mayo 12, 2021 12:31 PM

Al rojo vivo pleito por coto de caza en Juan José Ríos

EN EL ESTERO. Crece la discordia por la tierra.
EN EL ESTERO. Crece la discordia por la tierra.

Cuando la tercia de cazadores salió de la Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMAS) Sinalopato, en el estero de Juan José Ríos, se sorprendieron y alarmaron porque el lugar se había convertido en una auténtica zona de guerra.

Dos vehículos que habían permanecido intactos, una vagoneta Jeep Cheroque y una pick-up, estaban totalmente destruidos. Los medallones y cristales laterales fueron quebrados a pedradas. Los neumáticos fueron perforados con navajas. Las pérdidas materiales han sido calculadas en 40 mil pesos.

Testigos del ataque a las unidades dijeron que los responsables fueron Ernesto Félix Hays, su guía de casa Francisco Ramos, y otros sujetos. Ernesto es hermano del diputado federal aliancista, Rubén Benjamín Félix Hays.

Desde el año 2014, el legislador ha emprendido una serie de acciones para despojar el coto de caza Sinalopato al empresario turístico, Roberto Balderrama García, cuyos bienes materiales fueron el objeto directo del ataque, pero de acuerdo con el ofendido, el objetivo central era desacreditar la tranquilidad que se respira en el municipio para volverlo peligroso y con ello evitar que los turistas contraten servicios locales.

“Los Félix Hays pretenden desacreditar el negocio para quedarse con él, sin haber invertido un solo peso y sin infraestructura propia, sólo con una campaña de influyentismo político, tráfico de influencias en el gabinete federal y mediante el miedo, pues contratan a personas desalmadas para causar el mayor daño corporal a otros guías turísticos y físico en los bienes materiales de las empresas turísticas”, dijo Balderrama García.

Y es que, aseguró, cuando destruían las unidades, uno de los guías cinegéticos, Édgar Hernández, se montó en la camioneta de traslado de los turistas y se retiró, pues de no haberlo hecho seguramente habría sido agredido.

El coto de caza está cercado y protegido con un cancel de hierro, pero Francisco Ramos entró justo cuando el convoy de aerobotes y cazadores desembarcaban. Él sabía que los guías de Sinalopato  no harían ningún escándalo pues protegerían a los turistas extranjeros.

Y cuando éstos se fueron a la caza, Ramos regresó al pórtico, lo abrió y dejó que sus cómplices ingresaran para dañar los vehículos, y huyeran antes de que la policía llegara para proteger a los turistas.

Historia violenta

Los arrebatos de los Félix Hays en contra de Balderrama García van subiendo de tono y de violencia conforme se acerca el fin del fuero del legislador federal (Rubén Félix Hays), quien dejará la curul el 31 de agosto del 2015, es decir, dentro de casi siete meses.

El 15 y 16 de diciembre del 2014, el representante legal de Ernesto Félix Hays, Armando Rodríguez,  como usufructo de la zona federal PT Hunting, firmó un compromiso de no invasión de la UMAS Sinalopato ante Florentino Chillopa, subdirector de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), pero el pasado 9 de enero se desentendió de él y con su aerobote hostigó a cazadores extranjeros, acompañado de su guardaespaldas personal, Guadalupe Flores.

Antes, el 18 de noviembre de ese año, Ernesto Felix Hays tramitó ante la notaría pública 116 la escritura pública 14 mil 214 inscrita en el Libro Segundo, volumen XLII (42) en el Registro Público de la Propiedad y del Comercio de esta ciudad, apropiándose del embarcadero de la UMAS Sinalopato, que durante 40 años Balderrama García ha tenido en posesión simple y continua.

La escritura pública fue impugnada en diciembre por Balderrama García iniciándose el juicio de nulidad 904/2014, en el Juzgado Segundo del Distrito Judicial de Ahome. El proceso aún se desahoga.

Antes de que aparecieran Martínez y Flores en las escena violentas para allanar la UMAS Sinalopato y agredir a guías cinegéticos, el estadunidense David Mark Warner dijo trabajar para el diputado federal, Rubén Benjamín Félix Hays y no para el hermano de éste, Ernesto Félix Hays, en el acondicionamiento del terreno y del embarcadero que se encuentra en el estero de Juan José Ríos, pues sabía que era parte de la concesión PT Hunting.

Después de aquella declaración, el estadounidense desapareció de la escena de provocación y fue entonces cuando los empleados directos de los hermanos comenzaron las mayores agresiones, tanto físicas como verbales. Por ellas, la policía está expectante del desenlace.

La trama

18 de noviembre 2014: Ernesto Félix Hays se apropia del embarcadero de Sinalopato

15 de diciembre 2014: Firman pacto de no agresión los Félix Hays y Balderrama García

9 de enero 2015: Los Félix Hays rompen el pacto y agreden a Balderrama García.

30 de enero 2015: Empleados de los Félix Hays destrozan dos vehículos de Balderrama.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 954
09 de mayo del 2021
GALERÍA
Ataque israelí en la Franja de Gaza
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.