas de que se tenga memoria, y que como saldo ejemplar consta la sentencia condenatoria de tres policías por desaparición forzada de un joven profesionista en Constancia, cuyo cadáver aún no es localizado, así como la fuga de otra tercia de gendarmes por otro caso de desaparición forzada de una pareja y un primo de éstos, cuyos cuerpos fueron exhumados de una fosa clandestina.

Peor aún, a los mandos a los que perteneció se les acusó de desaparecer a civiles, pero los gobiernos locales jamás los imputaron. Lastimosamente, el gobierno de Mario López Valdez se mofó de los acusadores y se volvió comparsa de la página más negra y sangrienta de la policía municipal.

Así, el homicidio del Sierra está envuelto en una tela de misterio.

Y no hay mucha tela de donde cortar para esclarecerlo.

Los compañeros de su generación que fueron parte del séquito de protegidos o con mando en la policía, optaron por tramitar el retiro anticipado cuando se percataron que ya habían perdido fuerza y que estaban a merced de los grupos de la delincuencia organizada que combatieron y persiguieron extraterritorialmente.

Hasta ahora, la Vicefiscalía General de Justicia del Estado en la Zona Norte ha puesto un muro de silencio en torno al caso. Ningún funcionario atina a dar la cara, y a lo más a que han llegado es a ocultarse en sus oficinas.

Juan Francisco Fierro Gaxiola, director de la Policía y Tránsito en Ahome, aceptó que la muerte de Juan Carlos es un misterio que corresponde aclarar a la Vicefiscalía Regional de Justicia del Estado de Sinaloa, aunque ellos, como patrones, están obligados a aportar la información que se tenga al respecto.

Recordó que al momento del deceso, el policía no estaba asignado a ningún mando y tenía responsabilidades propias de agente de punto.

Aceptó que el día de los hechos recibió varias quejas del comportamiento del policía, pero no fue localizado para aplicarle una medida disciplinaria.

Supieron de su paradero cuando se reportó la balacera en que murió.

Artículo publicado el 17 de febrero de 2019 en la edición 838 del semanario Ríodoce.

Los comentarios están cerrados.

» Riodoce tv

#GobiernoEspía Denuncia Griselda Triana intento de espionaje de malware Pegasus

» Impreso

Amadeo Zazueta, motivado con su nuevo equipo

El culiacanense vestirá la casaca de los actuales campeones Sultanes de Monterrey   El sinaloense llega al campeón para hacerse de las paradas cortas La temporada 2019 de la Liga Mexicana de Beisbol es todo un reto para los Sultanes de Monterrey, pues hay que refrendar el título obtenido el año pasado, y por ello […]

El tatuaje a ‘conveniencia’ del arquero Gaspar Servio

Lady Rancho

Roberto Pérez Rubio: Facta non verba

Columnas VER MÁS PUBLICACIONES

Desde los 11 Pasos » Arturo González

Cristiano vs Messi ¿hasta la final?

Malayerba » Javier Valdez

Malayerba Ilustrada: El día que me agarraron

Alfabeto QWERTY » Andrés Villarreal

‘No localizados’, el eufemismo oficial a los desaparecidos

Zona de contacto » Fernando Ballesteros

Las reglas han cambiado en la LMB

Malayerba » Javier Valdez

Malayerba Ilustrada: Travesti

Opiniones VER MÁS PUBLICACIONES

Ernesto Hernández Norzagaray

El alcalde de Mazatlán y los 23 de Miravalles

Redacción

México, en proceso de envejecimiento

Ernesto Hernández Norzagaray

Yerros en el Premio Mazatlán de Literatura

Ernesto Hernández Norzagaray

La renovación de Morena y sus grupos de poder

» Ñacas y Tacuachi

214749

El complot

» Policiaca

Fallece joven en accidente en la carretera México 15

    Una joven identificada como Nancy Baudelia Núñez Vega, de 19 años de edad, vecina de Costa Rica, falleció en el área de urgencias del IMSS, mientras que un agente de la Policía Municipal resultó gravemente herido durante una volcadura. El accidente ocurrió a las 14:30 horas de este viernes antes de llegar al […]

Hallan a un hombre asesinado en la Ampliación 5 de Febrero

Encuentran a joven asesinado en la CTM

Muere soldador electrocutado

» Cine

Lady Rancho

La filmografía de Rafael Montero comprende poco más de 20 largometrajes y una decena de cortos realizada entre 1972 y 2018, en la que se ha desempeñado como director, guionista, productor y editor de películas de ficción y documentales, en los que ha explorado, mayormente, el drama, la comedia y el suspenso, por lo que […]

Obsesión

El circo y sus alas de lona

Roma: Oscar a Mejor Película Extranjera

» Deportes

Inaugura Quirino obras para impulsar el deporte sinaloense

El gobernador de Sinaloa entregó las modernas instalaciones de Tiro con Arco y Voleibol de Playa que a partir de mañana serán sede de la Olimpiada Regional.  Con el propósito de que los atletas sinaloenses cuenten con las mejores instalaciones deportivas para un óptimo desarrollo de alto rendimiento, el gobernador Quirino Ordaz inauguró las modernas […]

Salen a competir deportistas ahomenses a Olimpiada Regional

Amadeo Zazueta, motivado con su nuevo equipo

El tatuaje a ‘conveniencia’ del arquero Gaspar Servio

Interlucion, +Vector - Autores: Marco Antonio Castillo Del Rincón, Pedro Ricardo Estrada Medina - http://www.interlucion.com http://www.masvector.com