mayo 6, 2021 12:38 AM

Amenazan a Abigail: Madre de interna denuncia irregularidades en el penal de mujeres

LOURDES PÉREZ. “Mi hija está amenazada por Edgardo Burgos”.
LOURDES PÉREZ. “Mi hija está amenazada por Edgardo Burgos”.

“Vale más que no le muevas al caso, aquí está el niño conmigo, porque si le mueves ahí te vas a quedar en la cárcel, ahí te vas a podrir”, asegura quejosa que amenaza el dirigente panista estatal Edgardo Burgos Marentes, a Laura Abigail Colio Pérez.

 

“¿Y qué tiene que me pudra?”, sostiene que responde la presa desde la penitenciaría.

 

“Si pasa ese proceso te vamos a poner otro, y te vamos a poner otro más, y no vas a salir nunca”, cuenta que insiste su interlocutor vía teléfono celular que la “maestra Chuyita”, mensajera de Burgos Marentes, introduce al penal con la complicidad de Concha, encargada de las celadoras del módulo de mujeres del penal de Mazatlán.

 

A dos años de que su hija Laura Abigail Colio Pérez fue acusada de robo agravado para presuntamente encarcelarla y despojarla de su hijo, está siendo amenazada para no buscar recuperar al niño, quien fue entregado al dirigente del Partido Acción Nacional en Sinaloa, Edgardo Burgos Marentes, denuncia  Lourdes Pérez Serrano.

 

Desde el 25 de enero de 2013, Laura Abigail Colio Pérez está encarcelada en el Centro de Ejecución de las Consecuencias Jurídicas del Delito (CECJUDE), por el presunto delito de robo calificado que asegura no cometió, pero que le habrían fabricado para que Barnaby Miguel Cárdenas Rodríguez, entonces procurador de la Defensa del Menor, de la Mujer y la Familia, con supuestas artimañas, le quitara a su hijo para entregárselo ilegalmente al político panista.

 

Este domingo 25 de enero, Abigail cumple dos años de prisión. Su madre Lourdes Pérez Serrano no descansa y exige que se haga una verdadera investigación y se aplique la justicia.

“Mi hija ya tiene dos años en la cárcel, yo siempre he pedido que se investigue, si yo soy su abuela, o no del niño; que se investigue si yo quiero sacar adelante a mi nieto, que se investigue si mi hija hizo mal”, clama.

 

Relata que las únicas fotos que se conocen del proceso de crecimiento de su nieto Óskar Alexander Colio Pérez, las han obtenido por medio de una mentada maestra Chuyita, presunta operadora  de Edgardo Burgos Marentes.

 

Asegura que la maestra Chuyita, quien habría trabajado en el Cecjude en el área de trabajo social o sicología, camuflada de “samaritana” entra al penal, sin ser registrada como visitante, con teléfono celular en mano, hasta la celda del módulo de mujeres, donde se encuentra confinada Laura Abigail.

 

“Mija, soy Chuyita, sé que tienes un problema y quiero ayudarte”, le dice la supuesta gestora a la presa.

 

“La maestra Chuyita entra hasta con teléfono celular, es muy conocida en el penal, todo mundo la saluda, y Concha, la encargada de celadoras la deja entrar sin revisarla”, acusa Lourdes Pérez Serrano.

 

Para convencer a Laura Abigail de que es una mujer de alma caritativa, la maestra Chuyita le dice “mira lo que traigo” y le muestra las fotografías de su hijo Óskar Alexander, que doblegan a la interna al mirar la imagen de su niño.

 

La visitante teclea un número telefónico en su celular y cuando entra la llamada le dice a su interlocutora que le va a pasar a una persona que quiere hablar con ella y que supuestamente es la voz de Edgardo Burgos Marentes.

 

“No le muevas al caso del niño, porque te vamos a juntar otro proceso penal,  nunca vas a salir libre y te vas podrir en la cárcel”, amenaza la voz desde el otro lado de la línea.

 

Lourdes Pérez Serrano comenta que la última vez que la maestra Chuyita entró al penal fue allá por el mes de octubre, con la complicidad de las celadoras, pero que no sabe si el director Rafael Báez Sidar está enterado.

 

—¿Es cierto que las celadoras le piden a usted 50 pesos para entrar?

—Sí, son varias las guardias mujeres que están ahí, y una de ellas me ataja y advierte: dice la Concha, si quieres entrar que pagues. Son varias y diferentes las guardias ahí, pero la encargada de ahí, cuando me ha tocado se llama Concha.

 

—¿Usted cree que las celadoras cobran la entrada sin que se entere el director del penal?

—A veces sí se hacen cosas por debajo del agua, no se da cuenta el director, no sé si está enterado, yo con él no he hablado.

 

Fechas y amenaza

 

-25 de enero de 2013. Laura Abigail es acusada de robo calificado y es encarcelada en el Cecjude de Mazatlán. Barnaby Miguel Cárdenas Rodríguez, del Sistema DIF de Mazatlán, la despoja de su hijo para entregárselo a Edgardo Burgos Marentes.

 

-21 de enero de 2015. Lourdes Pérez Serrano, madre de Abigail, denuncia que hasta el módulo de mujeres del penal de Mazatlán, Burgos Marentes manda una mensajera para advertirle vía telefónica que no le mueva al caso de su hijo, porque él va a acumular otro proceso penal, para que “se pudra” en la cárcel.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 953
02 de mayo del 2021
GALERÍA
Colapsa puente de la línea 12 del metro de CdMX, al menos 23 muertos y decenas de heridos
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2019 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.