sábado, mayo 21, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

Estrenan cinta ‘La casa con un reloj en sus paredes’

La idea de una casa encantada es una historia que se ha contado muchas veces en el cine de diferentes maneras, y aunque eso puede ser un aspecto en contra para La casa con un reloj en sus paredes (The House With a Clock in its Walls/EU/2018), dirigida por el también actor, productor y guionista Eli Roth (Hostal, 2005) y escrita por Eric Kripke, basado en la novela de John Bellairs, la película tiene algunos logros interesantes que la hacen digna de verse.

En la cinta, cuando el pequeño Lewis (Owen Vaccaro) queda huérfano, no tiene más opción que ir a vivir con su tío Jonathan Barnavelt (Jack Black), un excéntrico mago al que no había visto nunca —su padre lo corrió de su casa al enterarse de sus gustos por la magia— pero con el que simpatiza desde el primer momento, al igual que con Florence Zimmerman (Cate Blanchett), la amiga del tío con la que éste pelea todo el tiempo.

Desde su llegada a la casa, Lewis se da cuenta de que no es un lugar común, ya que todo ahí tiene vida, debido a los encantamientos que el tío practica, que le permiten crear escenarios impresionantes, con los que el niño queda maravillado e interesado en aprender.

Lo que tampoco es usual para Lewis es que su tío lo deja hacer lo que él quiera, incluso acostarse tarde. La única regla que debe seguir es no abrir un armario, pero cuando el pequeño quiere sorprender a uno de sus compañeros de la escuela con un hechizo para revivir a un muerto, se encuentra en la posibilidad de desobedecer, sin imaginar que puede regresar a la vida a alguien que tiene malas intenciones para la humanidad.

Más que miedo, lo que La casa con un reloj en sus paredes provoca es fascinación por todos los hechizos que hacen a la mansión muy atractiva y encantadora, con sorpresas en cada uno de sus rincones y pasillos, para lo cual los efectos especiales hacen un excelente papel, por lo que este es uno de los aspectos que valen la pena no perderse del filme.

El otro elemento a favor de la película es su elenco: Black tiene la ventaja de simpatizar fácilmente con el espectador, y esta vez no es la excepción con sus chistes y bromas; Blanchett es una intérprete que puede convertirse en cualquier personaje, y como la impecable hechicera amiga del tío Jonathan es impresionante. Lo mejor es cuando aparecen juntos en la pantalla en una relación de amor odio que les queda perfecta. Vaccaro tampoco decepciona como ese curioso y valiente niño que arriesga todo por volver a ver a quien ama.

El principal problema de la cinta, además de que es un tanto predecible, es que suena demasiado familiar: un niño huérfano, que va a vivir a la casa de un tío; un brujo poderoso que amenaza con revivir y el único que puede detenerlo es un neófito en la hechicería. Aunque el libro en el que se basa esta cinta se publicó en 1973, la cercanía con ese otro mago huérfano adolescente de enorme popularidad que apareció en 1997 le resta encanto a la película dirigida por Roth y la hacen lucir repetitiva. No se la pierda… bajo su propia responsabilidad, como siempre.

Artículo publicado el 11 de noviembre de 2018 en la edición 824 del semanario Ríodoce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 1007
15 de mayo del 2022
GALERÍA
Elementos de la Policía Estatal Preventiva y del Ejército detuvieron a cuatro personas y aseguraron siete vehículos y nueve armas en zonas rurales de Culiacán
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.