julio 17, 2019 5:27 am

“Cuates malovistas” sordos y mudos

En el ingenio azucarero de Los Mochis, adeudan salarios por medio año.
En el ingenio azucarero de Los Mochis, adeudan salarios por medio año.

Las intervenciones del gobierno malovista no han servido para nada, en el caso de la quiebra del ingenio azucarero local, pues sus copropietarios, Alejandro Elizondo Macías, Rodolfo de la Vega Valladolid y banqueros ingleses, se han burlado de los trabajadores, proveedores y hasta de los rentadores de parcelas.
Hasta ahora, los industriales han sido cobijados por la impunidad gubernamental, pues no hay institución que los obligue a saldar las deudas laborales. Mientras, la miseria de apropia de los hogares de los trabajadores.
Cansados estos de tantas promesas incumplidas, de tantos discursos huecos de acción, de la protección a los empresarios, salieron a la calle, sacaron a sus hijos, pero ninguna respuesta lograron, excepto sordera y silencio. Pasaron una Navidad amarga, y el arranque del año 2014 fue negro.
Indignados, acudieron a las instituciones. Y recibieron lo mismo, portazos y engaños. Más simulación que acciones.
Manuel Hernández, vocero de medio centenar de ex trabajadores de confianza del ingenio Mochis, afirmó que tienen ya seis meses sin recibir pago alguno, y tampoco han recibido notificación de despido. A pesar de esto, ellos se siguen presentando en la factoría, pero guardias privados les impiden el acceso. Ante ello se reúnen en el monumento a la Madre, y ahí pasan su horario laboral.
Afirmó que en medio año de problemas, las familias Elizondo y De la Vega no han respondido a sus demandas de pago de sueldos caídos. Más bien, se han encerrado y blindado con su fortuna y se han negado a atenderlos.
Calificaron la acción como nefasta, pues es inconcebible que los acaudalados mochitenses trafiquen con las familias de los ex trabajadores.
Afirmaron que pese a ser ignorados, mantendrán su lucha por el pago de los salarios caídos porque consideran que su lucha es justa, y la picardía de los dueños de la fábrica excesiva.
Carlos Álvarez Barreras, presidente de la Unión Local de Productores de Caña de la CNC, afirmó que los rentadores de parcelas a Agrícola Ohuira, que surte de caña a la Compañía Azucarera de Los Mochis, ambas empresas de los Elizondo y De la Vega, han sido burlados en varias ocasiones. E incluso engañados en forma reiterada.
Los acuerdos de depositar pagos en la Procuraduría General de Justicia fue también una trampa promovida desde las instituciones para ganar tiempo.
Ese tiempo que ganaron incrementó las rentas no pagadas a 30 millones de pesos. Ante la abierta insolvencia industrial, los ejidatarios entablaron demandas de incumplimiento de contrato, que avanzan lentamente.
Todo, a juicio del líder agrícola, ha resultado un fiasco de grandes proporciones.
Todos ellos han recurrido a las gestiones políticas, pero ni la intervención del gobernador, Mario López Valdez ni del alcalde Arturo Duarte García nada han arrojado, excepto impunidad empresarial.
Luis Puente Pérez, considerado como socio incómodo para las familias Elizondo y De la Vega porque se opuso a la administración fraudulenta y pretendió pagar sueldos, mejorar los sistemas de producción antes de cubrir sobresueldo a familiares y adquirir unidades de lujo para éstos y por ello proscrito de la sociedad, afirmó, tras concluir un silencio de meses, que la situación al interior de la fábrica es cada vez más crítica, y sin visos de solución a corto plazo, aunque los defensores del proyecto familiar aleguen lo contrario.
Aseguró que la situación se complicará en cuanto se resuelvan los conflictos legales, incluso por estas se perderán las compras de terrenos que los gobiernos municipal y estatal realizaron a sus ex socios.
Los nuevos regidores prristas se pronunciaron porque el alcalde, Arturo Duarte García se involucre en el caso y atienda las demandas de los trabajadores sin pago, en tanto que el ex edil, Víctor Sinhue Dam Ramírez, entonces presidente de la Comisión de Hacienda del cabildo de Ahome, dijo que en los años reciente, la comuna de Ahome no ha abandonado a los trabajadores y que la prueba de ese respaldo a la factoría fue la compra de terrenos.
Sin embargo, la situación financiera de la industria azucarera local es tan complicada que ninguna ayuda prestada ha sido suficiente.
José Armando Infante Fierro, presidente de la Comisión de Historia de Los Mochis y quien ha manifestado sus dudas y rechazo a los apoyos gubernamentales para los industriales, se dolió que tanto esfuerzo sólo beneficiara a los ricos mientras a los trabajadores se les escamoteó hasta el sueldo.
“Es una lástima que mochitenses sean los mismos que hundieron el mayor ícono de la ciudad, el ingenio azucarero, que sobrevivió a tantas crisis financieras mientras estuvo en manos foráneas”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RÍODOCE EDICIÓN 859
14 de JUlIO del 2019
GALERÍA
El huracán 'Barry' provoca inundaciones y daños a su paso por EU
COLUMNAS
OPINIÓN
El Ñacas y el Tacuachi
ENCUESTA

En Culiacán hay empresas que gestionan becas del programa Jóvenes Construyendo el Futuro a cambio de 'moches' y sin que el becario tenga que trabajar, ¿aceptarías una?

BOLETÍN NOTICIOSO

Ingresa tu correo electrónico para recibir las noticias al momento de nuestro portal.

DEPORTES