Arresto de mujer policía en Los Mochis es calificado como misoginia de Chapman

rosario-dignora-denuncia-3

El alcalde Manuel Guillermo Chapman Moreno enfrentó un ataque mediático a su mandato en los primeros 130 días de su gobierno.

La punta de lanza en el ataque fueron las diputadas de su propia coalición “Juntos Haremos Historia”, las cuales debieron andar sobre pasos ya andados y retractarse cuando decidieron indagar los hechos imputados al presidente municipal sobre un nuevo caso de misoginia en agravio de una mujer policía a la que se le aplicó un arresto de 36 horas por ausentarse deliberadamente de su horario de trabajo para presentar un discurso de emancipación durante el “Día Internacional de la Mujer”.

Incluso, algunas de las legisladoras ofendidas por lo que sabían del caso pidieron públicamente que Chapman Moreno retirara el arresto.

Ante el trato belicoso, Chapman Moreno defendió el actuar de los jefes policiales que decretaron el arresto, y sostuvo que no cancelaría ninguna orden porque no fue electo para infringir leyes y reglamentos que norman la vida pública de las instituciones con apasionamientos personales ni mediáticos, sino para cumplirlas y hacerlas cumplir, sobre cualquier cosa o causa.

La afirmación del presidente municipal enardeció más a las voces que se habían manifestado. Incluso forzaron una “investigación” del Congreso Local que ya estaban más que indignados por el derrotero que había tomado el caso.

Así, tras reunir las versiones del incidente y tener información clara y precisa del llamado “caso Dignora”, Francisca Abelló Jordá y Flor Emilia Guerra Mena, presidenta y secretaria de la Comisión Permanente de Equidad, Género y Familia de la Sexagésima Tercera Legislatura del Congreso del Estado de Sinaloa, acompañadas de la también diputada Cecilia Covarrubias, reconocieron que el alcalde Chapman Moreno no había cometido abuso, ni exceso, ni violación de derechos humanos en contra de la policía Rosario Dignora Valdez López, como se ventiló en medios locales que trascendió a medios de comunicación masiva nacionales.

Incluso reconocieron que los jefes de policía y el propio alcalde se habían apegado a las normas establecidas que regulan el comportamiento de las policías. Sin embargo, reiteraron que lo denunciado por la agente ocurre en todos los gremios y utilizarían el caso mediático para tratar de modificar las relaciones patronales con una equidad de género.

El linchamiento mediático comenzó el 8 de marzo, cuando la policía Rosario Dignora Valdez López subió al estrado y repitió el discurso que año con año manifestaba, ya sea en el Día Internacional de la Mujer o el “Día del Policía”. Su discurso versa sobre el aparente favoritismo en la corporación para promocionar ascensos de hombres sobre las mujeres, pese a los logros académicos, lo que se convierte en un caso de misoginia o inequidad de género, y también sobre la reiterada negativa a aplicar proyectos creados por mujeres para mujeres y que en su caso denominó Mujeres S.O.S. y que está diseñado para prevenir, auxiliar y atender los casos de violencia de género.

Rosario Dignora había presentado este plan a administraciones priistas y panistas, pero ningún alcalde ni director de policía lo aplicó. Por el contrario, la mujer policía fue relegada a sindicaturas lejanas y con servicios estáticos para quitársela de encima.

Incluso, su caso no prosperó ni con el apoyo del regidor del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) Rubén Medina, quien por todos los medios a su alcance buscó proyectarla en la administración de Álvaro Ruelas Echave y Manuel Urquijo Beltrán. Ella era una proscrita.

En noviembre del 2018, el caso de Rosario Dignora llegó a oídos del director de policía Juan Francisco Fierro Gaxiola, quien consultando con el alcalde Manuel Guillermo Chapman Moreno deciden rescatarla del confinamiento forzado y aprovechar su experiencia e iniciativa. Le asignan una nueva tarea en el departamento de Programas Preventivos para que enriqueciera el proyecto de Mujeres S.O.S.

Y en ese programa estaba cuando ella decide faltar al servicio, presentarse en el acto y hablar ante las mujeres. Al día siguiente, cuando se presenta al servicio es arrestada.

Rosario Dignora dijo que el arresto no se lo esperaba, aunque sí una reprimenda porque deliberadamente faltó al servicio para presentarse en el acto oficial del “Día de la Mujer” y pronunciar su discurso.

Sin embargo, las críticas al gobierno se salieron de contexto y fueron aprovechadas para linchar a Chapman Moreno, con quien nunca había hablado ni presentado el proyecto de Mujeres S.O.S.

“Quienes hoy lo critican y lo linchan en los medios de comunicación, son los mismos que me dieron un trato de inequidad, quienes nunca me tomaron en cuenta y para los cuales no existía”.

Sostuvo que su caso y su persona fueron utilizadas para acciones que nunca aprobó, y que terminó desechando.

Y aseguró que pese al derrotero del caso, ella continuará buscando la equidad de género en la policía.

Artículo publicado el 17 de marzo de 2019 en la edición 842 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 856
23 de JUNIO del 2019
COLUMNAS
OPINION
Ñacas y Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES