julio 31, 2021 6:03 PM

Hay al menos 16 presos infectados con el VIH sin tratamiento médico

 

RAFAEL BÁEZ SIDAR. Indiferencia.
RAFAEL BÁEZ SIDAR. Indiferenci

 

 

 

Sida en la cárcel

 

 

 

Perdieron su libertad por presuntos delitos contra la salud, secuestro, asesinato y asalto a mano armada, entre otros, y ahora el Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA) amenaza con acabar con la vida de al menos 16 presos.

Según un informe  de la Secretaría de Salud, en los Departamentos de Mujeres y Hombres, conviven 2 mil 199 reos sobre los que no sólo se ciernen enfermedades tales como tuberculosis, hepatitis, sífilis y gonorrea, sino también el llamado VIH/SIDA.

Mientras esta enfermedad se propaga en el Centro de Ejecución de las Consecuencias Jurídicas del Delito (Cecjude) de Mazatlán, las autoridades de salud se contradicen en el número de enfermos y la carencia de tratamientos antirretrovirales.

En Culiacán, funcionarios de la Secretaría de Salud reconocen 14 enfermos de VIH/SIDA, mientras que para sus colegas de salubridad en Mazatlán son 16.

“Aquí viene con nosotros religiosamente cada mes, la trabajadora social del Cecjude por los medicamentos y se los proporcionamos al número de pacientes que tiene”, afirma el doctor Alfonso Sandoval Sánchez, Coordinador del Centro Ambulatorio para la Prevención y Atención en Sida e Infecciones de Transmisión Sexual (Capasits).

“Algunos familiares comentan que no se les dan porque a lo mejor no los llevan a que tomen el medicamento, antes el medicamento se les daba a los pacientes según nos dicen las autoridades médicas del Cecjude, pero no se los tomaban”, sostiene Sandoval Sánchez.

“Y ahora se optó porque en la clínica del Cecjude se les dé, viene aquí la trabajadora social por los fármacos, pero además de los medicamentos antiretrovirales, se hace examen de carga viral tres veces por año”, precisa.

“Pero por la misma reclusión que ellos tienen, agrega, que están privados de su libertad, la clínica de ahí se encarga de tomar las muestras; ahí hay enfermeras, médicos, trabajadoras sociales, en la clínica de salud que tiene el Cecjude, y no las traen a nosotros en la mañana y las enviamos a Culiacán”.

 

Lista de Ali Baruch

La lista de 16 enfermos del Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA) se filtró de la Secretaría de Salud, desde el 30 de abril, el Día del niño, cuando en el Departamento de Mujeres en convivencia familiar algunas internas disfrazadas con trajes de “ratoncitas” bailaban divertidas el “Ratón vaquero”.

En los pasillos de la Secretaría de Salud aseguran que la lista fue entregada por el médico Ali Baruch Zazueta Huerta, jefe de área médica de dicho penal.

Al finalizar el número musical, los funcionarios penitenciarios se tomaron la foto con las participantes, donde estaba el director del penal Rafael Báez Sidar, impasible, abrazando a sendas internas con orejas postizas y vestidas de rojo y negro.

La indiferencia de Rafael Báez Sidar contrastaba con el hecho de que la lista de 14 reos del Departamento de Hombres y dos internas del Departamento de Mujeres, filtrada a la Secretaría de Salud y no se sabe a dónde más, mencionaba nombres y apellidos de los enfermos del Cecjude.

 

Sin tratamiento

Algunos familiares de los enfermos de Sida dijeron que los internos tenían 20 días sin recibir el tratamiento médico.

“Vamos a pedir ayuda a los derechos humanos, porque a mi muchacho me lo están condenando a muerte por falta de tratamiento médico”, dijo agobiada, la madre de un reo.

“Ni del Gobierno federal ni estatal ni de Salubridad nos han llegado nuestros tratamientos médicos”, se quejan los pacientes desde el interior del Cecjude.

No obstante que desde el 30 de abril, algunos funcionarios penitenciarios sabían de la supuesta carencia de los tratamientos de los pacientes, pasaron 10 días de pasmosa indiferencia hacia el dolor no tan callado de los internos.

“Ya tenemos varios de ellos en la fase terminal y uno con calentura y no hay tratamiento antirretroviral”, confío desde Culiacán una fuente a Ríodoce.

 

 

Tratamiento antirretroviral

El Capasits proporciona tratamiento antirretroviral para todas las personas con VIH que no están cubiertos por regímenes de seguridad social.

Sintomatología

“El SIDA es cuando bajan las defensas en el organismo y hay múltiple sintomatología, intestinales, diarreas que son seis, siete veces más fuertes, pérdida de peso, mala alimentación, no se nutren bien porque no les da apetito. Hay infecciones o puede haber infecciones en las vías respiratorias, neumonía y puede haber cáncer de piel, porque no hay defensas. Y al no haber defensas, entran los virus, entran las bacterias y hacen destrozos en el cuerpo, ese es el VIH/SIDA”, enfatiza Sandoval Sánchez.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 965
25 de julio del 2021
GALERÍA
Protestas y celebraciones ante destitución de primer ministro y suspensión de parlamento en Túnez
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.