sábado, octubre 16, 2021
  • 00
  • Dias de Impunidad

El pasado de una ilusión

 

Cuando el Presidente de los Estados Unidos, Richard Nixon visita China en 1972, un  periodista le pregunta al primer ministro de China, Chou En-lai, qué piensa  de la Revolución Francesa, y  Chou En-laI le contesta: Es muy poco tiempo para tener una opinión sobre ese acontecimiento.

Algo así diré hoy con respecto a la Revolución Rusa de octubre de 1917, a manera de disculpa, por no tener el dominio del tema, y por ser  un tema con  muchas aristas para abordarlo. Empecemos, pues.

Antes de 1917, Rusia era un inmenso país rural, el 85 por ciento de su población vivía en el campo. Geográficamente era inmensa, unas 12 veces más grande que México, con una población de 150 millones. Mayoritariamente su población era  analfabeta, con una escasa industria, con predominio del capital extranjero.

En 1613 toma el poder La dinastía Romanov en Rusia, perpetuándose durante tres siglos y   fue hasta 1861 cuando se da la abolición de la servidumbre. Gobernaron juntos los Romanov  y la Iglesia  Ortodoxa.

A Rusia no llega la  Revolución Industrial, la que se da en la Europa del atlántico. Rusia vivía en un Estado Feudal, mientras Berlín se convertía en la capital del mundo científico.

Al terminar la Primera Guerra Mundial (1914-1918), tres imperios dejaron de existir por haber perdido la guerra: el Imperio Otomano, el Austro-Húngaro y el imperio Ruso (Zarista). Pero el imperio Ruso desaparece por algo más que la derrota de la Primera Guerra Mundial, un pequeño partido de profesionales tomaron por asalto el poder (el Palacio de Invierno): El Partido Bolchevique, conducido por Vladimir  Ilich Lenin y León Trotsky, el 7 de noviembre 1917 en el calendario actual (Revolución de Octubre en el calendario juliano).

Bajo la terrible situación de atraso económico, social y cultural, el régimen establecido por Lenin y Trotsky comenzó la titánica tarea de sacar a Rusia del atraso sobre la base de una economía planificada y nacionalizada.

En el espacio de dos décadas, Rusia estableció una poderosa base industrial, desarrolló  la ciencia y la tecnología y abolió el analfabetismo. Logró avances notables en los ámbitos de la salud, la cultura y la educación.

El sistema productivo pasó una prueba severa en 1941-45, cuando la Unión Soviética fue invadida por Alemania. A pesar de la pérdida de 27 millones de vidas, la URSS logró derrotar a Hitler, y siguió, después de 1945, reconstruyendo su destrozada economía en un espacio de tiempo notablemente corto, transformándose en la segunda potencia del mundo.

De un país atrasado, semi-feudal, principalmente analfabeto, en 1917, la URSS se convirtió en una economía moderna y desarrollada. Poseía un cuarto de los científicos del mundo, un sistema de salud y educación igual o superior a cualquiera de los países de Occidente, lanzó el primer satélite espacial y puso al primer hombre en el espacio. En la década de 1980, la URSS tenía más científicos que los Estados Unidos, Japón, Gran Bretaña y Alemania juntos.

A la muerte de Lenin el 21 de enero de 1924 se da la división del grupo gobernante por la sucesión. A la revolución rusa le va a pasar lo mismo que a la revolución francesa de 1789, va  a devorar a sus hijos. José Stalin expulsa de Rusia a León Trotsky, y otros dirigentes del Partido Bolchevique van a ser asesinados, tales como Zinoviev,  Kamenev. La purga empieza. El Partido Comunista de la Unión Soviética gobierna en forma dictatorial, y la disidencia es mandada a Siberia.

La violencia del  partido hacia la sociedad, se convierte en violencia hacia el interior del  partido, para tener un partido a la medida de Stalin.

Se va a crear un Estado donde se eliminan las libertades políticas y civiles, donde hay terror policiaco, la supeditación de la sociedad al Estado, del Estado al Partido y éste a un Comité Central. La única posibilidad de ascenso social era el Partido. Estado que va a colapsar  en 1989 por la falta de democracia.

Posdata: El título de este artículo es prestado, fue tomado del libro de Francois Furet, editorial Fondo de Cultura Económica.

 

E-mail: [email protected]

Twitter: @riosrojo

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 976
10 de octubre del 2021
GALERÍA
Estragos por el paso del huracán 'Pamela' en Mazatlán
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.