La Guardia Nacional, con más de 450 denuncias por presuntas violaciones a los derechos humanos

GUARDIA NACIONAL. La misma gata.

Con la Guardia Nacional se mantiene la inercia de las Fuerzas Armadas de violar los derechos humanos.

Datos del Tercer Informe de Labores de la Presidencia de la República indican que a dos años de su creación la Guardia Nacional acumula 3 mil expedientes de investigación por faltas e infracciones y 88 casos en los que se iniciaron procedimientos ante el Consejo de Carrera o de disciplina correspondiente.

El informe “Poder Militar. La Guardia Nacional y los riesgos del renovado protagonismo castrense” del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro (Centro Prodh), señala que en la CNDH suman 451 expedientes de quejas por presuntas violaciones de derechos humanos en todo el país.

El Tercer Informe de Gobierno menciona que capacitaron a 2 mil 389 elementos en temas relacionados con uso de la fuerza para evitar actos u omisiones que vulneren los derechos fundamentales de las personas y se avanzó en el cumplimiento del Acuerdo Marco entre el Gobierno de México y la Oficina de la Alta Comisionada de la ONU en la formación de la Guardia Nacional en materia de derechos humanos.

El Centro Prodh señala que con el cambio legal y político que se ha verificado con el renovado protagonismo de la Guardia Nacional y las Fuerzas Armadas, las condiciones están dadas para que se recaiga en las inercias de uso excesivo de la fuerza en esta administración o en las próximas, pues no se observan medidas adecuadas para institucionalizar su reversión.

“Siendo previsible que el uso excesivo de la fuerza continúe dada la presencia de las inercias, es fundamental que ante cada caso haya una investigación exhaustiva y con la debida diligencia. Esto, sin embargo, no es lo que está ocurriendo”, señala.

El Centro destaca la ejecución extrajudicial de una mujer en La Boquilla, Chihuahua, en septiembre de 2020, durante el conflicto por la defensa del agua; y la de un secretario escribiente de la Fiscalía General de Sonora en mayo de este año.

En ambos casos los agentes de la Guardia Nacional dispararon a los vehículos en los que viajaban las víctimas.

Los datos de las quejas en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos contra la Guardia Nacional establecen que entre 2019 y 2020 hubo ocho quejas por privaciones de la vida, cuatro por desaparición forzada, 14 por tortura, 77 por trato cruel, inhumano o degradante, y 151 por detención arbitraria.

En Sinaloa la Guardia Nacional tiene tres quejas, de las cuales dos no se ha determinado el hecho violatorio y uno fue por acciones contrarias a la legalidad.

Desde su creación la corporación ha tenido 63 enfrentamientos en los que han muerto cinco personas inocentes, 14 elementos de la corporación y 89 presuntos delincuentes.

El Centro Prodh menciona que en los casos de violaciones a derechos humanos que comienzan a documentarse en el marco del despliegue de la Guardia Nacional y la Fuerzas Armadas Permanente, la respuesta no ha sido la deseable.

Por un lado se ha avanzado parcialmente en brindar mayor información a la sociedad, pues algunos de estos casos han sido abordados en la conferencia matutina presidencial pero las instituciones externas de control como la Fiscalía General de la República y la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, que deberían activarse, no han estado presentes ni han anunciado investigaciones exhaustivas y menos aún los resultados de éstas en seguimiento a tales casos y denuncias, indica.

“El silencio de la CNDH es especialmente grave, pues tratándose de la Guardia Nacional y de las Fuerzas Armadas, claramente ha retrocedido en la práctica de emitir pronunciamientos para expresar preocupación por el uso excesivo de la fuerza y anunciar el inicio de expedientes de queja cuando hay casos públicos y notorios, práctica que sí mantiene respecto de otras autoridades y violaciones a derechos humanos”, señala el informe.

Asegura que el discurso presidencial según el cual en México “ya no se violan los derechos humanos”, no contribuye porque en primer lugar, la aseveración no es consistente con la realidad, pues se siguen cometiendo en el país violaciones a derechos humanos; en segundo lugar, lo relevante sería expresar claramente que los abusos serán sancionados por las autoridades civiles y las cifras muestran que esto no está ocurriendo.

El informe del presidente Andrés Manuel López Obrador señala que la Guardia Nacional se creó para atender una de las principales demandas de la sociedad que es mejorar la seguridad, y tiene como objetivo realizar funciones de seguridad pública para salvaguardar la vida, libertad, integridad, seguridad, bienes y derechos de las personas, así como los recursos de la nación.

Detalla que a la fecha cuenta con 99 mil 946 elementos de los cuales hay 4 mil 194 en Sinaloa, el sexto estado con el mayor número de agentes.

El Centro Prodh asegura que la violencia en México no ha disminuido en los primeros tres años de la administración de Andrés Manuel López Obrador.

Se contuvo el crecimiento exponencial con que cerró la administración anterior, específicamente respecto de los homicidios y sin que pueda soslayarse que por la pandemia de la COVID-19, se trata de años con características especiales, menciona.

Establece que “después del anuncio presidencial del 15 de junio de 2021 en el sentido de que promoverá una reforma constitucional para asegurar que la Guardia Nacional pertenezca a la Secretaría de la Defensa Nacional, es fundamental insistir en que una modificación en este sentido implicaría un inédito escenario de militarización, de carácter permanente y ya no transitorio, que por sí mismo cancelaría en definitiva la posibilidad de que prevalezcan componentes mínimos de naturaleza civil en la Guardia y que al constitucionalizar el fortalecimiento militar abriría un horizonte en extremo preocupante”.

Advierte que además del riesgo de que se perpetúe la comisión de violaciones a los derechos humanos, otro de los riesgos que comporta la militarización es que el despliegue castrense no disminuya la violencia.

“La experiencia mexicana muestra que incluso, en determinadas circunstancias, el despliegue militar puede ser en sí mismo causa de que la violencia aumente”, menciona.

Artículo publicado el 19 de septiembre de 2021 en la edición 973 del semanario Ríodoce.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1108
GALERÍA
Policías jubilados y viudas de policías se manifestaron en palacio de gobierno, piden la homologación de sueldos y el pago justo a las viudas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.