jueves, mayo 26, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

Sin esclarecer los 531 MDP que adeudan los Servicios de la Salud de Sinaloa

 

salud

Con el contrato número SSS-LPN-042-N72-2014, la empresa Distribuidora Internacional de Medicamentos y Equipo Médico SA de CV (DIMESA), obtuvo la licitación del contrato de hasta por 500 millones de pesos, y a dos años de celebrado, la Secretaría de Salud mantiene un adeudo con la empresa por 531 millones 440 mil 872 pesos.

El contrato se llevó a cabo el 29 de diciembre para brindar el servicio integral de administración y abasto de medicamentos y material de curación a través de farmacias en la red hospitalaria de los Servicios de la Salud de Sinaloa (SSS), requerido por la dirección de atención médica.

Y después de tres semanas de tomar protesta como nuevo secretario de salud, Alfredo Román Messina revela que el adeudo existe, sin embargo, éste tendrá que ser justificado debidamente, ya que recibieron una “herencia” de pasivos importantes con los proveedores, concretamente según dijo, de medicamentos en condiciones poco claras.

“Si la administración anterior reconoce 100 pesos pero la hereda, efectivamente es una responsabilidad de la gestión que entra, pero tiene que justificársele que efectivamente se deban esos 100 pesos y que eso corresponda a un medicamento que fue entregado en tiempo y forma y que fue consumido, y que simple y sencillamente no fue pagado. Estos pasivos vienen de 2013 y 2014, de tal manera que no es fácil la verificación de ese concepto, pero es indispensable para una administración responsable el verificarlos, comprobarlos, para poder autorizar su pago”, explicó durante rueda de prensa.

Según testimonio de trabajadores de la Secretaría de Salud, ellos nunca tuvieron en sus manos algún tipo de inventario, todo estuvo siempre en manos de la empresa a quien en la licitación pública presencial nacional con número LA-925006998-N72-2014, le otorgaron el servicio de farmacia subrogada.

En el contrato se estipula que DIMESA recibirá de la SSS las instalaciones de las unidades hospitalarias y centro de salud donde se llevaría a cabo un proceso de entrega-recepción junto con un inventario del espacio físico de los insumos que se encuentren en el lugar, para la correcta administración de los mismos. Este documento es el que se encuentra investigando la actual administración.

Son virtuales millonarios

La empresa DIMESA, según datos del Instituto de Investigación e Innovación Farmacéutica, AC (IIIFAC), señala que está entre las tres proveedoras de farmacias subrogadas a nivel nacional, con un 17 por ciento de la licitación en todo el país, el cual representa 6 mil 486 millones de pesos en 2016.

Con oficinas en la Ciudad de México y la matriz en Guadalajara, no hubo quien diera información del adeudo con los Servicios de la Salud de Sinaloa, cuyo contrato tuvo vigencia del 01 de enero de 2015 al 31 de diciembre de 2016.

Del adeudo, solamente Carlos Ramos Alcocer, director ejecutivo de la Asociación Nacional de Distribuidores de Insumos para la Salud AC (ANDIS), a la cual pertenece DIMESA, dio declaración.

“Mira, lo único que yo sé es que la empresa (DIMESA) ha hecho por su parte la gestión de cobro y en el caso con nosotros, como asociación, no hemos hecho algún acercamiento porque al parecer es la única empresa que tiene un contrato con ellos (con los Servicios de la Salud de Sinaloa)”, explicó vía telefónica.

Junto a Sinaloa, se encuentra el Estado de Jalisco, donde también mantiene un compromiso de pago por 600 millones de pesos con DIMESA, aunque la empresa reclama hasta 800 millones, éstos, según la Secretaría de Salud de Jalisco, “sin comprobar”.

Presente, pasado y futuro

Posterior a la firma del contrato entre DIMESA y SSS, se llevó a cabo un convenio modificatorio el día 6 de enero de 2015, 10 días después de realizado el contrato original. Ahí, se integra un listado de medicamentos que entran en una denominación llamada “Gastos Catastróficos” (GACA).

Según la Ley General de Salud en materia de Protección Social, se consideran gastos catastróficos aquellos que se derivan de tratamientos y medicamentos que impliquen un alto costo en virtud de su grado de complejidad o especialidad y el nivel de frecuencia con que ocurren.

El contrato no tuvo modificación en los montos a erogar, los cuales se mantuvieron “hasta” por la cantidad de 500 millones de pesos (importe que incluye el valor agregado), con corte cada 15 días a efecto de facturarlos.

La Secretaría de Salud comenzó con el desabasto desde junio de 2016, y para final del sexenio, la carencia se recrudece. El subsecretario de atención médica de la nueva administración, Cesar Augusto Rivas, admite que el desabasto fue por falta de pago, aunque estimo la existencia de ciertas irregularidades.

“Sí, hay unas cantidades que no coinciden entre lo que está identificado por la actual administración y el monto de la deuda que se habla, entonces es una revisión que se está haciendo en este análisis”.

—¿Son costos inflados, entonces?

—No lo sé si sean inflados. Serán quienes tienen los documentos y la revisión los que nos dirán finalmente qué fue lo que sucedió.

—Y tomando esto en cuenta, doctor, ¿cree usted que ustedes aquí en la Secretaría de Salud se sacaron la rifa del tigre?

—No, por supuesto que no. Cuando fuimos invitados por el secretario de Salud, Alfredo Román Messina, sabíamos que veníamos a trabajar y a trabajar diariamente por la salud de Sinaloa, sabíamos que veníamos a eso, no es una rifa del tigre.

Como antecedente, el 29 de julio de 2012, una investigación de este semanario (Ríodoce 496), documentó desvíos de recursos de la Secretaría de Salud y Ernesto Echeverría Aispuro, así como el favorecimiento a la empresa Nadro SA de CV  por casi 700 millones de pesos.

Y mientras se resuelve el origen de la deuda por 531 millones 440 mil 872 pesos con DIMESA, este lunes 23 de enero se reabastecerán, al menos en un 80 por ciento de su capacidad, los centros hospitalarios del norte y del sur del estado con medicamentos.

 

 

 

 

 

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 1008
22 de mayo del 2022
GALERÍA
Elementos de la Policía Estatal Preventiva y del Ejército detuvieron a cuatro personas y aseguraron siete vehículos y nueve armas en zonas rurales de Culiacán
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.