Andrés Manuel y sus líneas sobre seguridad

AMLO EN MORELOS. ‘Me distorsionan’.

Andrés Manuel López Obrador, tiene, hasta ahora, el mérito de haber esbozado algunas líneas de trabajo en materia de seguridad pública, lo que no ha hecho ningún otro aspirante a la presidencia de la república.  Es un buen paso el del Peje, que marca pauta en materia de los necesarios debates que deben darse sobre los temas torales del país. Hace seis años, recordemos, todos los candidatos le dieron la vuelta al tema del narcotráfico, a pesar de que nos ahogaba, como lo hace ahora también. Pero prefirieron surfear sobre lo económico, la pobreza, las llamadas reformas estructurales… El resultado fue que Enrique Peña Nieto, ya en el poder, no hizo ningún cambio en la estrategia que erróneamente utilizó su antecesor panista, Felipe Calderón, logrando que el problema se agudizara al grado de que ahora tenemos un país más caótico en materia de inseguridad y más violento.

Como son líneas muy gruesas las que traza López Obrador, no es posible analizarlas a fondo. Qué tan eficaz resultará conformar una fuerza coaligada (Guarda Nacional, le llama) de militares, elementos de la Marina y policías federales con un mando único civil, no es posible establecerlo ahora, pero es al menos una propuesta a debatir. En sus discursos plazueleros, Andrés Manuel había insistido mucho en que la “violencia no se combate con violencia” y nos quedaba la impresión de que solo estaba pensando en los programas sociales (todos ellos de impacto a largo plazo), como el combate a la marginación y la pobreza, la educación, en darle empleo a los jóvenes. Ahora vemos que no, que también la lucha frontal contra los grupos de la delincuencia organizada sería parte de su estrategia para abatir los niveles de criminalidad.

Pero el mismo planteamiento del problema de la inseguridad y la violencia del tabasqueño sigue teniendo huecos muy cuestionables. No ha tocado para nada la posibilidad de la despenalización de las drogas ilícitas como una más de las salidas a la criminalidad que se vive en México, como se ha estado planteando desde hace al menos dos lustros desde diversos frentes y cuyo camino ha sido optado por algunos países, incluido Estados Unidos, como una forma de reducir los riesgos de la drogadicción y los efectos que trae consigo, entre ellos la violencia.

Legalizar el consumo de drogas es un tema muy sensible y será muy difícil que algún candidato con posibilidades de ganar lo proponga, porque la controversia que siempre genera podría reducir sus simpatías en el electorado. Esto a pesar de que en las propias esferas gubernamentales han expresado su apertura al debate del tema.

Por el contrario, el precandidato de Morena lanzó desde diciembre una propuesta que sostiene todavía y consiste en amnistiar a quienes se dedican a delinquir. Lo dijo en Guerrero y se refería sobre todo a quienes se dedican a delitos relacionados con el narcotráfico. Las críticas y los cuestionamientos, como debía esperarse, se le vinieron en cascada, y lo único que se le ocurrió decir es que se estaba distorsionando su propuesta. En realidad es un disparate de campaña que trata de justificar diciendo que las estrategias hasta ahora han sido un fracaso y que es necesario “agotar todas las vías”. Y es verdad, pero si se hace una propuesta tan extravagante, debe hacerse con seriedad, no en un mitin. En todo caso, si propusiera al menos debatir sobre despenalización de las drogas en la idea de “agotar todas las vías”, los costos serían menores que los que ha tenido que pagar —al menos mediáticamente—con esa amnistía que no ha terminado de explicar.

El viernes pasado, durante un mitin en Morelos, el Peje denunció —según publicó el portal sin embargo.mx— que “los  de la mafia del poder hablan por teléfono a las casas para preguntarles a los ciudadanos si están de acuerdo a que se deje en libertad a los violadores, a quienes asesinan a la gente, a los secuestradores, pues la gente dice que no”, pero luego les comentan que eso es propuesta de López Obrador. En ese acto el precandidato negó que fuera así, que no habrá amnistía para violadores ni para asesinos ni para secuestradores… pero que sostiene su propuesta.

Bola y cadena

SIEMPRE HE PENSADO QUE ENRIQUE Ochoa Reza, el dirigente nacional del PRI, es más que nada un hablantín. Sin una carrera política importante en el partido, fue encumbrado en el cargo por el presidente, como ha ocurrido siempre. Y tiene una facilidad como pocos para decir cosas como si una multitud de idiotas lo estuviera viendo y escuchando. Ante lo dicho por AMLO sobre lo que llama amnistía, advirtió que, de aplicarse, causaría impunidad en México. Si el dirigente priista tuviera un poquito de vergüenza simplemente no hablaría de impunidad.

Sentido contrario

AHORA SERÍA INTERESANTE VER QUÉ proponen los candidatos del PRI y del PAN —ambos coaligados con otras fuerzas políticas— en el tema de la seguridad, porque desde gobiernos panistas y priistas y gracias a sus estrategias fallidas y criminales, es que se creó este infierno en que vivimos. Ojalá lo hagan.

Humo negro

ES UNA APUESTA RIESGOSA LA DE LA coalición Por México al Frente postular a Héctor Melesio Cuen Ojeda en una de las fórmulas para el Senado de la República. No en términos de votos, pues el Partido Sinaloanse, que el ex rector fundó y dirige, tiene asegurados muchos votos duros que, sumados a los del PAN, le aseguran un escaño ya sea ganando la elección o como primera minoría. El riesgo es más bien en términos mediáticos, por los negativos que ha acumulado a lo largo de su carrera política.

Columna publicada el 7 de enero de 2018 en la edición 780 del semanario Ríodoce.

Los comentarios están cerrados.

» Riodoce tv

19 Septiembre de 2017, un sismo que revivió la tragedia de 1985

» Impreso

El zurdo Amílcar Gaxiola buscará un lugar con los Tomateros

El zurdo Amílcar Gaxiola admite que en esta campaña habrá mayor competencia El lanzador zurdo Amílcar Gaxiola fue una de las incorporaciones a la pretemporada guinda, mostrándose entusiasta por hacerse de un lugar, ya que reconoce que para la venidera campaña, la competencia estará más intensa tanto por el talento que existe entre sus compañeros, […]

Christian Bragarnik, el misterioso argentino que trajo a Maradona

La ola

 Ecos del M68 Parte (4)

Columnas VER MÁS PUBLICACIONES

Zona de contacto » Fernando Ballesteros

Óliver no es un Pérez cualquiera

Malayerba » Javier Valdez

Malayerba Ilustrada: Esos parientes

Altares y sótanos » Ismael Bojórquez

Libertad de expresión y nuevo gobierno

Alfabeto QWERTY » Andrés Villarreal

Efemérides: Los días de la noche

Malayerba » Javier Valdez

Malayerba Ilustrada: Nintendo

Opiniones VER MÁS PUBLICACIONES

José Antonio Ríos Rojo

No a la privatización del agua

Ernesto Hernández Norzagaray

La debacle del cuenismo

José Antonio Ríos Rojo

Propuestas para el desarrollo sustentable de Sinaloa

Ernesto Hernández Norzagaray

La derrota de la ley anti-Morena

» Ñacas y Tacuachi

193202

El equipo técnico del Pelusa

Interlucion, +Vector - Autores: Marco Antonio Castillo Del Rincón, Pedro Ricardo Estrada Medina - http://www.interlucion.com http://www.masvector.com