Los métodos del Maestro

 
cuen pas 1Trabajadores de la UAS le hacen quórum a Héctor Melesio Cuen
El escenario era el salón Elise, ubicado en la colonia Guadalupe. El interior, equipado con sonido y poco más de cien sillas, tenía a la derecha de la entrada una mesa tipo tablón con frutas, agua y un termo con café. Detrás de la mesa, una mujer sostenía hojas de papel y plumas. Los asistentes escuchaban atentos un mensaje. El orador era Héctor Melesio Cuen Ojeda, dirigente del Partido Sinaloense.
Casi todos sentados, en orden. Muy pocos de pie. Nadie tenía los celulares a la mano, sólo cuchicheos de vez en vez. Al fondo, alguien estalla en una carcajada involuntaria y las miradas de los testigos más cercanos rápidamente apagaron el  ruido que interrumpió brevemente su atención al mensaje del maestro.
En su mensaje, Cuen Ojeda hizo un breve recorrido por su labor política y su paso como rector de la Universidad Autónoma de Sinaloa, y los presentes, lejos de las aulas y las oficinas institucionales, escuchaban el discurso del aspirante a Gobernador.
Temas del quehacer universitario, que fueron desde el fideicomiso a la jubilación y la defensa de los derechos de los trabajadores. El maestro Cuen, como se refieren a él los universitarios, jamás pidió un voto, sólo hizo recorrido por su trayectoria como rector de la UAS.
“Ustedes recordarán el fideicomiso, no sé si se acuerdan cuántas veces dijeron que yo me había robado el fideicomiso de la UAS, ¿sí se acuerdan? ¿Cuántas veces dijeron?… mil, mil, lo dijeron tantas veces que un día me desperté en la mañana y me dije que yo me la había robado”, el discurso se interrumpe por las  risas que genera el comentario del maestro, luego continúa su liturgia, y las risas se apagan. Otra vez todos atentos.
“Así de sencillo. ¿Y a poco el fideicomiso no está completito ahí? ¿Y quién nos ha pedido disculpas? Nadie, nadie ha pedido una disculpa. ¿Quién ha pedido disculpas de esa denostación, calumnia permanente que ha habido en la prensa? Que por cierto ya los comencé a demandar de manera formal, por demandas civiles. Porque no se puede, es un abuso el hecho de tener una pluma y un micrófono de manera irresponsable y acaban con ustedes”.
Por espacio de 40 minutos, Cuen Ojeda expuso sus motivos de incursionar en la vida política y de las acciones que lo motivaron a crear al Partido Sinaloense, en lo que podría interpretarse como un acto de campaña. Sin embargo, el maestro fue cuidadoso y jamás pidió el voto, al menos no de manera directa.
El nacimiento del proyecto
Hacia el final de su discurso, Héctor Melesio Cuen se dio a la tarea de explicar el por qué fundó al Partido Sinaloense. Él mismo ya lo había revelado en anteriores ocasiones, pero aquí, con sus colegas universitarios, se “sinceró”.
“El Partido Sinaloense fue chiripada que naciera, el PAS nació porque yo perdí la senaduría y no quise regresar a Culiacán porque había dado mi palabra, y en ese tiempo fue un accidente que haya nacido (el PAS) porque yo ya me había dado, ya me iba para la casa y de repente el PRI le pide al PAN un recuento en Guasave”, relata el maestro.
La historia de la fundación continúa, y Cuen Ojeda acusa que durante ese proceso electoral le habían robado 2 mil votos en Guasave.
“O sea, me habían robado 2 mil votos en Guasave, imagínate si en Guasave me robaron 2 mil votos cuántos me robarían aquí, y cuántos me robarían en Mazatlán y fue cuando dije ‘no es posible esto’. Yo nunca había estado afiliado a ningún partido político, y dijimos vamos a formar un partido”.
El trayecto a la reunión
Al menos entre lunes y miércoles ocurrieron tres reuniones con universitarios de las que Ríodoce tuvo conocimiento, pero solo a una se logró tener acceso una vez que se ubicó la sede.
Era el miércoles 9 de marzo, y el maestro Cuen ya había sostenido al menos dos reuniones similares, en el mismo recinto, con universitarios, según revelaron fuentes al interior del PAS.
La fuente que reveló la ubicación de la reunión señaló que a ésta acuden invitados por algún enlace en el interior de la UAS, y que a la vez funge como miembro del PAS.
En el trayecto, un vigilante del hotel San Luis da información a alguien que busca una dirección. “¿De dónde vienes?”, le cuestiona. “Ah, ¿vienes a lo del PAS?” El vigilante da la instrucción y el vehículo se dirige al lugar donde la cita comenzó a las 18:00 horas.
La ubicación de la plática fue en el salón Elise, justo en los límites de la colonia Guadalupe y Colinas de San Miguel, prácticamente a espaldas de la Lomita, al sur de la ciudad.
Al final del evento, el anfitrión da las gracias y un mensaje de unidad. Luego, varios asistentes se dirigen a la mesa de la entrada, donde los esperaban las hojas y plumas. Ahí, en orden anotaron sus nombres, el número de la sección a la cual pertenecen (ubicado en la credencial de elector), teléfono, correo, firma, Unidad Académica y al final, escriben el nombre de la persona por la que fueron invitados.
Entre varios de los asistentes resaltaba el emblema de la Universidad Autónoma de Sinaloa. Ese del águila que vuela hacia la cúspide, como lo dice el lema de la institución. No lo podían ocultar, o más bien no lo intentaron.
Adscritos a la Unidad Académica de Artes, a la Facultad de Ingeniería Civil, a la de Derecho y de Arquitectura —fueron algunos de los que se logró identificar—, acudieron a estampar sus datos en las hojas una vez terminado el evento.
En el sonido local se anunciaba que por motivos de agenda, el maestro tendría que viajar a la Ciudad de México, por lo que esperaba ya un vuelo para hacer el viaje.
Luego, la ceremonia del saludo, la despedida. Mientras que unos apurados iban a anotarse en la lista, otros corrían a una pequeña muchedumbre formada alrededor del maestro, donde se amontonaban para estrechar su mano. Era importante ser vistos por el maestro en el evento, que él notara que acudieron a su cita.
 

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
  • 00
  • Dias de Impunidad
RÍODOCE EDICIÓN 1100
GALERÍA
un accidente registrado la mañana del 30 de enero en elota dejó un saldo de 22 personas muertas.
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.