domingo, enero 16, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

DEL RANCHO… A GL

 

 

 

 

Manny Bañuelos, quien debutó el pasado jueves en el mejor béisbol del mundo con los Bravos de Atlanta, fue firmado por los Yanquis de Nueva York en 2008, sin haber jugado en la Liga Mexicana de Béisbol

 

 

 

Manuel Manny Bañuelos era una de las promesas de los Yanquis (firmó en 2008) por varios años, pero su carrera se vio frenada en 2013 por una lesión en el codo.

Eso provocó que los ‘Bombarderos del Bronx’ lo cambiaran este año a los Bravos de Atlanta, con quienes debutó este 2015 en el mejor béisbol del mundo.

Manny, de Gómez Palacio, Durango, tuvo que esperar cerca de 7 años en las ligas menores para poder cumplir su sueño: jugar en Grandes Ligas.

Pero más allá de su debut, Bañuelos es un pelotero especial, por el simple hecho que firmó con una organización de Estados Unidos, en este caso con los Yanquis, en 2008, sin haber jugado pelota profesional en México.

Pero si nos vamos más atrás, muchos no saben la verdadera historia de cómo fue que Manny, un chamaco de rancho, fue firmado.

Para empezar, todo el crédito es para el scout de los Sultanes de Monterrey, Servando González.

La Yegua González —de 74 años—, con 10 años como scout de Sultanes, ex jardinero en la Liga Mexicana y ex manager de los Acereros, cuenta vía telefónica para Fernando Ballesteros, de Puro Béisbol, la historia de Bañuelos.

En el año 2006, recuerda, “el profesor Pantoja me habló por teléfono del Ejido El Vergel para decirme que un zurdito del rancho estaba tirando muy duro. Le pedí los datos, pero le dije que de momento no podía ir. Al mes me vuelve a llamar diciéndome que seguía lanzando muy fuerte y ya me dio más datos….1.76 de estatura y de físico muy  delgado, lo cual no me convencía para ir a verlo desde Monclova”.

Pasaron tres meses sin ir y el Profe le marcó por tercera vez.

“Le había dicho que no me interesaba, pero me insistió tanto que fui a su tercer llamado. Llegué un martes a las 2 de la mañana, Pantoja fue por mí a la central y luego fuimos a la casa de Manny, era una casita de adobe con una sola cama, su papá lo había dejado con su mamá para irse a Estados Unidos cuando él tenía 6 meses de nacido”.

La Yegua relata que comenzaron a platicar y su abuelita no quería que lo firmara porque lo tenía sembrando y regando, Manny estaba en la preparatoria y tenía 16 años.

“Entonces nos fuimos a un llano con una loma bien defectuosa y yo le dije que trabajaba para los Sultanes….Fue cuando él me comentó que había estado recientemente cuatro semanas en un campamento del equipo en Monterrey y que a nadie le gustó lo que lanzaba. A él lo habían invitado después de verlo en un Regional en Durango y le dieron para el pasaje hasta el Palacio Sultán.

“Te aclaro que Lee Sigman y Leo Figueroa no lo vieron en ese campamento y no lo conocían. Entonces mientras yo le ponía las pilas a la pistola de radar, el muchacho (Manny) se fue hasta la segunda base para calentar desde ahí hasta el home. Luego vi que era un zurdo natural y le dije que no hiciera lanzamientos porque se podía lastimar debido a que era martes y él había lanzado 9 innings el domingo en el rancho.

“Le dejé un programa de dos semanas y hablé inmediatamente por teléfono con Sigman, le dije que era material grande. Lee vino a verlo y justamente un día después de que los Sultanes se coronaran sobre los Leones en la LMB (2007), nos trasladamos cada quien por su cuenta hasta el ejido El Vergel. Yo pensaba que si no tiraba 80 millas me iban a correr a mí (risas), pero Manny que no había lanzado se fue sólo por la raya del jardín derecho y a una distancia de 180 pies ponía la bola en el guante del catcher que improvisamos sin arreos ni nada.

“Lee me dijo que era un garbanzo de a libra porque él a sus 16 años estuvo tirando los 30 lanzamientos a 85-86 millas, además de que lanzaba curva, cambio y recta cortada. Para poder recomendarlo sin lanzar una pelota, yo vi en él a alguien muy especial”.

Y la historia de La Yegua no es un invento. Ya que Sigman ya había comentado hace dos años que Servando fue quien descubrió a Manny, otro zurdo mexicano que surge de un rancho como Fernando Valenzuela de Etchohuaquila, y Julio César Urías, de La Higuerita.

 

El debut de Bañuelos en Grandes Ligas

Lucía como víctima al verse las caras ante el astro Max Scherzer, de Nacionales de Washington, pero el mexicano Manny Bañuelos impresionó en su debut el pasado jueves como big leaguer en la victoria de los Bravos de Atlanta, por 2-1 en el Turner Field.

Denard Span fue el primer oponente que enfrentó y también el primero en conectarle imparable, después dominó al mexicoamericano Danny Espinoza y posteriormente ponchó a Yunel Escobar y al slugger Bryce Harper.

Manny Bañuelos, quien nació el 13 de marzo de 1991 en el Vergel, Durango, estuvo en el montículo del Turner Field durante cinco entradas y dos tercios, en los que apenas recibió dos hits, no dio base por bola y ponchó a siete.

En esa ruta hizo 75 lanzamientos, de los cuales 48 fueron strikes y 27 bolas y salió, de acuerdo con el reporte de Bravos de Atlanta, por calambres y deshidratación.

Se fue sin decisión, pero dejó un tremendo sabor de boca.

 

Van cinco en la temporada

El duranguense se convirtió en el quinto novato en esta campaña en debutar en el mejor béisbol del mundo, sumándose a Roberto Cañoncito Osuna (Azulejos), Rafael Martín (Nacionales), Árnold León (Atléticos) y Daniel Castro (Bravos).

Bañuelos además es el azteca 118 en jugar en Ligas Mayores.

 

manny

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 990
16 de enero del 2022
GALERÍA
La erupción de un volcán submarino cerca de Tonga, en el Pacífico Sur, provocó un tsunami
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.