miércoles, enero 26, 2022
  • 00
  • Dias de Impunidad

'Ella', de Spike Jonze

cine
Ella (Her/EU/2013), escrita, dirigida y producida por Spike Jonze (¿Quieres ser John Malkovich?,1999; Donde viven los monstruos, 2009) no puede ser más oportuna. Aunque habla de un futuro impreciso, el nivel de dependencia a la tecnología de la sociedad actual es considerable, al grado de la despersonalización.
Es necesario revisar hasta dónde es conveniente, necesario y sano “socializar” a través de las redes sociales, cuando alrededor de la persona hay otros individuos con los que puede interactuar directamente, no digamos tener una relación de pareja.
Pero la película va más allá, y además del planteamiento anterior, pone ante el público la posibilidad de un sistema operativo que es lo mismo que un ser humano, con la única diferencia, claro, de que no tiene cuerpo.
Theodore (Joaquin Phoenix) es un escritor de cartas que atraviesa por un proceso de divorcio, y aunque no la está pasando nada bien, intenta que su  vida sea funcional: acude a su trabajo y busca nuevas relaciones.
Sus actividades dependen mucho de la tecnología, por lo que no es raro ver que todo lo tenga organizado desde su teléfono celular, y con su voz, le pida al aparato desde llamar a alguien, revisar mensajes y correos, hasta hacerle preguntas.
Son comunes las relaciones amorosas con un sistema operativo, y es así como Theodore compra el suyo y conoce a Samantha (Scarlett Johansson), quien en un principio se encarga de tener su vida en orden: citas, correos y correcciones de textos, pero poco a poco se vuelve necesaria para su amigo.
Ahora lo acompañará a pasear, a viajar, lo observará dormido, saldrá con sus amigos en “pareja” y se enamorará, después de que Theodore, con sus atenciones y palabras, logra despertar en ella “sentimientos”.
Las cosas se complicarán cuando el escritor se dé cuenta que no es el único en la “vida” de esa voz que carece de cuerpo, pero de quien está perdidamente enamorado.
Joaquin Phoenix desarrolla su papel de manera excelente: un adulto, que aunque atraviesa por momento difícil y está en una depresión, funciona en sus actividades, y es creíble: convive con sus amigos cuando puede, intenta rehacer su vida, y se permite vivir las emociones que le da una pareja, una vez que la encuentra.
La voz de Scarlett Johansson suena perfecta, y aunque hubiera sido mejor verla, el tono, el volumen, la intensidad, el énfasis, son los necesarios para que cualquiera se enamore de ella. Amy Adams luce muy bien como esa amiga cómplice de Theodore, quien no tardará en verse envuelta en una situación similar a la de éste.
Hay dos momentos que me parecen realmente interesantes: cuando Samantha le expresa por primera vez al personaje de Phoenix que tiene sentimientos por él y que quisiera no ser una máquina, y, cuando a través de una “amiga” de ella, intenta tener un cuerpo para estar con su novio.
El darse cuenta que uno no es el único en la “vida” de alguien, los celos, que se apague el sistema operativo, es lo peor que puede pasar a los personajes; a nosotros, lo más drástico sería que hagamos a un lado el Whatsapp y  tendamos a quien tenemos enfrente, físicamente. No se la pierda… bajo su propia responsabilidad, como siempre.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
RÍODOCE EDICIÓN 991
23 de enero del 2022
GALERÍA
La FGR aseguró 22 toneladas de mariguana y metanfetamina, y un millón de pastillas de fentanilo en Sinaloa y 5 estados
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

cine

DEPORTES

Desaparecidos

2021 © RIODOCE
Todos los derechos Reservados.