octubre 18, 2019 11:42 pm

Tierra de nadie

badi 1

 

Badiraguato, uno de los bastiones del narco para la siembra de mariguana y amapola y cuna de las principales familias de narcotraficantes de Sinaloa, se ha estado convulsionado en las últimas semanas con enfrentamientos que han dejado ya casi dos decenas de muertos. La presencia de la Marina, en su frenética búsqueda del Chapo Guzmán abona a la tensión en la zona, mientras las autoridades locales dicen que ahí no pasa nada.

 

Con la segunda fuga de Joaquín Guzmán Loera, de un penal de máxima seguridad en julio pasado, la presencia de la Marina en Sinaloa se ha intensificado; la armada ha montado operativos en la zona serrana conocida como el Triángulo Dorado en búsqueda del prófugo; en octubre pasado, la propia PGR sostuvo que el equipo de búsqueda estuvo muy cerca de recapturarlo en las inmediaciones de Cosalá.

La semana pasada un nuevo operativo de la Secretaría de Marina Armada de México (Semar) llegó hasta La Tuna, Badiraguato, tierra donde nació el Chapo y vive su madre Consuelo Loera; los elementos de la Marina llegaron dos días después de que un grupo armado emboscó a presuntos sicarios que trabajaban para Aureliano Guzmán Loera, el Guano, hermano del capo.

De manera extraoficial, fuentes de Ríodoce confirmaron que como resultado de la emboscada quedaron ocho hombres muertos, entre ellos Cristóbal Muro Valdez, de 52 años, a quién se ubica como el 02 o el M-2,  supuesto jefe de seguridad del Guano.

Junto con él fueron asesinados Geber Manuel Valdez Muro, de 29 años; Germán Muro Sepúlveda, de 21; Germán Páez Páez, 18 años; Ezequiel Lazcano Rodríguez, de 45; Ricardo Arribas Rivera, 28 años; Jesús Enrique Sepúlveda Álvarez, de 27; y Paciel Arribas de la Rocha, de 24 años.

Una fuente que solicitó el anonimato informó a Ríodoce que el sábado 12 de este mes, los ocho hombres pasaban por el puente del arroyo de la comunidad de San José del Barranco, cuando fueron interceptados por el grupo armado.

Comunicación Social de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informó de manera escueta que el múltiple homicidio fue en Chihuahua, sin embargo la Fiscalía de ese estado vecino informó que no tenían conocimiento de que en su región hubiera ocurrido esta matanza.

Una de las versiones que se han dado a conocer de manera extraoficial es que el grupo armado que interceptó a la gente del Guano eran de la comunidad de Huixiopa, Badiraguato, cumpliendo órdenes del mismo Joaquín el Chapo Guzmán, por la muerte de su tío Ernesto Guzmán Hidalgo, asesinado el pasado abril en Bacacoragua, Badiraguato, junto con otro hombre de nombre Raúl Astorga.

La PGJE no dio informes del asesinato del tío de Guzmán Loera; la averiguación se mantuvo  hermética desde el principio. Trasladaron ambos cuerpos al Servicio Médico Forense por la noche, pero no se supo nada hasta el día siguiente.

La información que se conoció en ese momento fue que los cuerpos fueron entregados —sin dar detalles de quién de sus familiares los reclamó—, y los trasladaron hacia la localidad de San José del Barranco, donde hicieron los actos fúnebres.

De la gente del Guano, asesinada, también se ha mantenido un hermetismo; hasta el cierre de esta edición el titular de la Procuraduría de Justicia estatal no había dado información; solo por medio del área de comunicación social primero informaron que no se sabía nada de los muertos, posteriormente dijeron que fue en Chihuahua.

—Entonces ¿la procu no sabe nada de los muertos en Badiraguato? —se le preguntó al jefe de prensa de la  PGJE a lo que respondió brevemente que “no fueron en Sinaloa”.

Es la segunda ocasión en menos de un mes que la Procuraduría de Sinaloa y autoridades gubernamentales “desconocen” de los asesinatos en la sierra.

A finales de noviembre extraoficialmente se supo que fueron asesinados un total de siete personas en el poblado de San Javier, Badiraguato; primero tres en El Guayabo, sindicatura de la mencionada comunidad, y cuando estaba el velorio de esas tres personas atacaron el sepelio resultando cuatro muertos más. La PGJE no informó en el momento sobre lo ocurrido.

Otras autoridades estatales fueron cuestionadas sobre los hechos  de la semana pasada en la serranía sinaloense reportados por fuentes extraoficiales a este semanario; también desconocieron los sucesos y solo dijeron estar enterados de la presencia de La Marina en una parte de Badiraguato, sin reconocer la presencia en La Tuna.

El Secretario General del Gobierno, Gerardo Vargas Landeros, entrevistado por el noticiero radiofónico Línea Directa, confirmó la vigilancia en la zona serrana por parte del Gobierno Federal, sin embargo consideró como un rumor que hubiera ocho personas muertas.

