agosto 5, 2020 2:13 AM

En puerta despidos masivos en hotelería de Mazatlán debido a pandemia

manguart

Operan hoteleros con menos personal, gastos y sin ingresos: Manguart

 

 

Sin precisar el dato de cuánto personal ha tenido qué ser despedido de los hoteles que representa, José Ramón Manguart, presidente de la Asociación de Hoteles Tres Islas en Mazatlán, dijo que desafortunadamente muchas de las empresas han tomado la decisión de hacerlo.

Lea: Prolonga confinamiento caída del turismo; hay 532 hoteles cerrados en Sinaloa https://bit.ly/3d8DM8v

Ante el cierre temporal desde el 31 de marzo por la crisis sanitaria causada por el Covid-19, los ingresos de los hoteles se fueron a pique provocando que aplicaran estrategias internas como descansos solidarios, pero a más de dos meses de haber cerrado sus puertas a los turistas, han tenido que despedir a su personal.

“Estamos operando, pero sin ingresos”.

—¿Han despedido personal, se han visto en esa necesidad?

—Pues sí, no puedo precisar el dato, pero desafortunadamente muchas de las empresas, las PyMES (Pequeñas y Medianas Empresas) han tenido que tomar ese tipo de decisiones porque ahora sí es por subsistencia.

“No es otra cosa, más que operar sin vender, reiteró, sin tener ingresos y hacerlo bajo estas circunstancias es un tema delicado”, agregó.

—¿Qué implica estar operando con hoteles cerrados?

—Operando me refiero a que tenemos a personal contratado, tenemos todo lo necesario para operar, pero no podemos ofrecer los servicios, pero los costos fijos siguen; bajará el consumo de agua, luz porque no ha movimiento, pero la plantilla laboral ahí sigue, los impuestos, el IMSS sigue, es como si estuvieras operando. Tienes inventario parado que a final de cuentas es dinero parado en los almacenes, Impuesto Sobre Nómina

Los hoteles se encuentran absorbiendo los gastos operativos y la carga de costos fijos, y todo con la expectativa de abrir en verano.

“Pero si en el verano no hay condiciones para abrir, vendrá seguramente un recorte muchísimo mayor a los que ya han existido porque después del verano, la siguiente temporada es hasta diciembre y cinco meses. ¡Imagínate, ni lo mande Dios!”.

—¿Entonces si no se abre en verano, se vendrían los despidos masivos?

—Sí, de no haber condiciones para operar, habrá seguramente recortes muy fuertes en el tema turísticos, no hablo de la hotelería, sino en lo general porque prácticamente entre el verano, Semana Santa, Carnaval, días festivos, puentes que ya pasaron, significa en 50-60 por ciento de los ingresos de todo el año para las empresas hoteleras.

Además, acotó, cuando se abran los hoteles, lo harán con menos ocupaciones, tarifas muy castigadas y costos fijos igual.

“La realidad es que este año ya se perdió turísticamente hablando, no solo Mazatlán, sino en todo el país”, agregó, “con la expectativa de abrir, es una situación en la que hay una corresponsabilidad de todos, y esperemos que todos asuman ese compromiso de cumplir con los protocolos de prevención”.

—¿En un escenario de que en el verano no se pudiera abrir y hubiera despidos masivos, cuál sería el siguiente paso?, ¿el cierre de las empresa hasta que se den las condiciones?

—Cada empresa valoraría si le es rentable continuar o hacer una pausa, y cuando existan condiciones reabrir

Aunque no tiene números exactos de las personas que han sido despedidas, dijo que por lo que ha platicado con los socios, todos han tomado la decisión de prescindir de los servicios de sus trabajadores.

“Todos, por lo que he platicado, todos los que somos los pequeños y medianos”, dijo.

El número de personal va en función del hotel y de los servicios que ofrece, explicó, y el plan que tenga, por ejemplo los todo incluido, hotelería tradicional, los tiempos compartidos; de acuerdo a la magnitud de servicios y al enfoque que le da el hotel, es como de alguna manera depende el número de personal.

“Lo que es una realidad es que los hoteles van a arrancar con el personal necesario”, consideró.

Aunque a la fecha no se ha definido si les permitirán trabajar al cien por ciento de ocupación o solo un porcentaje, y que sean las áreas de uso común —como albercas— públicas las que se restrinjan, ejemplificó.

Con relación a los lineamientos emitidos por la federación, y  con los que deberán dar servicio a los turistas, dijo que no hay nada definido aun, que son propuestas las que se han dado a conocer en tiempos y días cambiantes que distan de las condiciones actuales.

José Ramón Manguart participó en una reunión virtual con el secretario federal de Turismo, Miguel Torruco Marqués, a quien le solicitó acciones concretas como créditos blandos al 5 por ciento para enfrentar la crisis.

Incentivos fiscales que son prioridad para las pequeñas y medianas empresas y que de obtenerlas, les permitirá enfrentar la situación. Uno de los activos que perdió el sector y que más afecta, agregó, es la mano de obra calificada, de quien se ha tenido que prescindir por resultar insostenible.

Artículo publicado el 14 de junio de 2020 en la edición 907 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 914
02 de agosto del 2020
GALERÍA
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos