septiembre 24, 2019 3:31 am

Sentencia de 4 años para el ‘Cholo Iván’ por portar armas

Cholo Iván

Tiene pendientes penas por homicidio, lesiones y contra la salud por posesión de cocaína, metanfetamina y mariguana

 

El Tribunal Colegiado en Materia Penal confirmó la primera sentencia condenatoria contra Orsón Iván Gastélum Cruz, el Cholo Iván, operador del Cártel de Sinaloa y detenido junto con Joaquín el Chapo Guzmán en 2016.

Lea: Un dios llamado el ‘Cholo Iván’…: Que emboscó al ejército https://bit.ly/2TFjGx7

La sentencia es por la detención de agosto de 2008 en el fraccionamiento San Florencio, en Culiacán, en posesión de armas y cartuchos.

Un año después de esa captura se fugó del penal de Aguaruto.

El Cholo Vago, como también es conocido, tiene otros procesos penales en un Juzgado de Los Mochis por los delitos de homicidio, contra la salud en la modalidad de posesión de clorhidrato de cocaína y metanfetamina y contra la salud en la modalidad de posesión de mariguana.

También enfrenta proceso por los delitos de portación de armas de fuego de uso exclusivo del Ejército, posesión de cartuchos para arma de uso exclusivo, portación de arma de fuego sin licencia y lesiones.

La acusación por los delitos de homicidio y lesiones es por el ataque a militares en Mocorito en 2013, cuando el Cholo disparó a soldados que lo perseguían en un helicóptero y asesinó a uno y dejó heridos a cuatro.

La sentencia por la causa penal de 2008 es por cuatro años seis meses de prisión y el pago de 100 días de multa.

Junto con él fue detenido un hombre identificado como Juan Diego, quien aseguró que las armas y la droga decomisadas eran de su propiedad y deslindó al Cholo de la responsabilidad.

Ambos fueron capturados con una pistola calibre 38 súper, cinco cargadores calibre 38 súper, un cargador calibre 9 milímetros, una granada de fragmentación, un envoltorio con 10 gramos de mariguana, un envoltorio con cocaína, 3 mil pesos y un billete de 500 pesos de 1978.

La sentencia inicial fue de seis años nueve meses de prisión y una multa de 8 mil 167 por los delitos de portación de arma de fuego de uso exclusivo y posesión de cartuchos de uso exclusivo del Ejército, Armada o Fuerza Aérea.

La defensa apeló la condena y el Tercer Tribunal Unitario con sede en Mazatlán modificó la sentencia pero solo en la multa y fijó el pago de 7 mil 425 pesos.

La defensa promovió un amparo con el que un Juez de distrito dejó insubsistente la sentencia y el juez de la causa la dictó modificada.

La nueva sentencia fue por cuatro años seis meses y 100 días de multa.

Los defensores se volvieron a inconformar con la sentencia ante el Tribunal Colegiado en Materia Penal pero en febrero pasado los magistrados confirmaron la condena.

Los abogados del Cholo aseguraban que la detención era ilegal y se habían violado sus derechos.

El informe de los militares indica que el 16 de agosto aproximadamente a las 0:30 horas realizaban reconocimientos terrestres como parte del operativo Culiacán-Navolato, cuando se percataron que se encontraban varios hombres reunidos en la esquina de las calles Ayale y De la tuna, en el fraccionamiento San Florencio.

Al notar la presencia de los militares los hombres empezaron a huir en vehículos, pero en el lugar quedó una camioneta Chevrolet de la que descendieron el Cholo Iván y Juan Diego y fueron detenidos.

Dentro del vehículo localizaron una mochila negra con armas, mariguana y dinero.

Juan Diego traía las llaves de un automóvil Toyota Corolla estacionado delante de la camioneta.

En ese momento llegaron en un Tsuru hombres identificados como Eyvin y Ernesto a preguntar el motivo por el que detenían a sus amigos y los militares los revisaron al igual que el vehículo, sin encontrar objetos o sustancias ilícitas.

Según los militares ese automóvil era uno de los que salió huyendo cuando llegaron al lugar, por lo que detuvieron a los dos ocupantes.

En su declaración el Cholo Vago dio otra versión de la captura y se deslindó de las armas y la droga localizadas en el vehículo.

Narró que alrededor de las 0:00 horas llegó a recoger a su novia a la casa de una amiga en el fraccionamiento San Florencio en el automóvil Toyota Corolla y cuando llegó tocó el claxon para que saliera y ella le hizo señas para que la esperara.

Cuando estaba afuera de la casa se dio cuenta que enseguida estaba estacionada una camioneta Cheyenne de color rojo y observó que el conductor era un conocido de nombre Juan Diego, por lo que se bajó de su carro para ir a saludarlo.

“En cuanto abrí la puerta del lado del copiloto llegaron varios soldados a ese lugar a bordo de sus automóviles y empezaron a revisar primero el automóvil que yo conducía, no encontrando nada ilícito, así como también me revisaron a mi persona y después a la camioneta Cheyenne, observando un soldado debajo del asiento del piloto y encontrando una mochila de color negro que en el interior de esa mochila sacaron una pistola y otros objetos”, dijo.

Lea: El ‘Cholo Vago’, sin cargos para ser extraditado a Estados Unidos https://bit.ly/2J3Xtog

Aseguró que “el de la voz desconocía lo que él (Juan Diego) traía en la camioneta, así mismo también detuvieron a dos muchachos que iban pasando por ese lugar en un automóvil tipo Tsuru, ignorando el motivo por el cual a ellos también los detuvieron”.

Juan Diego declaró que el Toyota Corolla en el que no localizaron objetos ilícitos no las traía él como aseguraron los militares, sino que el vehículo era en el que llegó el Cholo.

“Son de mi propiedad (las armas y la droga) así le manifesté a los soldados al preguntarme por esas cosas y también les dije que mi amigo ignoraba que yo traía esos objetos en el interior de mi camioneta y es mentira que yo traía las llaves del carro de la marca Toyota, así mismo en ese lugar detuvieron a dos muchachos que iban pasando por el lugar”, aseguró.

Para los magistrados del Tribunal, las pruebas presentadas por el Cholo fueron valoradas correctamente por el Juez y son suficientes para demostrar que llevó acabo las conductas de portar el arma de fuego y la granada y los cartuchos y su plena responsabilidad.

El Cholo escapó del penal de Aguaruto la madrugada del 16 de agosto de 2009 y la noche anterior organizó una fiesta con grupos musicales para celebrar su salida.

En enero de 2016 fue recapturado junto con Joaquín el Chapo Guzmán en Los Mochis.

Actualmente está preso en el Centro Federal de Readaptación Social número 1, el Altiplano, en Almoloya de Juárez, Estado de México.

Artículo publicado el 10 de marzo de 2019 en la edición 841 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

One Response

Responder a Noname Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 869
22 de septiembre del 2019
GALERÍA
Cuatro niños y una mujer resultaron heridos durante un accidente en la carretera a Imala
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
ENCUESTA

El Congreso llamó a comparecer al Alcalde Jesús Estrada Ferreiro y a dos funcionarios municipales más por la muerte de Alejandra Terrazas, ¿quién crees que debe ser llamado también?:

BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

OPINIÓN DEPORTES

DEPORTES

viral