julio 30, 2021 1:11 AM

Investiga el IMSS vacuna contra hepatitis B

epa

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) investiga la vacuna contra la Hepatitis B por las reacciones adversas que presentaron 31 bebés en Chiapas, dos de los cuales fallecieron. Aunque la investigación abarca otras líneas, de acuerdo con información del instituto, la de la Hepatitis B fue la única vacuna que se les aplicó a todos los infantes que resultaron afectados en el municipio de Simojovel.

Sobre los 31 bebés chiapanecos que tuvieron reacciones adversas tras la aplicación del Plan Nacional de Vacunación del IMSS, hasta el momento las investigaciones sólo han podido concluir que el único elemento en común para todos los bebés fue la aplicación de la vacuna contra la Hepatitis B. Anoche, el IMSS informó que dio de alta a cinco de los 29 bebés que permanecían hospitalizados; seis aún están graves y 18 permanecen estables.

Esa fue la razón por la cual el IMSS decidió suspender la aplicación de la vacuna. Además, ya se está revisando toda la documentación disponible sobre el caso y se están llevando a cabo análisis exhaustivos del protocolo de vacunación que se siguió en Simojovel.

De acuerdo con el sitio de compras del Instituto, entre el 7 de diciembre de 2012 y el 31 de diciembre de 2013 el IMSS adquirió mediante los contratos U120632 y U120627, otorgados por licitación pública, 144 mil 689 frascos con diez dosis cada uno al laboratorio Probiomed S.A. de C.V.

Ayer se trasladaron a la Ciudad de México los frascos de las vacunas para ser analizados por personal de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) y de la Secretaría de Salud. También que el IMSS ya localizó y resguardó de manera preventiva todos los envases adicionales del lote de vacuna de Hepatitis B.

Consultada sobre el tema, la agencia de Relaciones Públicas del laboratorio informó que desde que se dio a conocer el incidente, especialistas del laboratorio se trasladaron a Chiapas para colaborar y comenzaron a revisar el tema con las autoridades sanitarias.

Consultados, médicos e investigadores opinaron que resulta “extremadamente difícil” y “casi imposible” que la intoxicación de los 31 bebés se haya dado por causa de una falla en las vacunas. El error fue humano, coincidieron.

De acuerdo con el doctor  Luis Clemente Jiménez Botello, catedrático del Tecnológico de Monterrey, es más fácil que haya ocurrido un error en la cadena de frío de las vacunas (procedimiento para mantenerlas en optimas condiciones durante su traslado y almacenamiento) a que estas hayan estado viciadas o comprometidas desde su elaboración.

Por su parte, el investigador Miguel Ángel Gópez Lim del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav) coincidió en que es casi imposible que las vacunas hubiesen tenido algún defecto desde su fabricación  y señaló que hay más posibilidades de que las agujas con que se inyectó la vacuna no hubiesen sido esterilizadas, que haya habido un error en la cadena de frío o que el médico que las aplicó lo haya hecho “extremadamente” mal.

Después de que comenzaron a  presentar síntomas y a convulsionar los 31 bebés chiapanecos que presentaron reacciones adversas tras la aplicación de la vacuna contra la Hepatitis B del Programa Nacional de Vacunación del IMSS, pasaron 12 horas antes que recibieran atención médica.

Los bebés Emmanuel Francisco y Yadira González González, quienes fallecieron la semana pasada tras la aplicación de las vacunas, eran originarios de la localidad de La Pimienta, en Simojovel al norte de Chiapas.

Isidro Hernández, comisario ejidal de La Pimienta, aseguró a 24 HORAS que los 31 bebés -incluidos Emmanuel Francisco López González y Yadira, de un mes de nacidos- comenzaron a presentar síntomas  como fiebre y convulsiones desde las 18:00 horas del viernes.

Cuando los síntomas no desaparecieron los padres de familia buscaron medios para trasladarse a la cabecera municipal, Simojovel, pues ahí está el centro de salud del programa IMSS Prospera, donde vacunaron a sus hijos. Ambas localidades se encuentran a una distancia de 10 kilómetros, un trayecto que dura entre hora y media y dos, aproximadamente.

Cuando llegaron a Simojovel no había médico y el centro de salud estaba cerrado, por lo que nuevamente tuvieron que viajar otra hora hacia el municipio de Bochil (en la región de Los Altos de Chiapas) donde el centro de salud sí estaba abierto y sí tenía médico, pero no los pudieron atender.

De ahí, según lo que contaron Isidro Hernández y Azalea Hernández, activista del Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas, los remitieron a la ciudad de Tuxtla -capital chiapaneca- donde finalmente fueron atendidos en el hospital “Dr. Gilberto Gómez Maza”.

El comisario ejidal explicó que desde hace años la mayor exigencia de la localidad de La Pimienta al gobierno estatal ha sido la construcción de una clínica de salud, porque la que opera en la actualidad raramente tiene médico y sólo cuenta con paracetamol en su botiquín. (24 Horas)

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 965
25 de julio del 2021
GALERÍA
Protestas y celebraciones ante destitución de primer ministro y suspensión de parlamento en Túnez
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.