Alberto Constantino López, delegado de la Secretaría de Gobernación en Sinaloa,  dijo ante el mismo medio de comunicación que desconoce la versión de que ocho personas pudieran haber sido asesinadas en la serranía, sin embargo mencionó que los operativos son constantes desde la fuga de Joaquín Guzmán, y su recaptura es una prioridad del gobierno de Peña Nieto.

 

La Marina llegó hasta la cuna del Chapo

La  fuga de Joaquín el Chapo Guzmán del penal de máxima seguridad conocida como El Altiplano en julio de este año, ha movilizado a las fuerzas federales, implementando operativos comandados por las Fuerzas Especiales de la Semar  y cateos por parte de la PGR en lugares relacionados con el líder del Cártel de Sinaloa.

El fin de semana pasado elementos de la Armada regresaron a Badiraguato —donde habían estado en octubre pasado— haciendo recorridos por la cabecera municipal y  ubicaron distintos puntos de revisión por las carreteras que van a los diversos poblados de la zona serrana.

El primer punto de revisión se encuentra saliendo de la cabecera municipal, en la  “Y” que  divide el camino hacia Surutato y Santiago de los Caballeros; anteriormente en ese punto se encontraba un punto de revisión de la Secretaría de la Defensa Nacional que fue sustituido por elementos de La Marina.

La fuerza federal cerró uno de los carriles dejando solo uno para el paso de entrada y salida, donde posicionaron un camión equipado con alta tecnología de monitoreo que graba a todo aquel que pase por ahí; además los elementos que se mantienen de guardia hacen revisión de cada vehículo.

Según reportes que llegaron a este semanario, decenas de elementos de la Armada de México llegaron el lunes 14 de diciembre a La Tuna y sitiaron el poblado; en esa comunidad vive la madre del capo y varios de sus familiares.

Elementos de la Semar ubicados en el primer punto de revisión dijeron desconocer sobre el operativo que se lleva a cabo en La Tuna; extraoficialmente informaron que es un grupo distinto al de los puntos de revisión con órdenes diferentes a las que tienen ellos que se ubican ahí.

Informes obtenidos por Ríodoce establecen que el grupo que se encuentra en La Tuna no permitía el acceso al pueblo y tampoco dejaban salir a la gente; sin embargo una fuente de gobierno que solicitó el anonimato dijo que hasta el momento los habitantes de ese lugar han reportado estar tranquilos, pero no han precisado más detalles.

Los marinos también mantienen un “plantón” en uno de los ranchos que se sabe es propiedad de Aureliano Guzmán, hermano del  Chapo.

Los sobrevuelos de distintos helicópteros pertenecientes a la Secretaría de Marina en el municipio de Badiraguato han sido constantes desde el miércoles pasado; uno de color gris y otro camuflado, son los que se han visto volar sobre la sierra.

Los elementos de la armada habían estado en la Sierra Madre Occidental, hasta finales de octubre pasado como parte de la cacería que mantiene el gobierno federal en contra de Guzmán Loera, sobre todo entre los municipios de Tamazula, Durango, y Cosalá, Sinaloa. Pero se retiraron y no habían regresado hasta la semana pasada.

Según investigaciones de Ríodoce y reportes de la televisora estadunidense NBC News, en el operativo que las Fuerzas Especiales de La Marina mantuvieron en octubre el jefe del Cartel de Sinaloa estuvo cerca de ser reaprendido, aunque logró escapar.

Días después del frustrado operativo donde algunos pueblos fueron sitiados por La Marina y que  dejó como consecuencia el desplazamiento de pobladores hacia Cosalá, la PGR -en coordinación con las Fuerzas Especiales (FES) de la SEMAR- cateó algunas casas y otros lugares en Culiacán.

Entre los cateos destacaron una casa propiedad de Emma Coronel, esposa de Guzmán Loera, ubicada en la colonia Hidalgo; además otra donde vivió Miguel Ángel, alias el Mudo, hermano del capo; y una casa relacionada con los pilotos Takashima Valenzuela, quienes, según investigaciones de la PGR, participaron en la fuga del Chapo.

 

 

RECUADRO

 

¿Asistirá Malova?

De manera extraoficial se informó a este semanario que el gobernador del estado, Mario López Valdez, tenía programada una visita el lunes 21 de diciembre a uno de los poblados de la sierra de Badiraguato para inaugurar una escuela.

Hasta el cierre de esta edición no se había confirmado la presencia del mandatario de Sinaloa y se dudaba su asistencia por la presencia de la Marina en la zona. El gobernador Malova no había mencionado nada de la presencia de La Marina.

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

One Response

Responder a tomatero Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 872
13 de octubre del 2019
GALERÍA
se registran balaceras en varios puntos de la ciudad TRAS CAPTURA DE HIJO DEL CHAPO
COLUMNAS
OPINIÓN

LO MAS VISTO

El Ñacas y el Tacuachi
ENCUESTA

¿Crees que las condonaciones millonarias de impuestos por parte del SAT a políticos, artistas y grandes empresarios fue justa?

BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

OPINIÓN DEPORTES

DEPORTES

viral