abril 10, 2020 2:07 am

Por seguridad, AMLO debe revisar cómo y con quién vuela

AMLO VUELO

Parafraseando la frase de sus seguidores surgida en la campaña pasada —”es un honor estar con Obrador”—, su esposa, Beatriz Gutiérrez, dijo hace días a través de su cuenta de Facebook, “es un honor volar con Obrador”.

Meramente propagandística la frase, lo hizo porque un día antes una familia se había bajado del avión comercial en el que viajarían de Ciudad de México a Villahermosa, Tabasco, donde también volaría el presidente Andrés Manuel López Obrador. “Por cuestiones de seguridad”, argumentó. Y está en su derecho. Y también la esposa del presidente al defenderlo.

Pero una cosa tan aparentemente simple como esta, donde una familia decide bajarse del avión por seguridad, tendría que abrir el debate sobre si el presidente debe o no viajar en vuelos comerciales junto con decenas de pasajeros; si no debiera mejor ajustarse a ciertos protocolos de seguridad para hombres de Estado, aunque sean los mínimos. Y proteger, con ello mismo, a gente que no tiene nada que ver con sus actividades ni con su investidura, ni con sus responsabilidades y riesgos.

No se trata aquí de que el presidente sea muy “sencillo”, “humilde”, que no sea fantoche, que no se aproveche del presupuesto para vivir y andar con lujos. Porque, además, eso ya lo sabemos desde que, siendo jefe de gobierno de la Ciudad de México, llegaba a sus oficinas en un tsurito.

Hay muchas cosas que el presidente debió cambiar desde que ganó las elecciones y no lo ha hecho. Esta es una de ellas. A pesar de que sus “estrategias” no han dado resultados contra el crimen organizado, no hay que descartar que ahora o mañana, si hay golpes contundentes contra las organizaciones del narcotráfico, éstas puedan reaccionar contra altos funcionarios, militares, de la Marina o contra el mismísimo presidente de la república.

Si después de ver la beligerancia de estos grupos —la del cártel de Noreste, la de los grupos de Guerrero, la del CJNG, la del Cártel de Sinaloa—, sus niveles de violencia demostrados en estos 14 meses que lleva la presente administración, se duda que puedan llevar a cabo un atentado terrorista, creo que los encargados de la seguridad del presidente se están equivocando.

Por un asunto de principio, deben diseñar medidas de seguridad, reducir los riesgos al mínimo, no exponerlo a un atentado y, mucho menos, no exponer a la agente.

He leído opiniones de “expertos” que descartan la posibilidad de un atentado terrorista porque a los narcotraficantes —dicen— no les convendría debido a que podrían ser designados grupos terroristas por los Estados Unidos y entonces ser víctimas de un ataque con drones, como el que mató al líder iraní, Qassem Soleimani. O porque ellos saben que se les acabaría el negocio. Una estupidez.

La muerte de Jhon Jairo Velásquez, Popeye, la semana pasada, el más sanguinario de los sicarios del legendario Pablo Escobar, hizo recordar a la prensa algunos de los actos que llevó a cabo: el 17 de diciembre de 1986 asesinó a Guillermo Cano Izaza, director de El Espectador; dirigió un operativo para asesinar el 18 de agosto de 1989 a Luis Carlos Galán, entonces candidato presidencial en Colombia; hizo explotar cientos de kilos de dinamita para volar el edificio donde operaba la policía antinarcóticos de Colombia dando muerte a 63 personas. Y por si fuera poco hizo volar un avión comercial de Avianca porque pensaban que allí viajaría el estadista César Gaviria, que Escobar odiaba: murieron 101 pasajeros y seis tripulantes.

Andrés Manuel López Obrador se equivoca al apelar a la bondad del pueblo para andar como anda. Eso le da popularidad, sin duda, pero lo que está haciendo y que presume, y es legítimo que lo haga, la afectación de intereses, su lucha contra la corrupción y la guerra que tarde o temprano tendrá que dar contra los cárteles de la droga —a menos que nos condene a una criminal permisibilidad— le traerá enemigos muy peligrosos, algunos irracionales que no se detendrán en que si los EU los clasifica como terroristas o que van a poner en riesgo sus negocios.

Al presidente le gusta mucho la historia; pues allí está la de Colombia y sus años aciagos en el periodo en que dominó los escenarios de violencia Pablo Escobar. No le jalemos la cola al tigre, Presidente. Y si lo hacemos, vale más que el tigre esté encerrado.

Bola y cadena
OTRA COSA QUE EL GOBIERNO FEDERAL debe revisar con urgencia es su estrategia contra el narcotráfico. Ya vamos en el segundo mes del año y no se observa ningún cambio. También los estados deben poner de su parte. Y los municipios ¿Qué respuesta pueden dar el gobernador y el alcalde de Culiacán ante las muestras de poder de los sicarios en la capital de Sinaloa, cuando el domingo te despiertan con ráfagas de metralleta, el lunes se graban bajando un ejecutado en un basurero y hacen lo mismo levantando a una persona en plena calle, todo grabado para presumirlo en las redes? ¿A quién acudir?

Sentido contrario
EL OBISPO DE LA DIÓCESIS DE CULIACÁN MINTIÓ. Jonás Guerrero dijo que no se había enterado de la boda de Grisel Guzmán López como si el hecho en sí mismo fuera ilegal o, para sus pulgas, pecaminoso. Fuentes eclesiásticas de Ríodoce nos aseguraron, desde el lunes 27 de enero, que el obispo “supo de la boda”. ¿Que se cerró la Catedral? Sí. ¿Se ha hecho lo mismo en otros eventos? Sí. ¿Que la misa la ofreció un sacerdote que no oficia regularmente allí? Sí. ¿Qué eso ocurre a menudo? Sí. ¿Entonces por qué mentir?

Humo negro
QUIENES VEN EN LA SALIDA DE CARLOS ORTEGA COMO ex secretario de Finanzas del gobierno estatal una ruptura con el gobernador es que menosprecian su capacidad para maniobrar en la administración. Parecía que no, pero Quirino Ordaz está resultando más vivo que los viejos políticos. Y si lo dudan, vean como se adaptó a los cambios que se vinieron en el país desde el 1 de julio de 2018.

Columna publicada el 09 de febrero de 2020 en la edición 889 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

One Response

  1. POR LOS CARTELES DELAS DROGAS NO SE PREOCUPEN EL ESTA CON TODOS LOS CRIMINALES Y NINGUNO LE ARIA DANO SERIA COMO ASERLE DANO AL UN PERRO FIEL EL LOS REGANA CON ABRASOS Y BESOS PINCHE PRESIDENTE POCOS GUEVOS CORRUPTO NARCODICTADOR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 897
05 de abril del 2020
GALERÍA
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

OPINIÓN DEPORTES

DEPORTES

viral